www.diariocritico.com
Razones por las que deberías contratar un seguro de vida siendo joven o soltero
Ampliar

Razones por las que deberías contratar un seguro de vida siendo joven o soltero

En ese momento de la vida en el que se es joven, soltero y sin ninguna responsabilidad familiar, el hecho de tener un seguro de vida es algo que generalmente no se considera necesario o en su defecto, poco prioritario. Sin embargo, en el momento en el que aparecen las dudas, estas pueden ser muy diversas. Qué cobertura se necesitaría, cómo o a quién le beneficiaría o cuánto coste o ahorro supondría. Para todas estas preguntas, aquí te ofrecemos algunas explicaciones que te convencerán de que contratar un seguro de vida en este momento es una decisión inteligente.

  1. Las primas del seguro de vida se basan en la edad y la salud.

Las compañías de seguros establecen los precios de las pólizas en función de la edad y del estado de salud. Cuanto más joven se es, se da por hecho que la salud es mejor y eso se traduce a que se va a vivir más años, por lo que el precio del seguro es mucho más económico. ¿Por qué? La respuesta es sencilla: el riesgo es muy bajo para la compañía.

Por tanto, contratar un seguro de vida antes de sufrir un cambio inesperado, es una forma de ahorrar. Cabe destacar que, el precio de este se fija en función de las respuestas que damos sobre nuestro estado de salud, por lo que hacerlo en este momento, nos abaratará considerablemente el precio.

  1. La vida y (el seguro) se encarece con la edad.

A medida que cumplimos años, los gastos aumentan. Las prioridades serán otras y el presupuesto se irá en cosas cotidianas como pagar la vivienda, afrontar los gastos de una boda o lo que es más caro, mantener a una familia.

Al igual que la vida se encarece con la edad, el seguro también lo hace a medida que nuestra situación cambia. Contratar un seguro de vida con todos estos cambios nos será mucho más costoso mientras que si lo tenemos contratado previamente, modificarlo será un mero trámite y el precio será inferior. Es decir, al contratar un seguro siendo joven, las primas son más baratas y a la larga, esto se verá reflejado en el coste ya que siempre será menor.

  1. Un seguro de vida te ofrece mucho a cambio.

Como ya hemos mencionado, contratar un seguro de vida siendo joven es más barato y además te da mucho a cambio. Por ejemplo, para una persona de 30 años, no fumadora y para un capital asegurado de 100.000€ la prima media para un seguro anual renovable es de 85€. Ante una eventualidad fortuita e inesperada, ¿qué otro producto financiero te ofrece un retorno superior o igual por una aportación anual de 85€?

Para concluir, el seguro de vida pretende proteger los ingresos y principalmente a quienes dependen de ellos, por lo que contar con él nos va a proporcionar una tranquilidad absoluta y si lo hacemos ahora, estaremos cubiertos desde ya. En definitiva, es una apuesta asegurada.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.