www.diariocritico.com

Fin del primer asalto: así llegan los principales partidos a las elecciones del 28-A

viernes 26 de abril de 2019, 19:10h
Termina la campaña de las elecciones generales, el primer asalto que afrontan los partidos en esta primavera de urnas, y que decidirá, más que la composición del Parlamento, el rumbo del país. El 28 de abril se antoja una jornada decisiva, en el los ciudadanos elegirán entre el 'no pasarán' o la 'Reconquista'. Aunque PSOE, PP, Ciudadanos y Podemos han intentando erigirse en el voto útil, la anunciada irrupción de Vox ha convertido la campaña en un duelo entre dos bloques clara y profundamente diferenciados.
Fin del primer asalto: así llegan los principales partidos a las elecciones del 28-A
Ampliar
El PSOE de Pedro Sánchez insiste en presentarse como la opción moderada de centro-izquierda, en una campaña de tono institucional, buscando sacar el máximo partido al llamado 'efecto Moncloa' y los 'viernes sociales'. En un primer momento, los socialistas se mostraron de nuevo abiertos a un posible pacto poselectoral con Ciudadanos, para evitar el apoyo de los partidos independentistas, pero el constante 'no es no' de la formación 'naranja', ha llevado a Ferraz a acercar posturas con Unidas Podemos, hasta el punto de hablar de un hipotético gobierno de coalición, si salen las cuentas.

Unidas Podemos, con Pablo Iglesias a la 'cabeza', también ha moderado su tono y discurso respecto a la última campaña electoral, y ha apostado por 'tirar de' Constitución española para defender sus principales propuestas, al tiempo que ha 'aprovechado' el escándalo de las cloacas del Estado y la 'guerra sucia' en su contra. Además, no han librado la batalla contra los socialistas, ni han recurrido a los descalificativos con PP y Cs, como tampoco han querido dar más protagonismo a Vox para tratar de minizar su presencia, aunque sin mucho éxito. Con su discurso, ha logrado eludir muchos golpes en esta campaña, en la que no se ha citado a Venezuela y en la que apenas ha recibido de refilón los 'dardos' dirigidos a Sánchez. La nueva 'imagen' de Unidas Podemos quizás le haya valido nuevas simpatías, aunque también los reproches por exceso de moderación de los sectores más 'cafeteros'.

Génova ha pasado de situar al PP de Pablo Casado como el único voto útil de la derecha, a lanzarse a los brazos de Vox, con quien no tendría problemas para compartir La Moncloa, junto a los 'naranjas'. Su campaña se ha basado especialmente en el ataque sin tregua contra el PSOE, con constantes descalificaciones e insultos dirigidos al presidente del Gobierno por los supuestos pactos con independentistas catalanes y vascos o por la recesión económica venidera. Los 'populares' han intentado eludir la guerra con Ciudadanos, pero han terminado convirtiendo el final de la campaña en una suerte de primarias de la derecha.

Ciudadanos, la formación de Albert Rivera, también ha centrado sus balas en el PSOE, y al igual que los 'populares', ha reiterado hasta la saciedad el mantra de los supuestos pactos con independentistas catalanes y vascos. Pero también ha apuntado contra el PP, erigiéndose en la opción liberal y moderna frente a los conservadores, al tiempo que ha recordado los casos de corrupción relacionados con el partido, y ha logrado atraer a sus filas a ex dirigentes como José Ramón Bauzá, Silvia Clemente o Ángel Garrido. Aunque la formación 'naranja' ha intentado marcar distancias con Vox, ha concluido la campaña avanzando su disposición a llegar a acuerdos con la extrema derecha.

Pese a que apenas han realizado intervenciones en los medios ni hayan participado en los debates, Vox ha logrado una presencia fundamental en la campaña, hasta el punto de que le han salido 'socios' sin buscarlos. La extrema derecha de Santiago Abascal ha logrado movilizar a un electorado, que se guía no solo por motivos ideológicos, sino por el descontento con PP y Cs en particular y con la política, en general. Más allá de lo que digan las encuestas, las fotos de calles, plazas y rincones llenos hacen presagiar que su irrupción también será clave.

Así las cosas, los cuatro principales partidos afrontan el final de la campaña divididos en dos bloques clara y profundamente diferenciados, de forma que los ciudadanos están llamados a elegir entre el 'no pasarán' y 'la Reconquista'. En lo único en lo que todos coinciden es en la llamada a la movilización en la jornada del domingo, conscientes de lo que está en juego en las urnas.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.