www.diariocritico.com
¿Volver a Empezar?

¿Volver a Empezar?

Recientemente se presentó  un libro  en el que el empresario Roberto Thieme Schiersand, ex cabecilla del aparato militar de la organización terrorista de ultra
derecha “Patria y Libertad” (PyL), que se alzó en armas contra el gobierno
del presidente Salvador Allende, es algo más que un panegírico que busca
transformar al terrorista en figura romántica.

Más allá de la glorificación y el intento de blanqueo de un personaje que
jugo una funesta  tarea en la “guerra sucia” que precedió al Golpe de Estado
del 11 de septiembre de 1973 el libro  “ Roberto Thieme. El rebelde de
Patria y Libertad”, es una confesión  descarada y también una enseñanza
histórica,

Su lectura es necesaria a quienes buscan develar y sacar las debidas
consecuencias de los entretelones de la conspiración, las fuerzas que se
movieron, los intereses defendidos, y el rol que se hizo jugar a Patria y
Libertad, en la distribución de papeles que se monitoreaban desde las
oficinas de la CIA, y de la Casa Blanca, como es notorio.

El problema es que, como lo declaró el propio Thieme, no sólo se trata de un
ejercicio de la nostalgia, sino que la publicación del libro es el primer
paso para “volver a empezar” e intentar revivir “el movimiento”, una vez más
con un mensaje populista.,demagógico, una versión 2007, light, de “nacional
socialismo”, antiimperialista, “para poner fin al neoliberalismo”..

Se trata de un llamado Movimiento Nacional Popular, que formaría con “ex
camaradas nacionalistas”. Y que haría intenso proselitismo sobre todo entre
los jóvenes

El hijo del ex agente de los servicios de inteligencia de la Alemania Nazi
en Chile,  Walter Thieme Bruggermann, miembro en los años 30 del Movimiento
Nacional Socialista chileno, las tropas nacistas de Asalto, no pierde el
tiempo. e intenta volver al escenario.

El problema que cabe preguntarse es al servicio de quién, de qué
estrategia, con que misión o tarea, surge esta nueva versión del Frente de
Operaciones, los grupos paramilitares de Patria y Libertad, de los años 70,
comandados entonces por Thieme.

Cabe preguntarse qué acciones le han sido encargadas y a qué motivación
política, ambiciones, a que cálculos, a qué hipótesis, a qué plan político
responde este nuevo esfuerzo por revivir al fascismo en Chile, de este
aparente bucólico pintor de marinas del balneario de Maitencillo, 162
kilómetros al norte de Santiago.

Objetivamente Thieme y su movimiento Patria y Libertad, según lo testimonia
su libro y la historia,  estuvieron al servicio de la conspiración contra
el gobierno legítimo de Chile, y escribieron con sabotajes, asesinatos,
campos de entrenamiento de paramilitares, y un discurso  populista y pleno
de odio, el prólogo del Golpe de estado de 1973.

Claramente sirvieron a los grupos económicos, a la derecha oligárquica y
feudal del país, y al libreto decidido en el Salón Oval de la Casa Blanca
por el presidente Richard Nixon, su  Consejero de seguridad Nacional, y
luego Secretario de Estado Henry Kissinger, el jefe de la CIA, Richard
Helms y el secretario de  Justicia, John Mitchel.

El libro  “El rebelde de Patria y Libertad”, confirma que la organización
terrorista, tuvo campamentos en Argentina, adquirió armas en ese país de las
dictadura militar de Argentina y de Brasil. Y recibió ayuda de sus Fuerzas
Armadas,

En Chile sirvió a los planes de los servicios de inteligencia y de los
sediciosos de la Armada, del Ejército y de la Fuerza Aérea de Chile,
saboteando líneas eléctrica, oleoductos, puentes.

Las alegaciones de hoy, a 37 años de los hechos, contra Pinochet, su
reconocimiento condolido de la masacre de chilenos, el exilio, los
detenidos-desaparecidos, parecen más bien una cortina de humo. Y un lavado
de imagen para engañar incautos, ante su nuevo proyecto político.

Como entonces Thieme y los suyos se disponen hoy a cumplir los encargos
tácticos que se le asignen en el marco de una estrategia de largo plazo, de
una distribución de tareas para un determinado accionar político.

La pregunta es al servicio de quiénes. Y con qué métodos.

El libro “Roberto Thieme. El rebelde de Patria y Libertad”, testimonia sus
capacidades, ofrece un modelo y glorifica la subversión derechista.

La democracia chilena está advertida,
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios