www.diariocritico.com

Gallardón (PP), Jáuregui (PSOE), Erkoreka (PNV), Llamazares (IU) y Pere Macias (CiU)

El fin de ETA se cuela en el minidebate entre PSOE, PP, PNV, CiU e IU

El fin de ETA se cuela en el minidebate entre PSOE, PP, PNV, CiU e IU

- Jáuregui y Erkoreka hablan de"triunfo colectivo" pero coinciden en que "queda mucho por hacer" hasta el fin de la banda
- Gallardón afirma que la "nadie debería repartir medallas, sólo las víctimas y las Fuerzas de Seguridad del Estado"
- Llamazares fue el 'verso suelto' del debate al sacar el tema de la corrupción
- Todos recogen el guante para cerrar un pacto por la Sanidad reclamado por CiU

jueves 10 de noviembre de 2011, 00:57h
El minidebate a cinco celebrado entre PSOE, PP, CiU, PNV e IU sorprendió a última cuando el ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui,  sacó a colación la decisión de ETA de abandonar la lucha armada, un asunto sobre el que habían pasado de puntillas el pasado lunes Rajoy y Pérez Rubalcaba en su único cara a cara. Jáuregui quiso dejar claro que "la paz no ha caído del cielo" aunque reconoció que el hecho de haberse llegado a este final es "un triunfo colectivo" pero alertando en no caer en el "involucionismo", opinión en la que coincidió el peneuvista Josu Erkoreka. Gallardón pidió "que nadie se ponga medallas, sólo las víctimas". Llamazares intentó que se hablara de la corrupción, pero se quedó solo. Por lo demás, los cinco representantes políticos coincidieron en la necesidad de alcanzar un pacto por la Sanidad pedido por CIU, cuyo representante se alió con el del PNV para lamentar el mal trato que el Estado les dispensa. Las diferentes recetas para salir de la crisis acapararon la primera parte del debate a cinco que transcurrió en un clima sosegado y de 'guante blanco'.

- Llamazares se queda con la silla y es el quinto participante en el 'mini-debate'
El PSOE no quería dejar la oportunidad de que la ciudadanía sepa que el anuncio de ETA ha llegado cuando todavía gobierna el PSOE. Por ello, el ministro de Presidencia, Ramón Jáuregui - que se alió con el portavoz del PNV, Josu Erkoreka- ,  aprovechó el último bloque del debate, sobre otras políticas y política para congratularse del anuncio hecho por la banda terrorista sobre el abandono de la violencia.  Una decisión que ambos políticos atribuyeron a "un triunfo colectivo". No obstante, ambos alertaron de que haya una tentación de "involucionismo" por lo que apelaron a la "concordia". El edil madrileño del PP, Alberto Ruíz Gallardón, también quiso fijar su postura y aunque se sumó a la satisfacción general por este anuncio, aseguró que el paso dado por la banda "no es suficiente" y que ETA debe disolverse definitivamente. "La sociedad española no le debe nada a ETA", dijo el edil madrileño, mientras alertaba de que "nadie debería repartir medallas, sólo las victimas y las fuerzas de seguridad del Estado" que han defendido con su vida  la posibilidad de que se haya llegado a este final.

Con todo, el debate  derivó en una confrontación entre el representante socialista Jáuregui, y el del PP, Alberto Ruiz Gallarón que buscaron el cuerpo a cuerpo constantemente, fundamentalmente sobre las políticas de recortes que ha aplicado el Gobierno para salir de la crisis y las que están llevando a cabo los populares en las CCAA donde gobiernan. Uno y otro se reprocharon los planes de ajustes mientras aseguraban que a pesar de ello seguirán defendiendo con uñas y dientes el mantenimiento del estado de bienestar. Frente a las acusaciones de Jáuregui, Gallardón insistió en que su partido no aplicará el copago sanitario y afirmó que apostará por la Sanidad y la Educación pública pese a lo que digan los socialistas. De hecho, el ministro de Presidencia le había reprochado que diga esto y luego den incentivos fiscales a los colegios privados.

Precisamente, el nacionalista catalán Pere Macia (CiU),  pidió un pacto de Estado de Sanidad, guante que recogieron los demás participantes del debate, mientras el vasco Josu Erkoreka barrió para casa y defendió la políticas hechas en Euskadi por los gobiernos de Ardanza e Ibarretxe que han logrado afrontar la crisis en mejores condiciones  

El que se quedó solo en casi todos sus planteamientos fue el representante de IU, Gaspar Llamazares. Tanto en su intento en sacar en el debate el tema de la corrupción, como en su diagnóstico de la crisis que atribuyó sin  dudarlo a la codicia de los mercados y las entidades financieras. El dirigente de IU lamentó haber escuchado a todos "la misma sinfonía del ajuste para recortar el gasto publico" y bautizó la situación como el "estado de medioestar" y acusó al PSOE de haber "vendido las joyas de la corona".   

Los candidatos llegaron a la sede de TVE cuarenta minutos antes de la hora prevista para el inicio del debate. Todos posaron a la entrada para la foto: Alberto Ruíz Gallardon con una llamativa corbata roja;  Gaspar Llamazares y Ramón Jáuregui y Josu Erkoreka se inclinaron por los tonos el azul,  muy similares a las de Rajoy y Rubalcaba, y el catalán Pere Macia optó también por una roja a rayas.  La periodista de TVE María Casado fue la encargada de moderar el cruce de propuestas.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios