www.diariocritico.com

El grupo de Albert Rivera sólo hará acuerdos puntuales

Ciudadanos no se moja: no pactará tras las municipales y autonómicas para no perjudicarse en las generales

Ciudadanos no se moja: no pactará tras las municipales y autonómicas para no perjudicarse en las generales

miércoles 29 de abril de 2015, 09:57h
¿Pactos sí? ¿Pactos no? Depende. Depende de los intereses de cada uno de los partidos. Porque unos meses después de las autonómicas llegarán las generales, por cierto en fecha que decidirá el Gobierno según la caída que se prevé para el PP en estos comicios del 24-M. Y los dos grupos emergentes surgidos de la indignación, Ciudadanos -en mayor medida- y Podemos, no quieren perjudicar en las nacionales las buenas expectativas que mantienen, y esperan también en este 24-M, con pactos comprometedores en las autonómicas.    
El grupo de Albert Rivera tiene muy clara la táctica que va a seguir después del 24-M: apoyos particulares a las candidaturas cercanas a su ideología, sí; pactos para gobernar, no. De tal manera que, siguiendo lo que ya apuntó Ciudadanos hace unas semanas, dejará que gobierne el partido que sea la lista más votada. Que sí es de Ciudadanos, lo que puede acontecer en algunos municipios, sí le servirá para tomar las riendas y gobernar. Pero únicamente en ese caso.

Porque si se mojan con pactos generales en municipios y autonomías, quedarán muy marcados de cara a las elecciones generales por estas decisiones, algo que pretenden evitar a toda costa. Como admite José Manuel Villegas, el vicesecretario general de Ciudadanos, a la par que jefe del gabinete de Rivera, en declaraciones recogidas por El País este miércoles: "Allí donde no hayamos ganado no estaremos en el Gobierno". Y, para que no haya dudas, añade que como mucho, habrá o podrá haber "acuerdos puntuales de Gobierno a cambio de medidas concretas", sin plantearse pactos de estabilidad "dependiendo del volumen de coincidencias programáticas, pero siempre desde fuera del Gobierno".

De forma similar, al menos en lo que respecta a Andalucía, que es la primera prueba de posibles o futuros pactos después de autonómicas y municipales, pendiente del voto de investidura de Susana Díaz, el grupo de Pablo Iglesias sigue manteniéndose firme en las tres condiciones que les ha planteado a la líder socialista, aunque continúan las negociaciones. 

Podemos podría dar por buena la retirada de los ex presidentes andaluces Chaves y Griñán en su petición de tolerancia cero contra la corrupción, pero todavía quedan dos exigencias: que la Junta no tenga cuentas con bancos que deshaucien y reducir el número de altos cargos. Según ha aclarado la formación, sólo si se cumplen esas exigencias, se plantearían abstenerse y no bloquear la investidura de Díaz.  
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios