www.diariocritico.com

El Gobierno central sólo presentará batalla si se convoca referéndum

Todo se calma en Cataluña, siguiendo el guión esperado: CiU baja el tono, Rajoy aplaza su recurso

Todo se calma en Cataluña, siguiendo el guión esperado: CiU baja el tono, Rajoy aplaza su recurso

lunes 14 de enero de 2013, 08:25h
Cuando todos hablaban de un antes y un después, cierto sector recordaba que sólo era una pose política para ganar las elecciones que Artur Mas adelantó y que, por cierto, perdió en cuanto a apoyos conseguidos, aunque fuera el más votado. Pero después se vio obligado a caer en las exigencias de los independentistas ERC, sólo que ahora levanta el acelerador en vista del caos que está por venir. El Gobierno de Rajoy también se calma un poco.

- CiU y ERC podrían retirar de su declaración conjunta la constitución de un nuevo Estado
Es lo que hoy es noticia: el Gobierno central no planteará de momento batalla contra la resolución que aprobará el Parlamento catalán el próximo 23 de enero con los votos de CiU y ERC para sentar las bases del proceso independentista de Cataluña. Lo afirma, por ejemplo, el diario 'El País', que asegura que Mariano Rajoy considera que la resolución no tiene efectos jurídicos. La actuación del Ejecutivo central contra el desafío soberanista comenzará cuando se convoque el referéndum en Cataluña, en 2014, o se apruebe la Ley de Consultas.

Diversas fuentes del Gobierno coinciden en que la decisión es firme y no va a cambiar a pesar de que Rajoy sabe que la situación se va a poner mucho más tensa y arreciará la presión del nacionalismo español y de los sectores más duros del PP para que actúe ya y con contundencia.

Según 'El País', el jefe del Ejecutivo recuerda el precedente del plan soberanista planteado por  Ibarretxe en Euskadi, que el Ejecutivo de Aznar recurrió ante el Tribunal Constitucional cuando iniciaba su tramitación en el Parlamento vasco. El Constitucional rechazó incluso la admisión a trámite del recurso y dejó que el plan Ibarretxe, que planteaba un Estado libre asociado, siguiera su cauce parlamentario. Finalmente, el plan fue rechazado en el Congreso de los Diputados y quedó sin efecto.


CiU rebaja su tono soberanista

CiU estudia rectificar el borrador de la declaración de soberanía que pactó la semana pasada con ERC y no abogar en el texto por una consulta cuya finalidad sea lograr un Estado catalán dentro de la Unión Europea. Así lo anunció el domingo la diputada en el Parlamento catalán de ICV-EUiA Dolors Camats, que explicó que tras varios contactos con delegados de CiU y ERC se les ha transmitido la voluntad de modificar el texto para facilitar el apoyo de otras de fuerzas políticas. Camats presentó ayer el borrador de declaración de su formación, que apuesta por un proceso abierto y democrático donde tengan cabida todas las sensibilidades. "Para que los catalanes puedan decidir no se debe plantear el qué, sino que todas las opciones se deben sentir llamadas a participar", señaló.

Desde CiU y ERC reconocieron ayer su intención de modificar el texto inicial con el objetivo de poder ampliar el consenso y de sumar, además de a ICV-EUiA y la CUP, sobre todo al PSC. El conseller de Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs, dijo que el Gobierno catalán hará "todo lo posible" por "ampliar" a más fuerzas políticas la mayoría favorable a la declaración soberanista, y añadió que si la negociación se ha complicado de entrada ha sido porque alguien filtró el texto "con mala intención".


Duran pide "empezar de nuevo" para sumar el apoyo de PSC e ICV

Más autocrítico se mostró el líder de UDC, Duran Lleida, quien admitió que el proceso para aprobar una declaración soberanista en el Parlamento catalán "no ha comenzado bien" con el texto pactado por CiU y ERC, en el que se define a Cataluña como "sujeto político y jurídico". "Sería un gravísimo error que el primer paso del derecho a decidir solo lo vote la mitad de la Cámara", advirtió en un comentario escrito en su blog. Por eso, Duran propuso "empezar de nuevo" para elaborar una propuesta más consensuada, a la que se sumen PSC e ICV. "Necesitamos no arrastrar a ICV y a los socialistas, sino que sean copartícipes y desde el primer momento", señaló.

Duran también aprovechó para reconocer que el martes pasado anuló una comida con el presidente de la Generalitat, Artur Mas, y el presidente de ERC, Oriol Junquera, porque este último había pedido su dimisión tras la resolución judicial del caso Pallerols. "Yo no me siento con alguien que pide mi dimisión".


Lea también:
- CiU y ERC podrían retirar de su declaración conjunta la constitución de un nuevo Estado
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

4 comentarios