www.diariocritico.com

La tesis del accidente es que lo produjo choque con bandada de pájaros

Rescatan al Airbus A320 del río Hudson de donde salieron ilesas 155 personas y salvan cajas negras

Rescatan al Airbus A320 del río Hudson de donde salieron ilesas 155 personas y salvan cajas negras

Rescatan al Airbus A320 del río Hudson de donde salieron ilesas 155 personas y salvan cajas negras El Airbus A320 que se vio obligado a realizar un acuatizaje de emergencia en el río Hudson en Nueva York fue rescatado con un enorme despliegue a última hora del sábado (local), informó el canal de noticias CNN.

Las dos cajas negras se encontraban en el avión y pudieron ser rescatadas esta mañana. Los aparatos son considerados claves para esclarecer las causas del siniestro.

Por el momento se cree que el accidente se debió al choque con una bandada de pájaros poco después de que la aeronave de US Airways despegara de Nueva York.

El piloto Chesley Sullenberger ("Sully") decidió entonces realizar un acuatizaje de emergencia en el Hudson, que permitió la evacuación de las 155 personas a bordo.

Sullenberger dijo a los investigadores que con el acuatizaje el jueves quiso evitar una catástrofe.

Una grúa gigante elevó la nave siniestrada del río.

En las imágenes que emitió la televisión podían verse perfectamente los daños que el choque contra el agua causó en el fuselaje: La punta del ala derecha está quebrada, del tronco de la nave salen cables y fragmentos de metal, la puerta delantera está arrancada y cuelga sólo de un ángulo.

Los expertos trabajaron más de 15 horas con temperaturuas heladas para rescatar el avión. La intensa correntada y los bloques de hielo dificultaban su trabajo.

La máquina, repleta de agua, pesaba unas 450 toneladas, según las estimaciones, y tuvo que ser levantada centímetro a centímetro sujeta a soportes de metal, dado que de lo contrario se habría fracturado. Cuando finalmente fue depositada sobre un gigantesco remolque, la mayoría del agua ya se había escurrido.

Las cajas negras de la nave fueron llevadas a Washington en contenedores especiales para ser analizadas, informó "The New York Times". El avión será llevado a tierra y examinado.

Todavía falta encontrar una de las dos turbinas. Los buzos ya tienen localizado el lugar en el que podría estar. La segunda turbina se encontraba aún pegada al avión, a pesar de que se creía que se había desprendido con el impacto.

El piloto Sullenberger, de 57 años, dijo en sus primeras declaraciones ante los investigadores que ya poco después del despegue el jueves a 900 metros de altura el Airbus A320 se topó con una bandada de pájaros y ambos motores dejaron de funcionar.

Entonces, asumió el mando de manos de su primer oficial, que había realizado el despegue del aeropuerto de La Guardia con destino a Charlotte, en Carolina del Norte.

Dijo que volaban a una altura demasiado baja y que estaban demasiado cerca de una zona de la ciudad muy poblada, indicó la portavoz del Consejo Nacional de Seguridad del Transporte, Kathryn Higgins, en una conferencia de prensa en Nueva York.

"No lo lograremos. Aterrizaremos en el Hudson", dijo el capitán a la torre. "Podría haber tenido consecuencias catastróficas si no lo hubiéramos hecho", añadió, según Higgins.

 


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios