www.diariocritico.com

Guadalupe Vergara

DESDE LOS TENDIDOS DE LA PLAZA MÉXICO

DESDE LOS TENDIDOS DE LA PLAZA MÉXICO

 

 

DESDE LOS TENDIDOS DE LA PLAZA MÉXICO

 

Guadalupe Vergara

 

En la novillada que inicia la temporada 2007

Arturo Saldívar cortó oreja

 Pepe Murillo y Mario Aguilar se dejaron ver.

 

Con un encierro de la Ganadería San Isidro divisa azul rey, amarillo y rojo de Juan Francisco Guerra Estébanez de bonita presentación y bravos con los caballos que hicieron tres tumbos, tres mansearon, débiles, sosos y sin trasmisión. El mejor fue el cuarto con 465 kilos que mereció arrastrarle lento. Partieron plaza tres espigados jovencitos, el tapatío Pepe Murillo vestido de verde agua y oro. Los hidrocálidos Arturo Saldívar en palo de rosa y oro como Mario Aguilar, el más joven (17 años) de azul rey y oro. Todos muy serios, ninguno es sonriente, no parece que saldrán a realizar lo que les gusta, que es torear pero los tres dejaron ver su entrega y facultades para triunfar. Antes de iniciar el festejo la porra libre entregó a Mario Aguilar el trofeo Joselillo por ser triunfador de la temporada pasada. Arturo Saldívar muleteó muy bien a “Trovador”, segundo de la tarde, de los débiles-mansos-soso, por el lado derecho, después por los naturales acompañando el viaje. Prendido aparatosamente al cambiar por la espalda muletazos variados para terminar con un a estocada fulminante que le valió la oreja que paseó orgulloso en el ruedo. Su segundo “Peregrino” con varias complicaciones, no le permitió lucirse, lo arropó dos veces pero Arturo “estuvo ahí” valiente y jugándosela muy quieto pero terminó aburriendo como su novillo al que despachó de media estocada y saludar en los medios. Lo vimos en general asentado, dispuesto y con clase.

 

El primer espada Pepe Murillo tuvo para abrir plaza a “Artista”. Se vió bien, con ganas y entrega, pero el novillo soso y débil no permitió ligar la faena. El cuarto de la tarde si hizo honor a su nombre, “Bombón”, cárdeno, nevado muy bello fue aplaudido de salida. Para contarle el rabo: claro, con son, fijo, bravo y alegre. Pero Murillo no se soltó, no aflojó el cuerpo y no disfrutó toreando muy rápido y sin encontrar sitio y temple, la gente se metió con él y el de San Isidro se fue con arrastre lento.

 

Mario Aguilar estuvo enorme con su primero, “Pájaro Azul” muy bien armado, 380 kilos, cárdeno obscuro, bragado. Se abrió de capa con cuatro verónicas muy lentas y templando el viaje, luego media y revolera. Hizo el quite después de un puyazo con apretadas y quietas chicuelitas rematando con espectacular larga y serpentina levantando al respetable de sus butacas. El banderillero Christian Sánchez también se lucía con dos pares y saludar en el tercio. Mario Aguilar inició su faena con dos péndulos, trincherazo y el de la firma y ya encarrerado a la distancia correcta, pensando y decidido cuajó naturales y derechazos, embarrando de largo, toreando relajado y sin prisas. Se pasó un tanto de faena y no dio aire al de San Isidro pinchando en tres ocasiones con aviso y rematando con estocada entera. Saludo en el tercio cuando bien mereció la vuelta al ruedo, lástima con el que cerró la tarde “Farolero” no había mucho que hacer, manso con peligro y sentido pero estuvo valiente y aguantando dejó una bien puesta estocada. Fue agradable esta tarde, el cartel muy atractivo aunque no hubo buena entrada. Ojalá el domingo el respetable responda con el cartel a base del ecuatoriano Luis Procura, de Aguascalientes Carlos Montes, por decidir el tercer espada, podría repetir Arturo Saldívar y el encierro de los González…NOS VEREMOS MAS TARDE…QUE EL CIELO LOS JUZGUE…

 

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios