www.diariocritico.com

Alsasua

El actor y activista Willy Toledo ha criticado duramente al nuevo Gobierno de Pedro Sánchez, especialmente el ministro del Interior, el juez Fernando-Grande Marlaska, a quien ha tachado de "torturador" en un acto de la 'Plataforma de Apoyo a Altsasu' en Madrid, en el que también han participado la periodista Cristina Fallarás, el cantante de Def con Dos, César Strawberry, así como el diputado de ERC, Gabriel Rufían, a través de un vídeo. Toledo ha aseverado sentir "vergüenza al ver a muchas compañeras que se dicen de izquierdas, 'dando palmas con las orejas' con el nuevo Gobierno que nos va a tocar sufrir".

La Audiencia Nacional lo tiene claro, y así lo precisa en dos de sus autos referidosa al ataque que sufrieron, el 15 de octubre, dos guardias civiles y sus respectivas parejas, a la salida de un bar, de Alsasua, donde presuntamente les agredieron tres ciudadanos: Jon Ander Cob Amilibia, Oihan Arnanz Ciordia y Julen Goicoechea Larraza. Aunque cabe recurso, por ahora, la Audiencia da la razón a la juez Carmen Lamela, que optaba por procesarlos por delitos de terrorismo.

En Navarra, País Vasco y Madrid, y no se descartan más arrestos

La Guardia Civil ha detenido este lunes de madrugada a ocho personas para que comparezcan en la Audiencia Nacional por su presunta relación con la paliza que sufrieron dos agentes del Instituto Armado en Alsasua (Navarra) cuando disfrutaban de un momento de ocio con sus parejas, unos hechos que están siendo investigados por la juez Carmen Lamela por un delito de terrorismo.

La plataforma impulsada por C's, 'España Ciudadana' celebrará el próximo 4 noviembre su primer acto, que se celebrará en la localidad navarra de Alsasua, donde se produjo la presunta agresión a dos guardias civiles en un bar. "Vamos a pedir que se respete a los servidores públicos desde un lugar simbólico para los que defendemos el constitucionalismo", ha manifestado el líder de la formación 'naranja', Albert Rivera.

> Las peritos médicas rechazaron también la agresión múltiple

Un vídeo grabado por Iñaki Abad, uno de los acusados de terrorismo por el altercado de Alsasua, desmontaría la versión de la paliza tal y como fue relatada por los dos guardias civiles y sus parejas que denunciaron los hechos. No obstante, el fiscal no lo ha tenido en cuenta insistiendo en pedir entre 12 y 62 años de cárcel para los detenidos.

Este lunes comienza en la Audiencia Nacional el juicio por el caso Alsasua, en el que los 8 procesados están acusados de los delitos y amenazas y lesiones terroristas, por agredir a dos Guardias Civiles y sus parejas en la localidad navarra. Al haber sido tipificado como un delito de terrorismo, los acusados se enfrentan a penas de hasta 50 años de prisión, por lo que Amnistía Internacional ha reclamado que se retire este cargo. "Consideramos que la investigación debería haberse llevado a cabo en el marco de un procedimiento penal ordinario, y que no se debería haber aplicado la legislación antiterrorista al presente caso", señala la responsable de política interior de Amnistía Internacional, Virgina Álvarez.

Las condenas por delitos de terrorismo están de máxima actualidad por los continuos logros de la policía en la lucha anti-yihadista, pero también por un caso que ha generado un gran debate de fondo: la agresión a dos guardias civiles en Alsasua, que hay quien lo interpreta y quien no como un atentado. Asuntos en los que contrastan las peticiones de la Fiscalía.

La Audiencia de Navarra considera que los disturbios registrados en Pamplona el pasado 11 de marzo, tras los que se detuvo a tres jóvenes, no constituyen un delito de terrorismo, por lo que revoca la inhibición de esta causa a la Audiencia Nacional. No obstante, ha decidido mantener en la cárcel a los presuntos agresores de los guardias civiles.

> Polémica por la reunión de Unidos Podemos y otros grupos con familiares de los imputados

Unidos Podemos y otros grupos como ERC o Bildu se han reunido este miércoles en el Congreso con familiares de los jóvenes imputados por delitos de terrorismo por la agresión a dos guardias civiles en Alsasua (Navarra). A instancia de las familias, han lanzado un manifiesto en solidaridad con los imputados y contra la "desproporcionalidad" del trato que están teniendo, del que ya se han desmarcado el guardia civil José Antonio Delgado o el magistrado Juan Pedro Yllanes. El gesto de la formación morada y sus aliados ha levantado polémica y críticas entre los otros partidos y en las redes sociales.