www.diariocritico.com

mediterráneo

La Agencia de la ONU para los refugiados (ACNUR) ha puesto cifras al drama de la crisis migratoria en 2018: 2.275 personas perdieron su vida en el Mediterráneo: una media de 6 muertes diarias. Aunque el número total de muertes se redujo a más de la mitad en 2018, el porcentaje de muertes por llegadas sigue subiendo cada año. El número de víctimas fue particularmente elevado en la ruta a España, donde casi se cuadruplicó en 2018.

> La cifra supera con creces las 219.000 que lograron llegar en todo 2014 según detalla ACNUR

ACNUR ha hecho un llamamiento a todos los Gobiernos para que actúen con "humanidad" ante la mayor crisis migratoria que está viviendo Europa en estos momentos. En lo que va de 2015 ya se ha superado la cifra de 300.000 personas que se han jugado la vida lanzándose al Mediterráneo y han logrado llegar a suelo europeo, número que supera en mucho a las 219.000 que lo hicieron en todo 2014. Otro número que también es demoledor es la cifra de víctimas en lo que va de año, 2.500 personas han perecido en esta travesía sin contar con las víctimas del último naufragio y sin contar también con las que fallecen una vez llegan a Europa, como los 71 refugiados sirios encontrados muertos en el interior de un camión en Austria en el que viajaban con la intención de llegar al centro de Europa.

> El Gobierno ha fletado un buque para acoger a 2.500 indocumentados y aliviar algo la situación

La situación de la isla griega de Kos es insostenible, la llegada ininterrumpida de inmigrantes cada día ha desbordado a las autoridades locales, que no dan abasto para acoger a todos los que logran llegar a tierra. En un intento de aliviar algo la situación, el Gobierno heleno ha cedido un buque con capacidad para unas 2.500 personas e intentar descongestionar los centros de estancia de inmigrantes. Pero el gesto no ha servido para frenar todas las tensiones, ya que solo se permite la subida a bordo del barco a sirios y no a personas de distintas nacionalidades. Esto ha generado mucha polémica entre los inmigrantes y también entre las autoridades de Kos, que piden que se atienda en el buque a todos los que se pueda independientemente de su país de origen.

El mar Mediterráneo se ha convertido en un cementerio para los inmigrantes que huyen de sus países en busca de una vida digna, y es que, en lo que llevamos de año, más de 2.000 personas han perdido la vida en sus aguas. La Unión Europea estableció un criterio de reparto para los países miembros y decidió poner en marcha una 'misión migratoria' con el objetivo de evitar estas tragedias, aunque ante la repetición de estos episodios, han lanzado una advertencia: "Lo que necesitamos ahora es el valor colectivo para avanzar con acciones concretas o, de lo contrario, las palabras quedarán vacías".

El drama de la inmigración copa a diario titulares y espacios en los medios de comunicación y es que las costas europeas se han convertido en 'cementerios' de inmigrantes que buscan una vida digna. Ante esta acuciante situación, los ministros de Exteriores y Defensa de la Unión Europea (UE) han aprobado el establecimiento de una misión naval para combatir las mafias que transportan ilegalmente a migrantes en el Mediterráneo y que abre la puerta a destruir las embarcaciones en aguas territoriales de los países de partida.

Semana trágica en el mar Mediterráneo. Después del hundimiento del barco con alrededor de 900 personas a bordo este fin de semana, se suma ahora otra embarcación naufragada, esta vez frente a la isla griega de Rodas, donde han fallecido tres personas y 83 han podido ser rescatadas. Además, frente a las costas de Libia también hay varias barcazas con problemas que están siendo socorridas.

> Una nueva tragedia en el Mediterráneo que confirma las predicciones sobre el drama de la inmigración en la zona

Acnur califica que es la mayor tragedia de la historia, y asegura que en lo que llevamos de año, más de 1.500 víctimas han perdido la vida en el Mediterraneo.
  • 1

El buque Nuestra Señora de Loreto se verá obligado a regresar a Libia a pesar de no ser un puerto seguro debido a la situación límite que se vive a bordo. Si bien este mismo jueves la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, insistía en que se estaba trabajando para resolver la situación del pesquero español que rescató a 12 inmigrantes en aguas del Mediterráneo, parece que el tiempo ha jugado en contra de las difíciles negociaciones diplomátiacas.

> Según ACNUR 158.456 inmigrantes han llegado a las costas griegas en lo que va de 2015

El portavoz de ACNUR (Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados) ha vuelto a hacer énfasis en la dramática situación que se vive en las costas griegas debido a la llegada masiva de inmigrantes que cruzan el Mediterráneo. Ha destacado que solo en julio ya se ha superado con creces el número de inmigrantes que llegaron en todo 2014, y que en lo que va de 2015 casi 160.000 personas han llegado a Grecia, y el país no da abasto. Italia, España y Malta son los países que después del país heleno más refugiados e inmigrantes reciben, y desde ACNUR reclaman más medidas para mejorar esta situación.

> Hasta el momento han logrado cruzar el Mediterráneo 237.000 personas

El drama de la inmigración no cesa en el Mediterráneo, cada vez son más las familias enteras que se abordan en un viaje lleno de peligros para intentar llegar a las costas europeas como sea, y esa travesía implica lanzarse al mar en barcazas saturadas de personas con la esperanza de llegar a tierra. Según la Organización Internacional para las Migraciones si el ritmo de llegadas continúa igual, a finales de agosto habrán cruzado el mar unas 250.000 personas. En todo el año pasado la cifra de llegadas fue de 219.000, número que a día de hoy ya se ha superado con creces con los 230.000 inmigrantes que ya han logrado pisar suelo europeo. Grecia, Italia, Malta y España soportan la gran mayoría de esta afluencia masiva, que en su mayoría son personas que huyen de las guerras, la pobreza o la trata de seres humanos.

El drama del Mediterráneo no cesa, y el número de personas que se lanzan al mar por una supuesta vida mejor sigue aumentando. En tan solo 48 horas, han llegado a las costas italianas más de 2.700 inmigrantes que fueron rescatados por la Guardia Costera. Los conflictos en sus países de origen, en especial Siria, siguen siendo el principal foco que les impulsa a huir con lo puesto y ponerse en manos de las mafias para intentar llegar a Europa.

 El drama del Mediterráneo continua. Las autoridades italianas han rescatado en aguas del Mediterráneo solo en la jornada del sábado a cerca de 3.700 inmigrantes que se dirigían a Italia a bordo de varias embarcaciones, informó hoy la Guardia Costera mediante un comunicado.

El primer ministro de Malta, Joseph Muscat, ha denunciado que su país e Italia están solos para responder a la crisis de la inmigración y acusa a la UE de mirar hacia otro lado.