www.diariocritico.com

Padres alarmados por el cambio de la Cardiología Pediátrica en el Hospital Ramón y Cajal

La planta del Servicio de cardiología pediátrica del Hospital Ramón y Cajal, lleva el nombre del Dr. Quero por ser este médico el impulsor de este gran Servicio. Un Servicio con grandes profesionales que se comprometieron a continuar atendiendo a los niños con grandes cardiopatías aunque fuesen adultos por sus grandes problemas. Muchos de ellos tienen una medicación muy cara, que por desgracia en los últimos meses están viendo que se les puede negar.

Hoy he recibido una carta de una madre que creo que explica el problema que tienen mucho mejor que lo puedo hacer yo: “Soy madre de un chaval de 30 años que nació con una cardiopatía congénita (operado a las cuarenta y ocho horas de vida) y que hasta el día de hoy, a pesar de todas las goteras que conlleva su enfermedad ( también padece hipertensión pulmonar, ambas calificadas como enfermedades raras) y los malos augurios, sigue "echándole huevos" a la vida, eso sí, siempre ha tenido unos grandes profesionales, que nunca le han soltado de la mano o mejor dicho del corazón. Hoy día 26 de octubre del 2010, y por una visita para recoger medicación, en el Hospital Ramón y Cajal, de Madrid, Hospital del que depende, y que de momento me la siguen dando,  a pesar del alto precio de las mismas, me he encontrado con la dolorosa, horrible  e incomprensible noticia del cierre de la planta de cardiología infantil y cardiopatías congénitas en el adulto, en dicho Hospital, por no ser un servicio económicamente rentable..., y yo como madre, me pregunto como se puede valorar la vida de un hijo y de otros muchos chavales(as) en la misma situación en la que El está”.

Después de leer esta carta me entero que un año más el Gobierno de Esperanza Aguirre, en la Comunidad de Madrid, se ha negado a entregar ayer, 27 de octubre, en la Comisión de Presupuestos, Economía y Hacienda de la Asamblea, la información de la ejecución del gasto del Servicio Madrileño de Salud, que corresponde el 34% del total del gasto presupuestario de la Comunidad en el 2009. Por dicho motivo los diputados del Partido Socialista han abandonado la sesión de control de la liquidación del presupuesto regional de sanidad de 2009 y han registrado una solicitud para que sea la Cámara de Cuentas regional la que fiscalice este importante gasto.

¿Por qué Esperanza Aguirre no muestra las cuentas sanitarias? ¿Qué tiene que esconder? ¿Por qué tratan de ocultar datos?

El dinero que se gasta en sanidad como en otros servicios es el dinero de todos los ciudadanos y me resulta escandaloso que mientras no muestra las cuentas se cierran servicios que salvan vidas y que mejoran la calidad de vida de las personas enfermas y de sus familias.


                                    Carmen Sánchez Carazo          
Concejala del Ayuntamiento de Madrid, Secretaria de Políticas Sociales del PSM-PSOE

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios