www.diariocritico.com

Comunidad y Ayuntamiento salen en defensa del 'Atleti'

"Absurdos" y "distorsionados". Así calificaron este jueves el Consistorio de la capital y el Gobierno regional, respectivamente, los argumentos relacionados con el racismo con los que la UEFA ha sancionado al Atlético de Madrid. Ambos pidieron su revocación porque el club "no tiene la culpa".
El Gobierno de Aguirre aprobó este jueves una declaración institucional en la que considera que la sanción le ha sido impuesta al Atlético "por motivos ajenos al club y refleja una imagen distorsionada de la legítima actuación policial y del comportamiento de los aficionados atléticos", al tiempo que apoyó la labor policial en estos eventos deportivos. También instó al Ministerio del Interior a ejecutar las acciones legales necesarias "en defensa del honor de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado".

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, defendió la actuación de la Policía Nacional en el partido del Atlético de Madrid contra el Olympique de Marsella, calificándola de "correcta y adecuada", y avisó de que el Ejecutivo será "firme" a la hora de "garantizar la seguridad en los estadios". Precisó que su Gobierno "se ha preocupado por la decisión de la UEFA", que obligará al Atlético a jugar al menos dos partidos de Champions League fuera de su estadio y a pagar una multa de 150.000 euros.

El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, expresó su confianza en que el informe que ultima su departamento para remitir a la UEFA sobre los incidentes haga que los responsables del organismo deportivo tengan "una opinión real de lo que pasó". "Nos parece absolutamente injustificable que se diga lo que se ha dicho desde un organismo como la UEFA y quiero creer que quien lo ha dicho estaba mal informado", afirmó Rubalcaba.

Acusaciones absurdas
Por su parte, el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, consideró "absurdas" las acusaciones de racismo que ha recibido la sociedad española y, en especial, la ciudad de Madrid, ante episodios como el cierre del Calderón en competiciones europeas, la negativa de la Federación Inglesa de Fútbol a jugar en el Santiago Bernabéu por la misma razón, y por el anuncio en que la selección nacional de baloncesto se hacía pasar íntegramente por china.

Ruiz-Gallardón consideró que la realidad cotidiana y la historia han demostrado que "si hay alguna ciudad donde se demuestra la convivencia con las personas que vienen de fuera es en Madrid", explicó el primer edil, que presentó al Atlético de Madrid como uno de los grandes promotores de la ciudad en el mundo y como un club respuetuoso y deportivo. Consideró, al igual que el presidente del Gobierno, que la actuación policial fue correcta y proporcionada, y que cuenta con el apoyo municipal.

"Buen talante"
El regidor aseguró que la imagen exterior de Madrid en este sentido es buena y que se ha demostrado en los 25 campeonatos mundiales y europeos que se han celebrado los últimos años. "En el resto del mundo, y en especial en el COI, conocen el buen talante de esta ciudad, sin embargo, la actitud de unos cuantos energúmenos sí que nos perjudica porque corremos el riesgo de que alguien la identifique con la imagen de la ciudad", explicó. Abogó por erradicar este tipo de actitudes.

En este sentido, Ruiz-Gallardón incidió en la "buena impresión" de los miembros americanos del Comité Olímpico Internacional con los que se reunió la semana pasada en México para presentar la candidatura de Madrid 2016, aunque avisó de que "aún hay partido" en referencia a las cualidades de los proyectos de las tres ciudades rivales -Chicago, Tokio y Río de Janeiro-. El regidor viajará este domingo a Bali (Indonesia) para presentar la candidatura ante los comités olímpicos asiáticos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios