www.diariocritico.com
Iglesias y Moreno Yagüe se quedan solos en la disputa por la secretaría general de Podemos
(Foto: Podemos)

Iglesias y Moreno Yagüe se quedan solos en la disputa por la secretaría general de Podemos

> En las primarias de 2014 Iglesias tuvo que competir con 71 personas por el liderazgo

viernes 03 de febrero de 2017, 09:47h
El abogado y diputado andaluz Juan Moreno Yagüe se ha convertido en el único adversario de Pablo Iglesias en las primarias por la secretaría general de Podemos. El número de equipos para el Consejo Ciudadano también se ha reducido tras la fase de transacción de los documentos y finalmente sólo se presentarán cuatro equipos- incluido el del líder de Podemos, el de Errejón y el de Anticapitalistas- y una lista de independientes.

Vistalegre II no sólo diferirá de la primera Asamblea Ciudadana de Podemos por el enfrentamiento entre Pablo Iglesias e Íñigo Errejón. La formación morada ya ha publicado las candidaturas definitivas que se presentarán a los principales órganos del partido y ha confirmado que sólo habrá dos aspirantes a la secretaría general: Iglesias y Juan Moreno Yagüe.

La obligación de llevar documentos ligados a las candidaturas ha provocado un descenso en el número de personas que han dado un paso adelante para disputar el liderazgo. En la primera Asamblea de Vistalegre, hubo un total de 72 aspirantes, contando con el propio Iglesias.

Yagüe, abogado de 44 años, cuenta en su biografía con méritos como el de haber participado en la plataforma '15MpaRato' y haber llevado la querella contra Rodrigo Rato por la salida a bolsa de Bankia. Además, también contribuyó a la llamada 'Operación Euribor', con la que se denunciaron operaciones ilícitas de los bancos en relación al índice de referencia para hipotecas y préstamos.

El abogado fue uno de los fichajes de independendientes de Podemos para las elecciones andaluzas de 2015, en las que consiguió un escaño y desde entonces ejerce su labor en el Parlamento de esta comunidad. Sin embargo, se ha hecho un pérfil propio por sus comentarios irreverentes y polémicos.

Los liderazgos

Iglesias ya ha reconocido que la Asamblea Ciudadana de este 11 y 12 de febrero dirimirá una disputa por el liderazgo. No obstante, con estas palabras no se refiere a la candidatura de Yagüe, sino a Íñigo Errejón. El secretario general ha querido asegurarse una confontación directa con su número dos presentándose también como cabeza de lista al Consejo Ciudadano. De este modo, además, logra vincular todas las votaciones que se celebrarán antes de Vistalegre II.

Aunque en el registro de candidaturas se exigía que todos los aspirantes a secretario general tuvieran ligados documentos, en la votación se separará la elección del Consejo Ciudadano (también ligada a textos) de la del líder del partido.

Es por esto que Iglesias ha especificado que a él no le vale ganar la secretaria general si no salen vencedores también sus documentos y su equipo para el Consejo. En el caso de que, por ejemplo, la lista de Errejón consiga mayoría en este órgano, Iglesias ya ha anunciado que renunciará a ejercer el liderazgo de Podemos.

Dado que las votaciones se producen al mismo tiempo, Iglesias tendría que dimitir para cumplir su promesa, lo que implicaría que la dirección del partido debería organizar un nuevo proceso para someter a las bases la elección de un nuevo secretario general. Sin embargo, existen varias formas de convocar al conjunto de inscritos -que son los únicos que pueden elegir al secretario general- y se podría hacer mediante un mecanismo más rápido, como el de las consultas telemáticas.

En cambio, si Iglesias permanece como secretario general y además es votado como consejero, su puesto como miembro electo del Consejo pasaría al siguiente más votado, puesto que el líder del partido es miembro de este órgano de forma automática.

Cuatro equipos

Después de una fase de transacciones sobre los documentos, también el número de equipos se ha reducido hasta un total de cuatro, sin contar la 'lista blanca' en la que se han agrupado todos los candidatos independientes, Yagüe incluido. En la primera fase, más de 60 equipos llegaron a presentar borradores de alguno de los cuatro ejes que se debatirán en la Asamblea: el político, el organizativo, el de igualdad y el ético.

Tanto el equipo de Íñigo Errejón (Recuperar la ilusión) como el de Anticapitalistas (Podemos en Movimiento) presentan 62 personas, es decir, cubren el total de puestos que se eligen por esta vía para el Consejo Ciudadano. La lista de Iglesias (Podemos para todas), en cambio, cuenta con una persona menos, contando que el líder del partido aparece tanto como candidato a consejero como a secretario general.

La única otra candidatura agrupada se llama 'Podemos en equipo', formada por inscritos de base, personas ligadas a los círculos y otros cargos locales. Esta candidatura ha propuesto un modelo de "descentralización pura", con varias coportavocías, y la creación de nuevos órganos para asegurar la transparencia dentro del partido.

En total se han presentado 229 personas para el Consejo Ciudadanos estatal, de las cuales sólo 12 no están agrupadas en una lista. Esta cifra también difiere de Vistalegre I, cuando hubo 693 personas que dieron un paso para las primarias de este órgano.

A los 62 consejeros electos y a los secretarios autonómicos -que son miembros natos del órgano- se les unirá tras Vistalegre II dos representantes de círculos territoriales y otros dos miembros de círculos sectoriales. El proceso de elección de estos nuevos cargos se ha llevado mediante un calendario diferente, pero los resultados se conocerán a la vez que en el caso del resto de dirigentes.

Finalmente, también se ha puesto en marcha el proceso de renovación de los cargos de la Comisión de Garantías, a la que se han presentado 32 candidatos para ocupar los cinco puestos que se eligen. Como ya habían acordado, ninguno de los tres principales equipos ha prsentado una lista para este órgano con el objetivo de asegurar su independencia.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios