www.diariocritico.com
Las nevadas y el frío pronostican una temporada de esquí 'muy positiva'

Las nevadas y el frío pronostican una temporada de esquí "muy positiva"

viernes 22 de noviembre de 2013, 17:18h
El temporal de frío y nieve que afecta sobre todo al norte de España permitirá que un gran número de estaciones de esquí españolas adelanten a este fin de semana su apertura de temporada que en principio estaba prevista para el Puente de la Constitución.
Las estaciones de esquí de España y Andorra afrontan la temporada 2013-2014 con optimismo y con la previsión de repetir las cifras del pasado ejercicio apoyadas en su apuesta por las tecnologías y la ampliación de su oferta de ocio convirtiendo a las estaciones en destinos vacacionales.

   Según la Asociación Turística de Estaciones de Esquí y Montaña (Atudem), las estaciones españolas esperan que la temporada se mantenga en niveles similares a la anterior, que cerró con 4,8 millones de esquiadores y una facturación neta por remontes por encima de 100 millones de euros. En su conjunto, el sector ha invertido 14 millones de euros de cara a este nueva temporada.

   Desde la Asociación se considera que el crecimiento del sector de la nieve en España pasa por su internacionalización, ya que, actualmente, solo el 10% de las personas que esquían en pistas de España proceden del extranjero.

   Consideran que hay que "copiar a Europa" en el sentido de conseguir que los esquiadores se queden en las estaciones de esquí del país, además de que esquían durante más días haciendo un mayor uso de todas las posibilidades que ofrecen las instalaciones.

Norte de España

   De momento la temporada comenzó pronto. Las lluvias y nieve registrada en las montañas del norte de España en los últimos días permitirán abrir este fin de semana algunas de las estaciones de esquí de Girona y también la de Baqueira-Beret.

   Las estaciones de La Molina, Vall de Núria, junto a la de Masella, han anunciado que abrirán este fin de semana, siete días antes de la fecha prevista en un principio.

   El pistoletazo de salida lo ha dado la Masella que fue la primera en abrir el jueves y en su primer día de funcionamiento tenía en marcha ocho pistas, con once kilómetros esquiables, y tendrá dos remontes en funcionamiento, según informa en su página web, donde destaca que estará el 100% del desnivel esquiable abierto, incluyendo la zona superior Coms de Das. Para el viernes y el fin de semana, la estación prevé abrir 41 pistas, con 49 kilómetros esquiables, y cinco remontes.

   Según ha informado Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya que gestiona estas estaciones, entre semana se cerrará para volver a abrir el fin de semana del 30 de noviembre, cuando también estrenarán temporada Espot y Port Aine. Por su parte, Vallter 2000 ha retrasado su apertura, prevista para este sábado, para el próximo, 30 de noviembre, debido a las grandes nevadas que siguen cayendo en la comarca del Ripollès.

   En el Pirineo de Lleida Baqueira Beret también tiene previsto abrir sus pistas este sábado. Tras una inversión de 3 millones de euros esta temporada, la pista catalana confía en mantener la cifra de esquiadores alcanzada en la temporada pasada en la que cerró con 780.000 esquiadores.

   El grupo prevé obtener unos beneficios en el periodo de esquí similares a los registrados en 2012, cuando situó sus ganancias entre los 2,5 y los 3 millones de euros.

   El Principado de Asturias, que tenía el inicio de temporada previsto para el próximo 6 de diciembre, también se ha mostrado dispuesto a adelantar la temporada si hay nieve suficiente en su región.

El Sur también abre

   Sierra Nevada también adelantará a este sábado 23 de noviembre la apertura de la temporada invernal, debido a las buenas condiciones de nieve que presentan Borreguiles y Río una vez que las máquinas pisapistas han trabajado esas zonas.

   El adelanto de la apertura se produce tras las nevadas de la semana pasada y especialmente por la intensa producción de nieve que, gracias a las bajas temperaturas, ha permitido acumular nieve de excelente calidad en el área esquiable que podrá abrirse este sábado.

   Se ha establecido un precio promocional de 25 euros para adulto y 10 para niños (hasta 12 años) durante la semana de adelanto de temporada. Los menores de 5 años esquiarán gratis.

Calentando cañones

   Y para el próximo fin de semana aún quedan pistas vírgenes. Aramón Formigal adelantará su apertura con libre acceso para todos los esquiadores al próximo viernes, 29 de noviembre, tras las últimas nevadas recibidas.

   El resto de estaciones del Grupo: Cerler, Panticosa y las turolenses de Javalambre y Valdelinares, se encuentran preparando sus instalaciones para inaugurar la temporada de esquí el día siguiente, el sábado, 30 de noviembre. Más de 200 personas trabajan entre los cinco centros invernales en la preparación de la nueva temporada.

   La estación oscense de Candanchu, que esta temporada estrena director, se prepara también para abrir el próximo fin de semana afrontando una nueva etapa con el objetivo de incrementar el número de clientes y reajustar costes para conseguir un mayor incremento de los ingresos y lograr afrontar así la deuda que aún tiene pendiente.

   En Madrid, el puerto de Navacerrada prevé también abrir la próxima semana ya que las primeras nevadas, que se han anticipado bastante este año han permitido tener una base de 30 centímetros unido a los cañones de innivación que ya están en funcionamiento.

Andorra ya lista

   Y en Andorra también están preparando los esquíes. La estación andorrana de Grandvalira prevé abrir sus instalaciones el fin de semana próximo con el objetivo superar los 1,5 millones de esquiadores de la pasada temporada. Las previsiones de facturación de la estación  son similares a las de la temporada pasada cuando se rondaron los 60 millones de euros.

   La estación, que celebra este año su décimo aniversario, ha invertido un total de 8,7 millones de euros este año en mejorar sus instalaciones apostando por las nuevas tendencias, la tecnologías y sus áreas de restauración.

   La otra gran instalación de esquí de este tipo con sede en el Principado de Andorra, Vallnord, también esperará al próximo fin de semana para abrir. Los responsables de la estación confían mantener los 700.000 visitantes alcanzados la pasada temporada y superar "levemente" su nivel de facturación que se situó en 20 millones de euros.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios