www.diariocritico.com

Duelo a muerte entre Lula y Bolsonaro en las elecciones brasileñas

Lula da Silva en un mitin
Ampliar
Lula da Silva en un mitin (Foto: Twitter)
jueves 29 de septiembre de 2022, 18:25h

Las elecciones en Brasil se han convertido en una batalla cruenta y personalista entre 2 figuras que representan países totalmente opuestos: el actual presidente Jair Bolsonaro y el ex presidente Lula da Silva.

Todavía no hay ruido de sables, pero si Bolsonaro pierde, hay temor de que trate de movilizar a una parte del ejército, la policía y las milicias.

En estos momentos, Brasil está viviendo el duelo electoral que no pudo producirse hace 4 años. Luiz Inázio Lula da Silva ya era el favorito para vencer a Jair Bolsonaro en 2018, aunque las condenas por corrupción le terminaron dejando fuera de juego al líder del Partido de los Trabajadores (PT).

Silva cumplió su condena y pasó 580 días en prisión. Sin embargo, su resurrección política quedó despejada cuando el Tribunal Supremo anuló en 2021 las condenas que le llevaron a la cárcel de Curitiba.

Una decisión explosiva que volvió a colocar al antiguo líder sindical al frente de un partido que no había encontrado nadie que le eclipsara. Y ahora “quiere pasar a la historia de Brasil como el Lula que resurge de un proceso persecutorio“, ha declarado el candidato del PT.

Lula tiene 76 años, pero suele decir que se siente con la energía de un joven de 30 años. Y se presenta como el salvador de Brasil ante la deriva autoritaria de Bolsonaro.

"Queremos volver para que nadie se atreva a desafiar nunca más a la democracia y que el fascismo sea devuelto a la cloaca de la historia", exclamó Lula. Incluso llegó a decir durante la campaña que "si hay alguien poseído por el demonio, ese es Bolsonaro", ha manifestado el ex presidente brasileño.

El programa de Lula se basa en restaurar los logros sociales para las clases más vulnerables que caracterizaron su gobierno, como sacar a Brasil del mapa del hambre de la ONU. Hoy, 33 millones de brasileños, un 16 % de la población, están hambrientos y otros 125 millones tienen obstáculos para garantizar un plato de comida. Lo que supone un retroceso de 3 décadas.

Las elecciones más polarizadas de la Historia de Brasil

Son las elecciones más cruciales, más tensas y más violentas en 30 años. El enfrentamiento entre Bolsonaro y Lula se mueve entre dioses, demonios y amenazas. Y la urgencia de salvar el pulmón del planeta y proteger a los pueblos indígenas del Amazonas.

"Solo Dios me saca del poder"; "si fuera necesario, iremos a la guerra por la libertad de los brasileños"; "nos enfrentamos a una lucha entre el bien y el mal. Un mal que duró 14 años (en referencia al Partido de los Trabajadores), y que ahora quiere volver a la escena del crimen", declaró Bolsonaro en diferentes momentos de su legislatura.

También es difícil olvidar cuando se burló de la vacunación contra la COVID-19: "Si usted se convierte en caimán, es problema suyo", afirmó el presidente brasileño durante la pandemia.

Las frases polémicas marcan la gestión de este ex diputado y ex capitán del ejército que ganó la presidencia en 2018. El ultraderechista Bolsonaro logró capitalizar entonces una ola de desencanto hacia la clase política, el hartazgo de los brasileños ante la corrupción y el odio al Partido de los Trabajadores.

Cuatro años después lidera el gobierno más militarizado de la historia, con cerca de 8.000 militares en cargos de la administración. Dios, patria, familia y libertad son sus banderas. Defiende al pueblo armado y acumula ataques a periodistas y discursos sexistas y homófobos.

Asimismo, Bolsonaro logró evitar un impeachment o juicio político a pesar de que el Senado le acusó de crímenes contra la humanidad por su manejo de la pandemia. Esa "gripezinha" que acabó con la vida de más de 680.000 brasileños.

Lula lleva ventaja para las presidenciales

Lula da Silva mantiene su ventaja sobre Bolsonaro en un nuevo sondeo de cara a las presidenciales. El presidente cae en las encuentras de cara a estos comicios. Y 2 semanas antes de las elecciones dijo en un podcast que pasará la banda presidencial en caso de derrota.

Incluso llegó a instigar motines contra el Tribunal Supremo ante varias investigaciones de los jueces contra él y su familia. Y alimentó las dudas, sin pruebas, sobre la fiabilidad del sistema de voto electrónico insinuando fraude y que están amañadas en su contra.

"El presidente, su familia y los influencers de las redes sociales que están en su entorno hace meses que se dedican casi a diario a atacar el proceso electoral de Brasil. Hay como una misión de propagar mentiras sobre la seguridad de las elecciones. Fraude que nunca hubo en Brasil" afirma Daniel Bramatti, editor de Estadão Verifica, la unidad de verificación de hechos del diario O Estado de S.Paulo.

Y eso que Brasil utiliza el voto electrónico desde hace más de 25 años y goza de fiabilidad. Pero simpatizantes bolsonaristas como Antônio Custódio desconfían: "No tengo forma de saber si el voto que tecleé será ese. Todo el mundo sabe que se puede manejar un ordenador. Hay hackeo. Entran en el Pentágono, ¿no van a entrar en una urna electrónica?”, dió a entender Custódio.

Bramatti también se pregunta por qué los militares difunden desinformación sobre las urnas electrónicas y por qué reclaman fiscalizar. Y responde así: "es como un golpe en cámara lenta, un golpe que empezó hace mucho y no sabemos cómo será el final", ha denunciado el editor.

¿El Trump sudamericano?

El escenario es similar a las últimas elecciones en Estados Unidos, cuando Donald Trump convenció a muchos de sus partidarios de que le robaron la victoria. Una gran mentira que llevó al asalto al Capitolio.

“La gran preocupación es que Bolsonaro haga un llamamiento a no aceptar el resultado de las urnas“, ha advertido Esther Solano, socióloga de la Universidad Federal de São Paulo.

En los últimos meses 2 militantes del Partido de los Trabajadores fueron asesinados por bolsonaristas. Existe una base radical y fiel a Bolsonaro que está más armada que nunca. El presidente abrió la mano a la compra y uso de armas. Según el Sistema Nacional de Armas, en manos de particulares hay 4,4 millones de armas de fuego.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios