www.diariocritico.com
Así percibimos los españoles la violencia sexual: principales resultados
Ampliar
(Foto: Pixabay)

Así percibimos los españoles la violencia sexual: principales resultados

miércoles 06 de junio de 2018, 15:39h
En el marco del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, se ha llevado a cabo en España la primera encuesta enfocada al estudio de la violencia sexual y nuestra percepción. Aunque la mayor parte de los españoles condena la violencia sexual, queda un largo camino por correr ya que persisten comportamientos y conductas tolerados y aceptados por una parte importante de la sociedad; véase que la mitad de la población "exime parcialmente de culpa al agresor si éste ha bebido alcohol".

Con el próposito de conocer el nivel de aceptación de la violencia sexual en la sociedad, se ha llevado a cabo una encuesta pionera en Europa enfocada íntegramente a su estudio. Las percepciones y actitudes de la sociedad moldean el clima social en el que tiene lugar la violencia sexual, y contribuyen a que ésta se perpetúe o desaparezca. Un entorno social que acepta o incluso apoya la violencia sexual en alguna circunstancia, contribuye a crear un clima de tolerancia que facilita que los agresores mantengan su conducta y dificulta que las víctimas revelen la violencia sufrida.

Entre las principales conclusiones de la encuesta, se deriva que la mayor parte de la población condena la violencia sexual, pero, cuando se pregunta por comportamientos de violencia sexual que no implican relaciones sexuales o cuando estas relaciones se enmarcan en el ámbito de la pareja, disminuye de forma sustancial el porcentaje de personas que consideran que estos comportamientos deben estar siempre castigados por la ley.

Además, la importancia que la población da al papel del alcohol en las agresiones sexuales difiere en función de si el consumo ha sido por parte de la víctima o del agresor. De hecho, 1 de cada 2 españoles exime parcialmente de culpa al agresor si éste había bebido, mientras que más de 8 de cada 10 rechazan culpar a la víctima por haber bebido alcohol.

Los principales datos sobre la percepción social de la violencia sexual:

- La mayor parte de la población rechaza las afirmaciones relativas a que las mujeres se inventan y/o promueven el acoso sexual, al tiempo que consideran que casi todos los tipos de acoso sexual en el trabajo terminarían si simplemente la mujer le dice al hombre que pare.

- Más de 8 de cada 10 personas rechazan afirmaciones que culpan a la víctima de una agresión sexual de forma explícita, pero hay quienes consideran que el comportamiento previo y la vida sexual de la víctima eximen parcialmente de culpa al agresor. También persiste la creencia, entre casi la mitad de los encuestados, de que si una mujer no quiere sexo, no debe coquetear con el hombre.

- 8 de cada 10 personas rechazan culpar a la víctima de la agresión sexual si ésta había bebido, pero casi 1 de cada 2 exime parcialmente de culpa al agresor si éste había bebido. La aceptación de esta creencia puede favorecer que se culpe a una mujer víctima que denuncie una agresión sexual en este contexto.

- Casi la mitad de los hombres creen que las violaciones son cometidas por desconocidos, mientras que casi la mitad de las mujeres consideran más probable que la violación la cometa un conocido. La realidad es que, según la macroencuesta de 2015, sólo el 18,6% de las violaciones que se producen fuera del ámbito de la pareja son cometidas por desconocidos.

- Entre el 86% y el 99% de la población considera inaceptables los siguientes comportamientos: dar de forma deliberada a una mujer alcohol o drogas para poder mantener relaciones sexuales con ella; obligar a la pareja a mantener relaciones sexuales no deseadas; tocar a una mujer de forma no deseada; besar a una mujer contra su voluntad; hacer comentarios y sugerencias de tipo sexual no deseados a una mujer. Sin embargo, cuando el comportamiento por el que se pregunta no abarca las relaciones sexuales, o éstas se enmarcan dentro de la pareja, el porcentaje de quienes consideran que además de ser inaceptable debe estar siempre castigado por la ley disminuye, especialmente en el caso de la violencia sexual de tipo verbal.

- Más del 95% de la población ve inaceptables todos los comportamientos de violencia sexual ligados al uso de las nuevas tecnologías por los que se pregunta en la encuesta: enviar correos electrónicos o mensajes de texto con contenido sexual no deseados; presionar a una mujer para que envíe fotos de sí misma desnuda; compartir fotografías o vídeos de carácter sexual a través de redes sociales (Facebook, WhatsApp, Instagram, etc.) sin el consentimiento de las personas que aparecen en el mismo; chantajear a una mujer con difundir fotografías o vídeos de carácter sexual suyos.

- El consumo de prostitución es considerado como algo aceptable por el 42,9% de los hombres y el 30,9% de las mujeres.

- Conocimiento de víctimas de agresión sexual: es mayor entre las mujeres que entre los hombres. También entre las personas jóvenes: el 36,9% de quienes tienen entre 16 y 24 años conoce a una mujer víctima frente a sólo un 11,9% de las personas mayores de 75 años.

- El 61,7% de los encuestados cree que las mujeres que sufren una agresión sexual denuncian en pocas ocasiones, mientras que el 22,8% considera que se denuncia en la mayor parte de las ocasiones.

- Respecto a los motivos por los que no se denuncia, el miedo al agresor es el principal, seguido de la vergüenza, el miedo a no ser creída y a ser considerada culpable de lo sucedido.

- 3 de cada 4 encuestados consideran que los centros educativos son las principales instituciones que deberían informar sobre la violencia sexual y su prevención, mientras que casi el 40% creen que debe ser la familia la encargada de la educación sexual.

- La medida preventiva más citada son las campañas de sensibilización seguida de la educación afectivo-sexual.

- El 77% de las personas entrevistadas considera que es más importante educar a los hombres a no agredir, frente al 14,8% que considera más importante enseñar a las mujeres a evitar situaciones de riesgo.

- El 93,6% de las personas entrevistadas considera que es necesario educar a hombres y mujeres sobre el consentimiento sexual para prevenir agresiones sexuales. De las personas que han respondido de forma afirmativa, el 97,4% considera que habría que educar en el consentimiento sexual antes de los 16 años, siendo un 73,5% quienes creen que habría que hacerlo antes de los 12 años.

Estereotipos sobre agresores sexuales. Preguntados por los motivos que llevan a algunos hombres a agredir sexualmente a mujeres, los españoles consideran que se debe a:

1. Tienen problemas mentales: 34,1%

2. No aceptan un rechazo por parte de una mujer: 28,2%

3. El consumo de alcohol y/o drogas: 25,3%

4. Buscan controlar a las mujeres: 25,3%

5. Disfrutan sometiendo sexualmente a las mujeres: 22,4%

6. No pueden controlar sus impulsos sexuales: 19,7%

7. No identifican sus acciones como una agresión sexual: 14,3%

8. Tienen un bajo nivel educativo: 6%

9. Repiten los comportamientos observados en programas de televisión, videojuegos o películas: 5,5%

10. Sufrieron abusos sexuales en la infancia: 5,4%

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.