www.diariocritico.com

El presidente de la Academia del cine cuestionó la Ley antidescargas

La catalana 'Pa negre' triunfa en una gala insufrible

La catalana 'Pa negre' triunfa en una gala insufrible

La gala que celebraba el 25º aniversario de los premios Goya ha dejado una gran vencedora, 'Pa negre' de Agustí Villaronga, y unos grandes derrotados, los espectadores que hayan tenido que soportar las más de tres eternas horas que ha durado.

El triunfo de ‘Pa negre’ sobre las otras tres grandes favoritas ha sido aplastante, haciéndose con 9 premios en total y 4 de los 6 grandes, película, director, guión adaptado y actriz principal, dejando sólo el de guión original para ‘Buried’ y el de mejor actor principal para Javier Bardem por ‘Biutiful’. Las dos películas que partían como favoritas, ‘Balada triste de trompeta’ y ‘También la lluvia, del presidente y la vicepresidenta de la Academia se han tenido que conformar con dos y tres Goya menores en los apartados técnicos.

La Gala comenzaba con muchos alicientes, el buen papel de Buenafuente en la pasada edición, la polémica Sinde-De la Iglesia e, incluso, el efecto Ricky Gervais en los Globos de Oro. Para empezar un simpático vídeo en el que el presentador se mezclaba con algunos títulos recientes del cine español hacía pensar que los tiempos en que estos premios daban vergüenza ajena habían quedado atrás. Pero no fue más que una falsa impresión. No hubo ningún ritmo, los sketches fueron bastante malos y los agradecimientos interminables.

Uno de los momentos más esperados llegó con el último discurso de Álex de la Iglesia como Presidente de la Academia de Cine. El director hizo una apología de Internet, del que dijo que no es un enemigo sino “la salvación de nuestro cine”, mientras la Ministra Ángeles González Sinde ponía cara de circunstancias. Una cara que se le puso a todo el mundo al producirse uno de los momentos más lamentables de la noche, la aparición del inefable Jimmy Jump sobre el escenario mientras se entregaba el premio al mejor actor. Ante el estupor generalizado le dio tiempo a recoger el Goya y hasta dar un discurso antes de que le sacaran de escena.

Por nombrar algo positivo, se puede destacar que los montajes que hicieron de las películas nominadas tuvieron su punto. Claro que no sirvieron para lograr que despegara una gala bastante aburrida y que se alargó en demasía. Buenafuente, un gran cómico sin duda, no ha conseguido el aprobado en su segunda aparición como anfitrión de los Goya.

El cine español no ha sabido venderse en el 25 aniversario de sus Premios. Un detalle, en 2010 pasó a mejor vida la figura más importante del gremio, Luis García Berlanga, y en la ceremonia se le ha despachado con un homenaje de un minuto de duración. Se le podría haber rendido pleitesía al creador de 'Plácido' y 'El verdugo' de un mejor modo.

Sobre la gran triunfadora de la ceremonia, decir que se trata de una buena película, con un inicio absolutamente impactante y que, aunque a veces se pierde por querer mezclar varios géneros, tiene en el reparto, merecidamente premiado, su gran baza.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios