www.diariocritico.com
La verdadera razón del adiós de Sergio Ramos: no es una cuestión económica
(Foto: Real Madrid)

La verdadera razón del adiós de Sergio Ramos: no es una cuestión económica

jueves 17 de junio de 2021, 07:58h

El miércoles se confirmaba una noticia que muchos esperaban: la no renovación de Sergio Ramos con el Real Madrid, que dice adiós al club blanco tras 16 temporadas en las que ha ganado grandes títulos y ha creado una leyenda.

El defensa sevillano se marcha pero no por una cuestión económica. La realidad es que las relaciones con el presidente, Florentino Pérez, eran ya imposibles, y el pulso entre ambos lo ha ganado la directiva del club, que se ha negado a que un jugador se saliese con la suya.

La realidad es que estamos ante una situación similar a la de Fernando Hierro, cuando era el indiscutible líder del equipo desde finales de los 1990 y comienzos de los 2000. Su poder era tal que era una verdadera molestia en ese Real Madrid de los Galácticos, y dijo adiós en 2003 dejando un gran vacío, que costó rellenar con el paso de los años.

El club blanco sabe que con el adiós de Ramos está ante un caso similar. El equipo se queda sin líder y referencia del vestuario. Pero precisamente, en parte, es lo que buscaba también con su marcha.

Oferta de renovación

Durante meses ha habido un tira y afloja que en realidad era una pantomima. El Madrid le ofreció un año de renovación, con una leve caída salarial (10%) motivada por la crisis de la pandemia. Ramos exigía 2 temporadas de contrato, e incluso una mejora en su ficha.

El pulso no sólo lo gana el Madrid, sino que tenía claro que desmerecerle con esa oferta de renovación suponía que el jugador quisiera marcharse, dejándole como la parte díscola de la negociación. El camero cayó en la trampa y, en lugar de hincar rodilla y declarar su amor por la entidad blanca a cualquier precio, se negó a firmar ese contrato.

Ahora ambas partes intentarán escenificar un adiós amistoso, como el fin de una era, ante la que había que pasar página. Pero con sus 35 años a Ramos le queda mucho fútbol por su gran estado de forma. La razón no era deportiva ni económica, sino de representación.

Pérez lleva años molesto con la actitud de Ramos, que maneja como quiere el vestuario, imponiendo y quitando entrenadores. Vetó a Antonio Conte 3 veces, se le presupone un problema para técnicos despedidos como Rafa Benítez, Julen Lopetegui o Santiago Solari, y sólo Zidane y entrenadores suaves como Ancelotti le satisfacían. Tampoco Mourinho era de su agrado y se unió a la rebelión que lideraron Casillas, Cristiano Ronaldo y Pepe, en contra del criterio de madridistas de corazón como Arbeloa.

El destino de Ramos, ahora, es una incógnita. Se le apunta en Inglaterra, en algún club top de la Premier, pero también suena el PSG. Eso da igual: se marcha del club de su vida, el Real Madrid, donde en 16 años lo ha ganado todo y ha sido el gran macho alfa del vestuario.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios