www.diariocritico.com

'Echan' al jefe de Protección y al director

El Gobierno catalán lanza un mensaje de "tranquilidad total"

El consejero de Economía y Finanzas de la Generalitat de Cataluña, Antoni Castells, lanzó un mensaje de "tranquilidad total" a los catalanes por la fuga radioactiva de la central nuclear de Ascó, aunque admitió que las "cosas no se han hecho suficientemente bien" por parte de la dirección de la central.
En declaraciones a los periodistas en el Parlamento catalán tras las destituciones del director de la central, Rafael Gasca, y del jefe de Servicio de Protección Radiológica, F.G.T., Castells apuntó que "parece que ha habido una irregularidad lo bastante grave" para abrir un expediente sancionador y cesar a dos personas.

Dejando claro que el asunto está en manos del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), aseguró que el Ejecutivo catalán está siguiendo el caso con atención y "seriedad", y subrayó que, según los datos, "no hay ningún peligro para la salud".

Los primeros en caer

La Junta de Administraciones de la Asociación Nuclear de Ascó-Vandellós ha destituido al director de la central nuclear Ascó I, Rafael Gasca, tras conocerse la fuga radioactiva producida en noviembre.

Rafael Gasca
será sustituido por el director de la central de Vandellós, César Candás, al que reemplazará Manuel Campoy.

También ha sido destituido el jefe de Servicio de Protección Radiológica, F.G.T., que será relevado por Genís Rubio al frente del equipo que está investigando la fuga radioactiva que se conoció el pasado fin de semana, cuatro meses después de producirse el escape.

Tras notificarse el suceso al Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), unos seiscientos trabajadores y visitantes de Ascó I se han sometido a análisis para ver si resultaron o no contaminados. Por el momento, los estudios revelan que ninguna de estas personas ha sido afectada como consecuencia del escape. En cuanto a los alumnos que visitaron la central, el portavoz de la central de Ascó I, Eugeni Vidal, ha declarado que "no existe posibilidad alguna de que los alumnos que visitaron la central nuclear hayan tenido algún contacto radiológico" porque "en la zona de visitas no se han encontrado partículas radioactivas".

Vidal insiste en que la emisión fue baja y puntual, y que no se ha actuado de forma negligente. Además, la central ha ofrecido a los colegios visitantes la posibilidad de hacer un contaje para comprobar si los alumnos han resultado afectados.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios