www.diariocritico.com
La jugada maestra de Sánchez y el golpe inesperado para 'Rivera presidente'
Ampliar
(Foto: Pedro Ruíz/Ciudadanos)

La jugada maestra de Sánchez y el golpe inesperado para 'Rivera presidente'

> Tribuna Crítica

viernes 01 de junio de 2018, 08:45h

Albert Rivera ya casi saboreaba la victoria en 2020 y se sentía presidente in pectore. Primero en la mayoría de las encuestas, Ciudadanos iba arrebatando al PP cada vez más feudos y los sondeos le daban la razón a su discurso de mano dura y de nacionalismo español. Su posición en la crisis catalana fue aplaudida por millones de españoles y ganó las elecciones en Cataluña contra pronóstico, cuando hace meses era un eterno partido pretendiente del poder.

Pero cuando menos se lo esperaba, llegaba esta moción de censura, gracias a Gürtel. Lo de "gracias", claro, es un decir. No contaba Ciudadanos con que precisamente la corrupción del PP, que era su arma para ganar sitio entre el electorado, sería un arma de doble filo, porque al provocar una crisis de apoyos al Gobierno de Rajoy, también suponía una caída precipitada del presidente y, por tanto, anulaba sus planes para llegar a las urnas en plena forma.

Ahora, el PSOE y Pedro Sánchez se salen con la suya y la jugada resulta maestra. De libro. Para la historia. Intentarán retrasar las elecciones lo máximo posible aunque el gobierno que forme sea complicado y apenas pueda sacar reformas en el Parlamento. Lo que importa para la izquierda y los nacionalistas es retrasar esa convocatoria todo lo posible y mostrar al electorado que otro Gobierno es posible. Porque las encuestas, hasta ahora, daban una victoria a Ciudadanos o, en todo caso, una mayoría absoluta al pacto entre PP y ese partido en un hipotético nuevo Ejecutivo. El centro-derecha y liberal gobernaría España sin oposición fuerte, y ahora eso está en entredicho.

Está en entredicho porque Sánchez intentará ganarse al electorado, mejorar su imagen y hacer subir al PSOE en las encuestas. Si su partido y Unidos Podemos llegan a las urnas, ya sea en 2019 o 2020, con nuevas fuerzas y apoyos de los españoles, otra realidad parlamentaria llegaría entonces. No se sabe por ahora si un cuádruple empate -que haría casi ingobernable el país- resultaría de esas urnas o si bien habría una mayoría de un frente de dos partidos: o el de PP+Cs o el de PSOE+UP.

La única realidad es que al que llaman futuro presidente del 'gobierno Frankenstein' fue secretario general con aires de presidente, cayó por manos de sus compañeros 'traidores', resucitó de entre los muertos -políticos- cuando todos le daban por finiquitado y ahora se convierte, sin escaño, sin ser diputado, en presidente del Gobierno -salvo sorpresa mayúscula, este viernes-. Toda una historia para contar a nuestros nietos algún día. Si es que el fin del mundo no llega, porque la prensa afín al centro-derecha liberal de este país, poco menos que así lo vaticina hoy en sus páginas y emisoras y cadenas. También era el fin de los tiempos con los alcaldes 'antisistema' tras las municipales de 2015 (Carmena, Colau, Ribó, Kichi, Santisteve, Ferreiro...) y miren, no llegó. Será cosa de retraso de los jinetes del Apocalipsis, que deben cambiar sus caballos por unos trenes de AVE.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios