www.diariocritico.com
El Fondo de Liquidez Autonómico: Una necesidad para Castilla-La Mancha

El Fondo de Liquidez Autonómico: Una necesidad para Castilla-La Mancha

viernes 28 de septiembre de 2012, 09:40h

El Consejo de gobierno de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha ha formalizado la petición de recursos financieros al Fondo de Liquidez Autonómico, por valor de 848 millones de euros con el objetivo fundamental de resolver los problemas de tesorería que demanda unas necesidades de liquidez inmediata para hacer frente a  vencimientos de deuda pública a muy corto plazo, en torno a 590 millones de euros, amén de pagos a proveedores de servicios en situación crítica. 

Esta es la razón fundamental del  recurso al Fondo de Liquidez Autonómico (FLA). Este Fondo es un mecanismo de intervención inmediata desarrollado por el Ministerio de Hacienda y aprobado en Consejo de Ministro el pasado 20 de julio con el fin de dotar de tesorería inmediata a aquellas Comunidades Autónomas (CC.AA.) con serios problemas de impago a corto plazo de sus obligaciones tanto corrientes como financieras.

El objetivo de este fondo para el conjunto de las CC.AA. es aportar liquidez para hacer frente al vencimiento de deuda en 2012, así como a los pagos a proveedores y cumplir con los objetivos de déficit del ejercicio corriente. Este Fondo se dotará con 18.000 millones, de los cuales 6.000 procederían de una emisión del Organismo de Loterías del Estado garantizada con ingresos futuros del mismo, 8.000 se obtendrían de empréstitos procedentes de diferentes instituciones financieras y los 4.000 restantes los aportaría el Tesoro Público español. 

En cualquier caso, las condiciones de concesión de estas ayudas están pendientes de definición en sus aspectos técnicos, aunque lógicamente las condiciones serán mucho más ventajosas que las que se derivarían del recurso directo a los mercados financieros, que están cerrados para muchas CC.AA.

Hasta el momento son varias las CC.AA. que ha expresado su voluntad de acudir al FLA: Cataluña con 5.000 millones; Valencia, con una cuantía estimada en 4.500 millones pero sujeta a revisión al alza  Murcia que apelaría al Fondo por 300 millones, Andalucía que ha solicitado  otros 5.000 millones. Esto supone que  el 80% del FLA estaría ya comprometido, si no se modifican las condiciones de acceso al mismo o su cuantía. 

No obstante, consideramos muy probable que la mayor parte de las CC.AA acudan a este mecanismo, entre otras razones, porque les va a permitir refinanciar su deuda en condiciones manifiestamente mejores que las que podrían obtener en el mercado si el fondo cumple sus objetivos de dotar financiación en condiciones preferenciales. Es por ello, que teniendo en cuenta que las necesidades de refinanciación de la deuda pública del conjunto de las CC.AA en el segundo semestre de 2012 se sitúa en 15.600 millones y que muy probablemente haya una petición generalizada de fondos al mecanismo, sea necesario dotar , en su caso, partidas adicionales en los Presupuestos Generales del Estado 2013 para hacer frente a nuevas necesidades de liquidez.

Estas ayudas estarían condicionadas a recortes constatables en la ejecución presupuestaria que garanticen que los gobiernos regionales cumplan con el objetivo de déficit del 1,5% en 2012 y 0,7% en 2013. Así pues, el Ministerio de Hacienda, a partir del momento en que el FLA sea operativo, fijará las condiciones presupuestarias, fiscales y financieras de las CC.AA.

 Los planes de ajuste, siempre en el marco de los Planes de Equilibrio Financiero (PEF) pactados, serán revisados y controlados por representantes del Gobierno Central que tendrán capacidad para enviar equipos de inspectores para auditar las cuentas en tiempo real. En mi opinión, el tema más controvertido sería la capacidad que pueda tener el Gobierno Central para decidir e imponer las partidas de gasto que deben ser corregidas y ajustadas en el caso de desviaciones en la ejecución, así como la obligación de imponer modificaciones tributarias para lograr los objetivos del correspondiente PEF.

En todo caso, en cumplimiento de las sucesivas normas de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera, las CC.AA que recurran al FLA no podrán emitir valores ni pedir créditos, salvo autorización expresa del gobierno central; deberán comunicar todas las operaciones de crédito a corto, medio y largo plazo; cederán al gobierno central la gestión del pago de sus vencimientos de deuda y los recursos de su sistema de financiación responderán de la devolución de la línea de liquidez abierta en las condiciones que establezca el FLA.

La existencia de un mecanismo de esta naturaleza que permite dotar de liquidez a las CC.AA en momentos de máxima tensión de tesorería merece y exige su utilización por parte de Castilla-La Mancha ya que no se trata de ningún rescate sino del uso de un expediente que permitirá financiarse a la Comunidad en condiciones preferenciales respecto al mercado y hacer frente a sus obligaciones financieras en condiciones de cierta normalidad, sin que su utilización suponga condicionalidad adicional más allá de la recogida en el Plan de Estabilidad Financiera de las Comunidad que nos compromete a cerrar 2012 con un déficit del 1,5% del PIB y el 2013 con un déficit de 0,7%, condiciones que habrían de cumplirse tanto con acceso como sin acceso al Fondo de Liquidez Autonómica.

 

Juan José Rubio Guerrero

Catedrático de Hacienda Pública.UCLM

 Foro Independiente de Analistas Fiscales

 

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios