www.diariocritico.com

Rubalcaba, sin embargo, no consigue rentabilizar el desastre electoral del PP

La encuesta del CIS evidenció la caída libre del PP incluso antes de estallar el 'escándalo Bárcenas'

La encuesta del CIS evidenció la caída libre del PP incluso antes de estallar el 'escándalo Bárcenas'

Suspenso absoluto a todo el Gobierno, mientras Rajoy llega al fondo en valoración política

miércoles 06 de febrero de 2013, 14:33h
Antes, incluso, del estallido del 'caso Bárcenas' y la supuesta financiación irregular, el Partido Popular ya se había hundido electoralmente. Así lo confirma el barómetro de enero del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), que da al PP una estimación de voto sólo 5 puntos por encima del PSOE. Paralelamente, Rajoy toca fondo y se convierte en uno de los políticos peor valorados del actual arco parlamentario, mientras que todo su gobierno, incluida la vicepresidenta Sáenz de Santamaría, obtiene la peor calificación que los españoles han dado jamás a un Ejecutivo.

La encuesta se basa en 2.483 entrevistas realizadas en 238 municipios de 48 provincias entre los días 4 al 14 de enero de 2013, es decir, antes de que se supiera que el ex tesorero del PP, Luis Bárcenas, tuviera hasta 22 millones de euros escondidos en Suiza, o que hubiera 'regularizado' 11 millones o que se hubieran publicado sus supuestos papeles con los supuestos pagos a dirigentes del PP.

Pese a todo, el CIS otorga al PP unas expectativas de voto del 35%, nueve puntos por debajo de sus resultados en las elecciones generales del 20 de noviembre de 2011 y casi un punto menos de lo que se le calculaba tres meses antes, en octubre.

Al PSOE, por su parte, se le atribuye un respaldo del 30,2%, casi dos puntos más que en octubre y que en las generales de 2011. Ello quiere decir que PP y PSOE casi empatan técnicamente (la diferencia es de 4,8 puntos), pero a la baja. Es decir, que el Partido Socialista de Rubalcaba no recoge el fuerte desgaste del PP de Rajoy.

Batacazo electoral... pero de todos

Lo curioso de esta encuesta del CIS, respecto a la anterior, de noviembre de 2012, es que sólo el PSOE sube, pero con solamente 1,6 puntos, y que Izquierda Unida se mantiene en el 9,4 %, pero todos los demás partidos bajan en estimación de voto: el PP pierde casi un punto; la UPyD de Rosa Díez 0,5 puntos, y bajan también sucesivamente los nacionalistas de CiU, PNV, Amaiur y BNG. Y bajan también Geroa Bau y hasta Compromis-Equo.

Decimos que es curiosa esa bajada generalziada en estimación de voto porque, por el contrario, nadie, ni siquiera la opción "otros" o la abstención o el "no sabe/no contesta" se llevan ese voto que pierden la casi totalidad de los partidos políticos. A falta de un estudio en profundidad, esto parece significar que la ciudadanía está harta del Gobierno y del PP, pero también del resto de las fuerzas políticas. Podría ser la base del 'desencanto total'.

Políticos, en el fondo del fango

El otro aspecto a destacar es que Mariano Rajoy rica fondo en la nula valoración de los españoles hacia su figura política, pero que se lleva con él en esa nula valoración a todo su Gobierno, incluyendo a la hasta ahora 'incombustible' vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría.

Nunca antes había tenido Rajoy una tan baja estima por la ciudadanía: suspende con una nota de 2,81, sólo superior al catalán Duran i Lleida(2,63 puntos), al navarro Carlos Salvador (2,28), al asturiano Alvarez Sostres (2,72) y al vasco Mikel Errekondo (2,50).

Lo malo para los socialistas es que su líder, Alfredo Pérez Rubalcaba, tampoco levanta cabeza: con un suspenso rotundo de 3,40 puntos, se halla muy poco por encima en valoración respecto a Rajoy. Por encima de Rubalcaba están la navarra Uxue Barkos (4,27), la canaria Ana Oramas (3,43), el catalán independentista Alfred Bosch (3,69) y, desde luego, el líder de Izquierda Unida, Cayo Lara, con 3,88 puntos. Y por encima de todos, la portavoz de UPyD, Rosa Díez, que aunque su partido no recoge ganancia electoral -según este sondeo- ella personalmente se erige en la más valorada de todos los políticos con 4,33 puntos.

Un Gobierno absolutamente hundido

El Gobierno de Rajoy no se salva de la quema; es más, todos sus ministros son pasto de las llamas de la cremà política: todos suspenden y con unas notas que en tiempos de escuela llevaría a repetir curso.

El peor valorado de todos es el ministro de Educación, José Ignacio Wert, que suspende con 1,95 puntos, y a partir de ahí ningún ministro pasa la reválida. A Wert le sigue la ministra de Empleo, Fátima Báñez, que obtiene 2,40 (se nota la influencia de la 'reforma laboral'), pero la ministra de Sanidad, Ana Mato, baja también a 2,61 puntos, antes, insistimos, de conocerse nuevos datos sobre regalos de viajes, globitos, fiestas, etc., a su ex marido y sus hijos.

Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, es el siguiente en la lista de suspensos integrales (2,64), seguido de Luis de Guindos (2,76), José Manuel Soria (2,85), Jorge Fernández Díaz (2,92), Pedro Morenés y Alberto Ruiz Gallardón (ambos con 2,94), Ana Pastor (3,19), la antes intocable vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría (baja hasta el suspenso de 3,22 puntos), José Manuel García Margallo (3,25) y, finalmente, el más valorado de todos, Miguel Arias Cañete, con un suspenso de 3,34 puntos.

 

 

 
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios