www.diariocritico.com
Crítica de la obra de teatro 'La tapa del cofre': nuevas y viejas esencias de la música y la danza españolas
Ampliar
(Foto: Virginia Rota)

Crítica de la obra de teatro 'La tapa del cofre': nuevas y viejas esencias de la música y la danza españolas

martes 18 de octubre de 2022, 08:23h

Vuelve la Tribu Ñ donde solía. A saber, rebuscando y ahondando en el más puro arte español, de la mano de Hugo Pérez de la Pica como director y creador de ‘La tapa del cofre’, que ha podido verse a título de estreno solo durante unos días en la Sala Tribueñe (9 y 15 dentro de Surge, y un día más, 16 de octubre, para los espectadores más fieles), aunque estoy seguro de que muy pronto volverá a programarse de forma mucho más continuada en la sala.

Con Tatiana Studyonova al piano, la voz inmensa de Candela de la Serena, y la elegancia en el movimiento de Raquel Valencia, María Nadal y Virginia Guiñales –unas veces a solas, otras en dúo o en conjunto-, el espectáculo genuinamente español brinda al público un total de 13 piezas que acarician el recuerdo, templan el espíritu y reconcilian a cualquiera con la auténtica tradición de lo español.

Vestuario, calzado y complementos de las cuatro artistas atraen magnéticos , sobre todo, a la parte femenina del público. ¿Maravilla! Abre el fuego el baile de Raquel Valencia con la Malagueña de Albéniz. Primeros aplausos encendidos y bravos desde los cuatro puntos cardinales de la sala. Le sigue Candelaria de la Serena atacando con hondura y sentimiento la Lola Clavijo de Quintero, León y Quiroga. Más bravos y aplausos, que ya no van a cesar en ninguna de las interpretaciones de las siguientes piezas, ya sean cantadas o/y bailadas. Por ejemplo, y acto seguido, La Vida Breve de Falla, bailada con alma y en solitario por Virginia Guiñales, o Sevilla de Albéniz, dibujada con verdadero primor sobre el escenario por María Nadal.

Pero serán las piezas interpretadas coralmente por las cuatro artistas las que más despierten el entusiasmo del público: Sevillanas del S. XVIII armonizadas por Federico García Lorca, Canción Canaria y Gitanos de Quiroga, León y Quintero. Y dos canciones del más puro y hondo sentir españoles, Tanguillos y Arrieros somos en donde Candelaria pone toda la carne en el asador para mostrar al público la gran cantante que lleva dentro, inasequible al desaliento y al margen de cualquier moda imperante. Lo de Candela es para quitarse el sombrero, a sus veintitantos y cantando cada vez mejor desde hace ya una decena de años.

Dice Hugo Pérez de la Pica en la presentación del espectáculo que en él se dan cita “Un cúmulo de ausencias que retratan los restos de un patrimonio desaparecido de la danza y la música españolas”. Hay que admitir, con la misma tristeza que preocupación que eso es así.

Si algún espectador busca revivir una parte de ese patrimonio espiritual e inmaterial del pueblo español apenas si podrá encontrarlo en algunas propuestas del Ballet Nacional de España y en los impecables montajes de Pérez de la Pica que, de forma recurrente pueden verse en Tribueñe: Alarde de tonadilla, Canela, Tus muertos que son los míos y Por los ojos de Raquel Meller. Ya he escrito sobre todos ellos en estas mismas páginas electrónicas de Diariocritico.com, y vuelvo a ser reincidente. Todos son bomboncitos, y tan asequibles y degustables por el pueblo llano como por el más exigente de los intelectuales. ¡Imprescindible!

‘La tapa del cofre’

Director y creador: Hugo Pérez de la Pica

Con: Candelaria de la Serena, Raquel Valencia, María Nadal y Virginia Guiñales

Piano: Tatiana Studyonova

Técnicos: Miguel Pérez-Muñoz y Nicolás Orduna

Teatro Tribueñe, Madrid

16 de octubre de 2022

Próximas funciones los días 6 y 27 de noviembre de 2022.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
1 comentarios