www.diariocritico.com

Sevilla, Espanyol, Osasuna y celta

Pleno al cuatro en UEFA: los españoles pasan a octavos

Pleno al cuatro en UEFA: los españoles pasan a octavos

Los cuatro jugaban en casa y con marcadores favorable. Y los cuatro cumplieron a la perfección con cuatro victorias en dieciseisavos de la Copa de la UEFA. Y ya están en octavos. Los resultados: Sevilla-Steaua (1-0); Celta-Spartak (2-1); Osasuna-Girondins (1-0); Espanyol-Livorno (2-0).

El Sevilla cumple el trámite

El Sevilla, que ya había vencido en la ida por 0-2, superó de nuevo al débil Steaua de Bucarest (1-0) y sella, de este modo, su pase a octavos de final de la Copa de la UEFA, donde se medirá al Shaktar Donetsk ucraniano, que hoy se deshizo del Nancy francés. El choque comenzó con muy poco ritmo por ambas partes, ya que los sevillistas jugaban con el marcador a favor, mientras los rumanos preferían ir con una cautela que, al fin y al cabo, beneficiaba a un Sevilla que se desenvolvía con comodidad.

Y es que, con un apretado calendario en ciernes, el técnico local, Juande Ramos, optó por economizar fuerzas, hasta el punto de poner en liza una novedosa pareja de ataque formada por Kerzhakov y el canterano Alfaro. Así las cosas, tan sólo un intencionado remate de Kerzhakov en el segundo palo, a lanzamiento de falta de Alves (min. 17) , rompió la monotonía del partido, cuyo dominio correspondía por completo a los de casa.

Tanta complacencia estuvo a punto de costarle cara al Sevilla, porque a renglón seguido Escudé tuvo un fallo garrafal que dejó al mejor jugador del Steaua, Nicolita en un mano a mano con el meta Palop que, como ya es habitual, fue providencial para su equipo. La peor noticia, empero, llegó con la lesión de Puerta, que dejaba bajo mínimos la banda izquierda del Sevilla, en el que entró el canterano Diego Capel.

Poco a poco estuvo claro que el Sevilla tenía serios problemas de creación en la medular, con Martí y Maresca, aunque su adversario, repleto de imprecisiones, era incapaz de crear peligro, pese a las aproximaciones de Nicolita y de Badea, que tuvo otro buena oportunidad al filo del minuto 40, nuevamente atajada por Palop.

Pero, como no podía ser de otro modo, en la última jugada de la primera parte Kerzhakov cabeceaba a gol un centro medido de Hinkel, sentenciando definitivamente la eliminatoria y hundiendo las ya de por sí escasas esperanzas que le restaban al Steaua, para quien el Sánchez Pizjuán no fue hoy el 'talismán' de 1986, cuando los rumanos conquistaran, en este mismo escenario, su única Copa de Europa en la histórica final disputada ante el Barcelona.

Aún así, a poco de comenzar la segunda parte, Cristocea fue objeto de un posible penalti en el área del Sevilla. Pero el encuentro ya no tenía historia, porque sevillistas y rumanos estaban claramente deseando que llegara el minuto 90, que se alcanzó sin más incidencias.

El Celta se mete con suficiencia en octavos

El Celta de Vigo se clasificó para los octavos de final de la Copa de la UEFA al vencer en Balaídos al Spartak de Moscú (2-1), muy mermado físicamente al encontrarse en pretemporada, por lo que ahora los gallegos se enfrentarán al Werder Bremen alemán, que eliminó al Ajax de Amsterdam. El equipo dirigido por Fernando Vázquez refrendó su mejoría con un nuevo triunfo que, además, le permite mantenerse con vida en Europa, y seguir soñando con poder conseguir una histórica hazaña continental a finales de año.

Las estadísticas eran favorables para el Celta, ya que a pesar de contar con un favorable empate a uno cosechado de la ida en Rusia, los gallegos no conocen la derrota en Europa en su feudo desde octubre de 1998, habiendo logrado 16 victorias y sólo cuatro empates desde entonces. La táctica de Fernando Vázquez fue similar a la de la ida, y planteó un esquema con Nuñez en el flanco derecho, Esteban bajo palos, aunque sin Fernando Baiano en punta, en detrimento de la dupla formada por Nené y Jonathan Aspas.

De hecho, Nené, fue el autor del primer tanto vigués, que fue vital, porque además de su importancia, desperezó el juego local, muy frío y distante en el comienzo. La fantástica vaselina del jugador brasileño permitió al Celta controlar el choque, pasado el ecuador de la primera parte, con gran soltura y sin grandes amenazas hacia su marco.

En contra, el equipo de Vladimir Fedotov no halló su sitio en el campo durante los primeros cuarenta y cinco minutos, con lo que no demostró ser un equipo 'Champions'. Ni Titov ni Pavlyuchenko pudieron acobardar el despliegue gallego, muy centrado, a diferencia de otras ocasiones, y tranquilo toda la noche. Con la ideas muy claras siguió el Celta tras el intermedio, en el que manejó con claridad y rotundidad el choque. Sin embargo, la sentencia se alargó en exceso, motivado por los errores locales ante la meta rusa, aunque finalmente llegó merced al tanto de Jonathan Aspas, que reivindicó su condición de titular.

Pese al tanto, el equipo moscovita no dispuso de tiempo suficiente para dar la vuelta a la eliminatoria, ya muy decantada del lado vigués, que cogen aire y vuelven a retomar el pulso a la competición, tras lograr su segunda victoria consecutiva en tan sólo una semana, tras el triunfo en Pamplona.

Osasuna necesita la prórroga

El Osasuna necesitó de 120 minutos para conseguir su pase a los octavos de final de la Copa de la UEFA ante el Girondins de Burdeos, al que venció en la segunda parte de la prórroga por 1-0, superando el empate a cero registrado en el partido de ida, en un encuentro en el que llevó la iniciativa durante su práctica totalidad.

   El conjunto galo dejó toda la responsabilidad del partido a los pamplonicas, que dominaron la pelota durante prácticamente la totalidad del encuentro. Pese a todo, la gran solidez defensiva de los visitantes, con un Planús expléndido, y la total falta de acierto en el último pase del Osasuna, impideron a los de Ziganda tomar la delantera en la eliminatoria.

   Los locales lo intentaban una y otra vez ensanchando en el campo por las bandas. Juanfran, el mejor de los osasunistas, se mostraba muy laborioso en la derecha y Nekunam amenazaba la tranquilidad gala llegando desde atrás.

   Sin embargo, Milosevic y Soldado debían buscarse ellos mismos sus oportunidades dado que apenas recibían balones por el poco acierto de Osasuna cuando llegaba a los tres cuartos de campo. Pese a la falta de apoyo de sus compañeros, Milosevic forzó un par de faltas peligrosas al borde del área francesa que desaprovecharon David López primero y Soldado después.

   El Girondins, por su parte, esperaba su oportunidad a la contra, intentando aprovechar su buen hacer defensivo y la posición excesivamente adelantada de sus rivales. A duras penas consiguieron los franceses atravesar la divisoria durante la primera parte, pero tras la reanudación el conjunto galo rompió cualquier intento de cada balón que llegaba a Perea éste hacía temblar a la grada navarra. Ricardo con una parada magistral y el palo impidieron al jugador visitante encarrilar la eliminatoria.

   EL PARTIDO LLEGA A LA PRÓRROGA

   Con el Girondins replegado y la falta de mordiente de Osasuna se cumplieron los 90 minutos reglamentarios. El halo de la prórroga prometía un duelo lleno de nervios y aún faltaba por ver si los osasunistas disponían del físico necesario para continuar llevando la batuta del encuentro. Y la respuesta fue afirmativa. Los locales siguieron jugando mucho más al fútbol que sus rivales pese a que el tiempo apremiaba y pesaba cada vez más.

   Pero cuando la grada del Reyno de Navarra se preparaba para la agonía de los penaltis, asumida ya por ambos equipos, un cabezazo de Nekunam tras un córner local provocó el júbilo del público navarro. El único despiste defensivo de los galos fue aprovechado por el iraní, que voló sobre la zaga rival para permitir a los locales seguir su aventura europea. Su próximo rival en esta empresa será un histórico como el Glasgow Rangers.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios