www.diariocritico.com

Las grandes noticias de 2007 (2)
Elecciones: nada cambia para que todo siga igual

  Algunos de los grandes titulares previsibles para 2007 los coparán, lógicamente, las elecciones municipales y autonómicas de mayo. A partir de este enero, lo previsible es que todo sea una gran carrera para llegar el primero a esa meta. Pero nadie llegará el primero, entre otras razones porque resulta muy difícil saber quién gana y quién pierde en unas elecciones de estas características, en las que las urnas son múltiples y variopintas. El riesgo de error está siempre presente, pero, en principio, podríamos afirmar que, básicamente, y con el inevitable porcentaje de cambios en algunas capitales provinciales, nada va a cambiar para que todo siga igual en lo fundamental.

   Tome usted, si no, la 'batalla de Madrid', que será el episodio más duro y hasta políticamente cruento de la precampaña y la campaña. Tal y como hoy se delinean las cosas, lo lógico sería que los actuales presidenta y alcalde madrileños, Esperanza Aguirre y Alberto Ruiz-Gallardón, se impongan a sus principales rivales, Rafael Simancas y Miguel Sebastián. Las opciones socialistas, en este campo, salen en principio como alternativas más débiles, de acuerdo con todas las encuestas actuales. Y, aunque no sea cierto que quien gana en Madrid gana las elecciones en el resto de España, sí es verdad que genera una imagen favorable a favor de su partido, el Popular en este caso, en todo el país.

   Hoy por hoy, hay encuestas para todos los gustos, pero los cambios posibles no deben ir más allá de Canarias, donde ganaría el socialista Juan Fernando López Aguilar, y quizá Navarra, donde se va a jugar una partida de tintes emocionalmente muy fuertes, y cuya alcaldía debe ir a parar a Uxue Barko, de Nafarroa Bai. Por lo demás, ni la Comunidad Valenciana, ni Baleares, pese a que el PP sufre fuertes acometidas desde varios rincones, ni Castilla-La Mancha, donde Barreda hereda la mayor parte de los votos de Bono, parecen tener la continuidad en peligro. Las demás comunidades, previsiblemente, deben quedar sustancialmente igual, incluyendo Extremadura ahora sin el carismático y polémico Rodríguez Ibarra. Y lo mismo cabe decir en el ámbito municipal, donde ni siquiera en Barcelona, con un desconocido Hereu sustituyendo al hoy ministro Clos, son previsibles grandes alteraciones noticiosas.

   Asistiremos a no pocas especulaciones acerca de si Zapatero adelantará o no las elecciones generales para hacerlas coincidir con las municipales y autonómicas. Personalmente, no creo que dé ese paso, por más que los socialistas no podrán reclamar fácilmente haber ganado las regionales y locales. Simplemente, no es el estilo de ZP, aunque quién sabe.

-- Lea la primera parte de Las grandes noticias de 2007

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios