www.diariocritico.com
Pablo Iglesias, en la entrevista en 'Salvados'
Ampliar
Pablo Iglesias, en la entrevista en 'Salvados' (Foto: La Sexta)

Pablo Iglesias denuncia la gran conspiración: los poderosos que dominan al Gobierno

lunes 18 de enero de 2021, 08:48h

El vicepresidente segundo y líder de Podemos se sometía el domingo a la mediática entrevista de Gonzo en el programa 'Salvados' de 'La Sexta' y no defraudó a nadie. Pablo Iglesias apostó por responsabilizar a otros de que el Gobierno no pueda solucionar algunas de las demandas de la ciudadanía en el ámbito social y económico y hizo muy poca autocritica.

Iglesias, por ejemplo, denunció a modo de conspiración de película que los poderosos, las grande empresas del país, dominan al Gobierno y que éste apenas puede hacer nada por cambiar las cosas, asegurando que vivimos ante una "democracia limitada".

"Dueños de bancos y grandes empresas tienen más poder que yo y nadie les votó", criticó al entrevistador, cuando se le reprochó que ahora en el poder, Unidas Podemos no hace las cosas que prometió en la oposición.


Reciba gratis en su móvil
noticias como ésta
a través de WhatsApp


"Tenemos un sistema democrático, pero limitado por poderes que ponen muchas trabas y muchas dificultades a que la voluntad popular de la gente se pueda expresar", se quejó Iglesias, afirmando que "estar en el Gobierno no es estar en el poder". E insistió: "Aunque me caigan, y perdón por lo coloquial de la expresión, todas las hostias del mundo por decir algunas verdades incómodas".

Y asegura que ya lo denunció antes: "Yo dije antes de ser vicepresidente del Gobierno que hay señores que mandan más que los diputados y los ministros y ahora, siendo vicepresidente, lo vuelvo a decir, hay dueños de bancos, dueños de grandes empresas que tienen más poder que yo y no les ha votado nadie".

Su relación con el PSOE

(Pablo Iglesias, en la entrevista en 'Salvados' de 'La Sexta')

Otro delicado tema en la entrevista fueron las preguntas sobre sus relaciones con el PSOE, con quien comparte Ejecutivo de coalición. Preguntado por si se fía de Pedro Sánchez, Iglesias fue tajante: "En política, no hay que fiarse de nadie". Tampoco se mojó sobre si sabe si el presidente duerme bien por las noches, haciendo así mención a la famosa frase que dijo Sánchez antes de negarse a formar gobierno con Podemos, en 2019.

Iglesias confesó que hay ministros nombrados por el PSOE con los que les separan mares y océanos, sobre todo mencionándose nombres en la entrevista como Margarita Robles, Nadia Calviño o José Luis Escrivá, estos dos últimos paralizando asuntos sociales y económicos como la subida del salario mínimo o con la propuesta de recalcular las pensiones. A Robles parece que no se le perdona su confesión 'monárquica'.

Eso sí, Iglesias confesó que muestra muy respetuosamente el retrato oficial del rey Felipe VI en su despacho porque es el Jefe del Estado actual y que desea que hubiera "una presidenta de la República", pero que mientras tanto él respeta las instituciones constitucionales en vigor.

Pero su crítica más dura a los ministros del ala socialista llegó cuando salió el tema de los desahucios. "A veces dentro del Gobierno estás discutiendo con un ministro que hace suyos los argumentos de la patronal inmobiliaria", afirmó Iglesias cuando se refería a las presiones de "gente poderosa y rica" al Gobierno. No mencionó nombre, pero los afectados serían el ministro Ábalos y la vicepresidenta Calviño.

Sobre las lealtades entre los socios de gobierno, se negó a admitirlo explícitamente, pero reconoció que no fueron leales en su partido al presentar una enmieda a los Presupuestos por el tema de los desahucios. "Lo tuvimos que hacer para acabar con los desahucios", excusándose en que en "política hay que tomar decisiones". "Yo me vi con la decisión enfrente, o los desahucios o tener una palabra más alta que otra con el presidente", argumentó.

Aprovechó para reprochar a Sánchez que tampoco el PSOE le informó de la huida pactada del Rey emérito, entre otros asuntos. "¿Por qué el rey emérito es un fugado y Carles Puigdemont es un exiliado que es como le llama usted a uno y a otro?", le preguntó Gonzo a Iglesias, casi dejando vencido al entrevistado. Iglesias defendió que estaban huidos por motivos distintos y que lo consideraba exiliado: "Claramente, creo que sí", comentó, al considerar que el independentista está perseguido por la Justicia no por haber "robado dinero a nadie, ni por haber intentado enriquecerse, ni por haber metido la mano en el en el bolsillo de nadie, sino por llevar sus ideas políticas hasta un extremo y por vías erróneas".

[[[ El lío por la comparación de Iglesias sobre Puigdemont y los exiliados del franquismo ]]]

Acosos recibidos

Iglesias fue cuestionado sobre los escraches a políticos de la derecha que él comprendía cuando era un líder opositor desde las televisiones y asomaba la cabeza en política. Ahora los sufre cada día frente a su casa de Galapagar, algo de lo que sus 3 hijos son testigos constantes.

El jefe de Podemos dijo que pese a que sus hijos son víctimas de este acoso de la "ultraderecha" y de "fascistas" y "neonazis", pagan el precio de que sus padres hagan política, y huyó del victimismo asegurando que muchos niños en España sufren cosas peores.

Eso sí, aclaró que "comparar los que hacía la Plataforma anti Desahucios" con los escraches que su familia recibe es "banalizar el fascismo". Además aprovecho para recordar que según su criterio la izquierda no ha hecho cosas ilegales: "Si alguien se ha saltado un cordón policial frente al Congreso ha sido Jusapol", dijo sobre este sindicato policial derechista.

Aprovechó para criticar al PP por gobernar con ultraderechistas, en referencia a Vox, a los que comparó con los "terroristas de la dictadura" franquista. "El PP gobierna con un partido que reivindica gobiernos terroristas de la dictadura que asesinaron españoles por pensar diferente", destacó, para defender que el Gobierno se apoye en los votos de Bildu.

Iglesias recordó que al menos este partido ya condena atentados y la violencia de ETA, mientras que Vox no lo hace con los actos que desencadenaron en la Guerra Civil y la posterior dictadura franquista.

Subida de la luz

Y cuando hablábamos de las promesas socioeconómicas que Podemos no ha podido cumplir estando en el Gobierno, llega el delicado tema de la subida continua del precio de la luz.

Iglesias fue algo más autocrítico y reconoció que no está concediendo a sus votantes y a la ciudadanía algo que deseaba como parte de la oposición: "A nosotros lo que nos gustaría tener es una empresa pública de energía", dijo como excusa, argumentando que son minoría en el Ejecutivo de coalición y que no pueden imponer sus criterios.

"Creo que con una empresa pública de energía se podría limitar el oligopolio eléctrico, se podrían evitar situaciones como las de la Cañada Real", apuntó como solución, pero reconociendo que es "consciente de que una empresa pública de energía no la vamos a conseguir, porque eso lo quiere Unidas Podemos y no el PSOE".

El líder de Podemos insistió en que "se puede nacionalizar una empresa eléctrica, solo hace falta voluntad política", y que no baja porque entre otras cosas el ala socialista no quiere bajar el IVA a la luz, como ellos plantean.

Suscríbete al Boletín gratuito de noticias de Diariocritico y recibe en tu correo electrónico, de lunes a viernes, toda la información que marca la actualidad del día. También puedes suscribirte para recibir nuestras alertas gratuitas de noticias de Whatsapp o Telegram.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

3 comentarios