www.diariocritico.com
El polifacético intelectual colmenareño Miguel Ángel de Andrés Santos presentó 'Cosa de Hombres', su nuevo y más reciente libro
Ampliar

El polifacético intelectual colmenareño Miguel Ángel de Andrés Santos presentó 'Cosa de Hombres', su nuevo y más reciente libro

miércoles 29 de julio de 2020, 10:56h
Es uno de los más polivalentes intelectuales de la taurinísima localidad madrileña de Colmenar Viejo. Porque Miguel Ángel de Andrés Santos une a su faceta de sociólogo, economista, ensayista, conferenciante y crítico taurino -de la línea exigente de la pureza e integridad de la Fiesta-, la de la pasión por la historia de su pueblo, sobre la que se ha ocupado y preocupado ya con anterioridad, incluyendo la parte taurina de su centenario coso de La Corredera. Y, en tal aspecto, acaba de dar a luz otro nuevo libro. Con el título de 'Cosa de Hombres', que son los recuerdos de infancia de aquel Colmenar de los años 60 ya desaparecido y del que deja fiel constancia, fue presentado en el Gran Hostal, en un concurrido acto que organizó la Asociación Club Taurino Los Mayorales.

De acuerdo con la propiedad del recinto, se habían tomado las medidas establecidas por la autoridad en cuanto a su aforo y distanciamiento entre los asistentes, mientras que la organización estableció la obligatoriedad del uso de mascarillas y gel desinfectante. El aforo se ocupó en su totalidad. El acto fue presentado por Mariano de Andrés, al que acompañaron Ángel Luis Hernando, prologuista del libro, los ilustradores Pepe Tato y Pedro Alonso y Miguel Ángel de Andrés, autor del mismo. Cada uno de ellos habló de su aportación en ese trabajo literario.

Miguel Ángel de Andrés, en su turno, tras explicar que para el título había utilizado una especie de mantra de los años en el que transcurre el libro, que todo el mundo repetía entonces para dar validez a cuanto hacían los hombres y que se inculcaba a los niños para que fueran aprendiendo lo que les ofrecería una sociedad en la que la mujer quedaba relegada.

Aunque no quiso contar detalles del libro, sino que pidió que los asistentes lo leyeran. Solamente comentó que comienza expresando los miedos del protagonista por lo escuchado en un sermón sobre las tabernas, ya que su padre era tabernero y finaliza con la recriminación de su amigo por haber aprobado para entrar en un colegio de Madrid donde le iban a hacer un hombre.

Finalmente se proyectaron las imágenes de las ilustraciones realizadas por Tato y Alonso, mientras Miguel Ángel las relacionaba con el capítulo donde se ubicaban y las que comentaba. Se suprimieron las dedicatorias por seguridad sanitaria, y los asistentes se fueron retirando ordenadamente y satisfechos por haber podido asistir, aunque con mascarilla a un acto cultural en un verano, algo que, en opinión del autor de la obra, "el Ayuntamiento ha abandonado".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios