www.diariocritico.com
'Juego de Tronos' 7x02: de Reinas y reencuentros
Ampliar

'Juego de Tronos' 7x02: de Reinas y reencuentros

lunes 24 de julio de 2017, 13:08h

Si el primer episodio sirvió para colocar las piezas en el tablero, por ahora reducido a Poniente, este segundo capítulo ha visto como alguna de esas piezas comenzaban a moverse. Claro que, si tenemos en cuenta, que esta temporada va a ser más corta de lo habitual, quizás no se están moviendo a la velocidad esperada.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Parece claro que las dos temporadas que quedan se van a repartir así, esta penúltima debería servir para terminar con el Juego de Tronos, mientras que la última debería ser la épica resolución de los que queden contra el peligro último, los Caminantes Blancos. Si esto es así, queda poco para saber cómo se resuelve la guerra posterior a la muerte del Rey Robert, a Sam no le ha gustado el título y, por un momento, he pensado que iba a decir "algo más poético... como 'Juego de Tronos' o 'Canción de Hielo y Fuego'", quizás la escriba él por entregas bajo el seudónimo de George R. R. Martin. Pero volviendo a la trama, la guerra es inminente y las Reinas han comenzado a mover sus piezas.

Comenzamos con Daenerys que ha reunido a sus aliados para tratar no solo de cómo ganar esta guerra sino de lo que vendrá después de ella. La Madre de Dragones parece ser la única de las dos aspirantes al trono de hierro a la que le preocupa lo que sucederá después y cómo la verá su pueblo. Parece dispuesta a seguir la opinión de Tyrion y no tomar Desembarco del Rey por la fuerza, sino tras un asedio para no matar a miles de personas inocentes. Es el consejo de sus más fieles colaboradores, Tyrion y Varys, pero va en contra del de sus nuevos aliados, Yara Geyjoy, Ellaria Sand y Lady Olenna Tyrell. Estas tres poderosas mujeres piensan que debería tomar el poder cuanto antes y sin pensar en los daños colaterales. Claro que cada una de ellas tiene su propia razón para estar de su lado y ninguna piensa más allá de sus propias ambiciones. En concreto, Lady Olenna es la que más clara le deja que se debería comportar como lo que es, un dragón entre ovejas. Siempre me ha parecido un personaje bastante inteligente pero creo que, esta vez, su buen juicio se ve nublado por la sed de venganza. Después de decidirse por el plan de Tyrion, Daenerys recibe la visita de Melissandre que le pide que se reúna con Jon Nieve. Lo más interesante de su encuentro es cuando Missandei traduce la profecía que habla del Príncipe que están esperando y dice que en Alto Valirio la palabra no tiene género y podría ser Príncipe o Princesa, algo que le suena mucho mejor a Daenerys. Tras el consejo de Tyrion decide recibir a Jon, siempre que se postre ante ella.

Por su parte Cersei está utilizando un discurso nacionalista y xenófobo (de lo más actual por otra parte) para asegurarse el apoyo de las casas nobles que quedan en Desembarco del Rey. El hecho de que el ejército de Daenerys se componga de Inmaculados y Dothrakis, (eunucos y salvajes extranjeros, según su hermano Jaime) es utilizado a su favor, como ya había predicho Tyrion, aunque el único motivo por el que consigue que todavía la escuchen es el miedo. Cersei se ha probado como una alumna aventajada de Maquiavelo, sabiendo que es imposible que su pueblo la ame, ha decidido que es mejor que la tema. Por ahora Jaime ha decidido continuar a su lado y busca la complicidad del padre de Sam, volviendo a insistir en el mensaje xenófobo y nacionalista de Cersei pero sabiendo utilizar mejor la mano izquierda (perdón por la broma) y ofreciéndole ser el guardián del Sur si así lo hace. Por su parte Qyburn ha ideado un aparato para matar dragones, pero viniendo del tipo que creó a la Montaña Zombie, una ballesta gigante tampoco parece gran cosa.

Problemas en el Norte

En el Norte Jon decide aceptar la invitación de Daenerys a pesar de que todos sus aliados y súbditos, empezando por su hermana Sansa, están en su contra. Es el único que ve la historia al completo, como les dice "ninguno de vosotros ha visto al ejército de los muertos", Jon es el único que no está jugando el juego de tronos, sabe que lo importante, la gran confrontación amenaza desde el Norte, más allá del Muro y busca tener todos los aliados posibles. Eso sí, no parece que cuente a Meñique entre ellos, si había alguna duda de que este iba a conspirar contra él susurrando en el oído de Sansa, ahora no queda ninguna. La llegada de Bran con noticias sobre el verdadero parentesco de Jon podría ser utilizada en su contra por Lord Baelish.

Otra Stark que vuelve a casa es Arya, su camino desde la primera temporada ha sido uno de los más intensos y personales desde la primera temporada. Siempre ha ido por otro lado que la trama principal pero esta semana sus pasos la llevan a reencontrarse con su pasado y con algo que tenía olvidado, el hogar. El reencuentro con Pastel caliente y la mención de este al hecho de que Jon es el nuevo Rey en el Norte hacen que la asesina sin cara se reencuentre con sus raíces, el momento en el que decide volver a Invernalia y olvidarse de tachar el nombre más importante de su lista es uno importante para la serie. El reencuentro con Nymeria, su lobo perdido desde el segundo capítulo de la primera temporada, también. Las palabras que la dedica cuando se reencuentran y esta se marcha, "no eres tú", no significan que no la haya reconocido, sino una admisión de que tanto el animal como ella misma, ya no son los mismos que hace años, cada uno ha seguido un camino distinto y ahora ya no pueden volver a ser lo que eran. Son lobos solitarios y puede que al darse cuenta de ello vuelva a cambiar de camino, aunque creo que terminará llegando a Invernalia y jugando un papel importante en el reencuentro de los Stark vivos.

Antes del espectacular epílogo hay que hablar de las dos escenas que menos me han gustado del episodio. La primera ha sido la de Missandei y Gusano Gris, la historia de amor entre los dos ex esclavos no da para mucho más. Lo de hoy ha parecido una excusa para poder volver a enseñar un par de cuerpos desnudos y meter una escena de sexo en una temporada que se brinda poco a ello. Tampoco me ha parecido muy relevante todo lo concerniente a Sam y Ser Jorah, lo más interesante ha sido ver a Sam seguir su propio camino y alejarse del consejo de los Maestres, podrían estar haciendo un paralelismo con Qyburn, aunque sus motivaciones no pueden ser más opuestas. En cuanto a la curación de Jorah, más allá de uno de los planos más repulsivos/divertidos de toda la serie, ya poco puede importar un personaje que parece claro que van a dejar para sacrificarse en algún momento por Daenerys.

Por último, cuando parecía que íbamos hacia el segundo capítulo sin casi acción, Euron ha tomado por asalto la armada de Yara y Theon que transportaba a las tropas de Dorne. Ha sido el final para dos de las tres Serpientes de Arena, los personajes más planos de la historia de la serie, y la confirmación de Euron como nuevo villano en sustitución de Ramsay. Más allá del primer golpe en contra de Daenerys, lo más interesante ha sido la reacción de Theon, cuando todo parecía propicio para su redención total luchando por la vida de su hermana, el fantasma de todo lo que le ha pasado ha vuelto a aparecer y ha decidido saltar por la borda, junto a su honor y su valentía. Ha sido un gran momento y un recordatorio de porqué esta serie sigue importando, no buscando el camino fácil. Es evidente que el personaje todavía no ha dicho su última palabra y le queda todavía camino por recorrer hasta que logre encontrarse a sí mismo como ya ha hecho Arya.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.