www.diariocritico.com

Los ausentes, Roberto Carlos y Beckham

El Real Madrid hace el 'paseillo' de la victoria por la capital

El Real Madrid hace el 'paseillo' de la victoria por la capital

· Los blancos han visitado Comunidad, Ayuntamiento y la catedral de la Almudena
· Los incidentes en la Cibeles tras el partido se cobraron 108 heridos y 10 detenidos

El Gobierno Regional, el Ayuntamiento y la Catedral de la Almudena lucieron sus mejores galas para recibir a la plantilla y directivos del Real Madrid, en un ambiente festivo con cerca de 10.000 personas arropando al equipo en Sol y en la plaza de la Villa para festejar la consecución de un sufrido título de Liga, que no recalaba en las vitrinas del club merengue desde hacía cuatro años. La noche anterior, los festejos en la Cibeles se cobraron 108 heridos y 10 detenidos.

El recorrido de los jugadores y los miembros del cuerpo técnico y la directiva del equipo madridista comenzó en torno a las seis de la tarde en la Real Casa de Correos, sede de la Presidencia del Gobierno regional en la Puerta del Sol. Allí, fueron recibidos por Esperanza Aguirre y obsequiados con una medalla. Además, la presidenta autonómica entregó al presidente del Real Madrid, Ramón Calderón, una placa conmemorativa.

Antes de que los jugadores, entre los que no se encontraban futbolistas como Beckham, Roberto Carlos, Robinho, Emerson, Marcelo o Gago, entre otros, se asomaran al balcón de la Casa de Correos para saludar a los aficionados, Aguirre, que recibió una camiseta con su nombre y el número 30, las veces en las que el Real Madrid ha sido campeón de Liga, aprovechó su discurso para ensalzar la figura del Real Madrid y asegurar que el equipo de Chamartín es un "orgullo" para la región.

Mientras, Calderón agradeció a la jefa del Ejecutivo autonómico el apoyo que ella y el resto de su Gobierno "siempre" han ofrecido al club que preside y prometió volver a la Puerta del Sol a celebrar el título de liga de la sección de baloncesto del Real Madrid. El acto finalizó cuando Calderón, los jugadores y el entrenador, Fabio Capello, firmaron en el libro de honor de la Comunidad de Madrid.

Los jugadores agradecieron desde el balcón el apoyo de los aficionados. El guardameta Iker Casillas reconoció el "sufrimiento" en la consecución de la Liga y dedicó elogios para todos aquellos que creyeron en el equipo. También Sergio Ramos, en su segunda temporada como madridista, dedicó palabras a la afición y aseguró entre bastidores que era una "experiencia muy bonita e inolvidable" disfrutar de un título con el Real Madrid.

Más fiesta en el Ayuntamiento

   Posteriormente, tras recorrer la distancia que separa la Puerta del Sol de la plaza de la Villa subidos en el autobús oficial del club, la plantilla, el cuerpo técnico y los directivos madridistas llegaron, en torno a las 19.15 horas, al Ayuntamiento de Madrid, donde fueron recibidos uno a uno por el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, y parte de la Corporación municipal.

   Raúl, Guti y Ramón Calderón salieron al balcón de la plaza de la Villa para dirigirse a las miles de personas que allí les esperaban ondeando banderas del Espanyol, reclamando a Luis Aragonés la convocatoria del capitán con la selección española, y acordándose del azulgrana Samuel Eto'o y su famoso 'saluda al campeón'.

Después, Gallardón entregó una réplica en miniatura de la Puerta de Alcalá a cada uno de los futbolistas del Real Madrid, al entrenador y al presidente del club, así como una plaza conmemorativa a Ramón Calderón.  El regidor se dirigió en un breve discurso a los presentes en el Patio de Cristales del Ayuntamiento para resaltar el trabajo en equipo que, a su juicio, ha hecho posible que el equipo madridista logre el título de Liga y pedir a todos los componentes de la entidad que sean los embajadores en el mundo del proyecto olímpico de la capital.

   "Os pido vuestro apoyo para que consigamos el objetivo que Madrid ansia para dentro de unos años, los Juegos Olímpicos. Vosotros sabéis que sois los mejores embajadores y pido el apoyo al presidente", subrayó.  Gallardón además reconoció en su discurso que había sido "una Liga muy dura" y que habían sufrido "mucho". "Cuando a alguno os habían puesto la placa de defunción os habéis levantado y habéis conseguido lo mejor y por eso os pido vuestro apoyo", indicó.

   Por último, el edil tuvo palabras de elogio para Raúl. "Es el mejor en el campo, pero si trabajara en el Ayuntamiento también lo sería porque lo demostró ayer sobre una grúa", dijo en relación al momento en el que el capitán adornó a la diosa Cibeles con dos bufandas y una bandera del Real Madrid.

Ofrenda floral a la Almudena

El paseo de los campeones por las calles del centro de la capital finalizó sobre las ocho de la tarde en la Basílica de la Almudena, donde el Cardenal Arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Valera, les recibió y les acompañó en su ofrenda a la Virgen de la Almudena.

   El capitán del Real Madrid, Raúl González, y el presidente del club, Ramón Calderón, ofrecieron el título de liga a la Almudena y se comprometieron a volver con más títulos, antes de poner fin a los festejos y que los jugadores se montaran en el autobus para regresar a sus domicilios y descansar porque mañana varios de ellos volarán a Israel para disputar el 'partido por la paz' ante un combinado palestino-israelí.

Graves incidentes en Cibeles

   Un día antes, la fiesta con motivo de la consecución de la Liga del Real Madrid en la plaza de Cibeles obligó a los servicios sanitarios desplegados en el lugar a realizar un total de 108 actuaciones, todas ellas de carácter leve o moderado. Durante los actos de celebración fueron numerosas las personas que sufrieron heridas o contusiones y recurrieron la asistencia médica, aunque sólo 22 de ellos tuvieron que ser trasladados hasta diferentes centros hospitalarios.

   La mayoría de las lesiones que tuvieron que atender los sanitarios del dispositivo preventivo desplegado en el lugar eran de la misma tipología, destacando las caídas, fracturas, contusiones, golpes y alguna intoxicación etílica. Pocos minutos después de que los jugadores del Real Madrid abandonaran la celebración se produjeron además algunos enfrentamientos entre la Policía Nacional y algunos de los miles de aficionados que se dieron cita en la madrileña fuente de la Cibeles.

Los agentes se vieron obligados a cargar con pelotas de goma contra un sector de los aficionados que, por su parte, respondieron a la carga con el lanzamiento de objetos. De este modo, la plaza de la Cibeles quedó rápidamente desalojada y los altercados se extendieron al Paseo de la Castellana y calles colindantes.

Detenidos

   La Policía detuvo a 10 personas, la mayoría cerca de la Plaza de Cibeles, acusados de agresión a la autoridad o daños en el mobiliario urbano. Asimismo, 14 agentes fueron atendidos por los servicios sanitarios. De los 10 arrestados, siete se encontraban muy cerca de la estatua de Cibeles, dos en la calle cercana de Marceliano Santamaría y el último en las puertas del estadio Santiago Bernabéu.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios