www.diariocritico.com
Tomás Gómez pide la expulsión de una concejala del PP que soltó: 'Quieren que el Sovaldi se reparta como si fueran caramelos'

Tomás Gómez pide la expulsión de una concejala del PP que soltó: 'Quieren que el Sovaldi se reparta como si fueran caramelos'

jueves 05 de febrero de 2015, 20:00h
El portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Tomás Gómez, ha denunciado hoy que el Gobierno de la Comunidad de Madrid esté gastando 1'5 millón en una campaña de propaganda y autobombo mientras niega el tratamiento de hepatitis. Además, ha exigido la expulsión de la concejala del PP de Fuenlabrada María Ángeles Martínez que, en relación a los enfermos de Hepatitis C, ha dicho que lo que pretenden es que se reparta el medicamento que cura la enfermedad "como si fueran caramelos".
En el pleno de la Asamblea de Madrid, Tomás Gómez preguntó a Ignacio González cómo valora la situación de los enfermos de Hepatitis C en la Comunidad de Madrid, una intervención en la que comenzó exigiendo que "expulsen de su partido a la concejal de Fuenlabrada que ha dicho que los enfermos de hepatitis C piden la medicación (Sovaldi) como si fuesen caramelos... Porque eso también es una falta de respeto".

En Madrid hoy hay 700 enfermos de hepatitis C a los que no está entregando su tratamiento a pesar de tenerlo recetado por un médico y eso que, comentó, al registrar la pregunta parlamentaria del Grupo Socialista, la Comunidad de Madrid desbloqueó, después de meses, 120 tratamientos, una respuesta que resulta insuficiente. Tomás Gómez recordó que los afectados por la hepatitis C llevan ya 50 días de encierro en el Hospital 12 de Octubre reivindicando algo tan humano como es un tratamiento que puede salvarles la vida, "a todos ellos les une la lucha contra la enfermedad y también que ninguno de ellos tiene los miles de euros que cuesta el tratamiento para pagárselo de su bolsillo". Por lo que puso en evidencia al PP, "por estar montando un sistema sanitario dual donde curarse o morir depende exclusivamente del dinero que se tenga".

El dirigente socialista mostró en la sesión plenaria tres documentos: El Plan contra la Hepatitis C elaborado por el equipo médico de los socialistas de Madrid junto a algunos de los principales hepatólogos de España; la carta que demuestra que los tratamientos depende de la decisión que tome la Dirección General de Gestión Económica del Gobierno y no del criterio médico, y en tercer lugar la campaña de autobombo de la Consejería de Sanidad, por valor de más de un millón y medios de euros, que han puesto en marcha a cien días de la campaña electoral.

Respecto al primer documento, el Plan contra la Hepatitis C, que los socialistas de Madrid ya han presentado incluso a los afectados, destacó que hace viable el acceso a los tratamientos y la erradicación de la hepatitis C en Madrid. Está listo para aprobarse y ponerlo en marcha al día siguiente de que formemos Gobierno, añadió, pero "no hace falta esperar, acéptelo hoy mismo y pongámoslo ya en marcha", le dijo Tomás Gómez a Ignacio González. En segundo lugar le pidió que ponga fin al "sinsentido" del sistema que establece que ahora no es el médico el que toma la decisión de dar o no un tratamiento, sino la Dirección General de Gestión Económica. Hoy hay 700 pacientes sin tratamiento a pesar de tenerlo recetado por su médico y, sin embargo, en Madrid no es el médico el que tiene la última palabra, sino que cada receta necesita del ok de la Dirección General de Gestión Económica.

Y el tercer documento, "el más vergonzoso", apuntó, es uno de los muchos anuncios de la campaña de autobombo de  la Consejería de Sanidad, por valor de más de un millón y medios de euros. "¿Para esto sí hay dinero, Sr. González?", preguntó, pues "mire a la tribuna (de invitados de la Asamblea de Madrid, donde los pacientes seguían el pleno) y dígale a quienes esperan su tratamiento contra la hepatitis C que para ellos no hay 40.000 euros, pero que para su autobombo si hay un millón y medio".

Tomás Gómez concluyó pidiendo a Ignacio González que ponga fin hoy mismo a esa campaña de autobombo y dedique a esos pacientes los recursos y si no lo hace por justicia, que lo haga al menos por vergüenza... A todas las propuestas de Tomás Gómez para salvar la vida de pacientes y mejorar la calidad de vida, Ignacio González respondió con insultos del tipo "miserable" e "irresponsable".

Lea también:

El doctor Carreño ofrece en Diariocrítico las claves de la Hepatitis C ante la polémica de los tratamientos de última generación

Afectados por la hepatitis C piden a la UE un fondo de urgencia para el tratamiento
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios