www.diariocritico.com

Destruye las colmenas de las abejas

Imagen de una avispa
Imagen de una avispa

La avispa asiática llega a la Comunidad Valenciana

AVA-Asaja ha alertado de que la posible llegada del avispa asiática a la Comunitat Valenciana podría acabar con "decenas de miles de colmenas", por lo que se ha dirigido tanto a la Conselleria de Agricultura como al Ministerio de Medio Ambiente para exigir que se "extreme la vigilancia" y se prepare un protocolo de actuación en caso de que llegue a la Comunitat

La organización agraria ha destacado que "tras más de cinco años devorando y diezmando las colonias de abejas de miel del sur de Francia", a finales del año pasado se confirmó la presencia de la Vespa velutina nigritorax en España.

Asimismo, ha señalado que el hallazgo de la también llamada avispa asiática en zonas de Guipúzcoa y el País vasco "ha desatado la alerta" en el sector apícola vasco, que "ya augura su rápida expansión por la cornisa cantábrica pero también entre los productores de miel aragoneses, catalanes y valencianos, pues se sabe que el insecto podría aclimatarse perfectamente al clima mediterráneo".

La organización agraria ha advertido de que, de instalarse, "no sólo provocaría la progresiva destrucción de decenas de miles de colmenas, sino que afectaría al sector hortofrutícola en general porque reduciría de forma drástica la polinización que realizan las abejas".

La Vespa Velutina fue detectada por primera vez en Europa en la región francesa de Aquítania pero hoy ya se extiende por más de 30 departamentos del país vecino y su erradicación se considera impensable, según datos de AVA-Asaja, quien ha asegurado que se sospecha que llegó de China vía puerto de Burdeos, en un contenedor con caquis, fruta que por su color atrae especialmente al insecto y que también es uno de los cultivos estratégicos valencianos.

"De momento, es sólo una amenaza cierta, pero conviene estar preparados porque la detección precoz será clave para aplicar medidas con las que frenar su expansión", ha advertido el presidente de AVA-Asaja, Cristóbal Aguado, quien ha reclamado la colaboración de los apicultores e incluso de los excursionistas para así detectar antes su presencia en el campo.

El avispón asiático mide alrededor de tres centímetros, aunque las reinas pueden alcanzar los 5 centímetros, más del triple que la abeja europea y suele construir grandes nidos sobre los árboles con un diámetro de hasta medio metro. Se distingue del autóctono, la Vespa cabro, porque el abdomen de este invasor asiático es de color negro o marrón oscuro, la cabeza negra con frente anaranjada y con los extremos de las patas también amarillentos.

Pero, según AVA, la gran diferencia con las avispas locales es su "voracidad", ya que "mientras que las nacionales pueden matar una o dos abejas obreras, la asiática arrasa colmenas enteras". La entidad agraria ha recordado que los "dos principales problemas" de la apicultura valenciana fueron "importados".

"El ácaro Varroa se instaló a mediados de los 80 procedente del sudeste asiático y el síndrome de despoblamiento de colmenas tampoco se originó en el viejo continente", ha señalado la organización. Se estima que ambas enfermedades han reducido la población de abejas en más de un 40 por ciento.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios