www.diariocritico.com
‘La cocina’: geopolítica en torno al fogón
Ampliar
(Foto: marcos-Gpunto)

‘La cocina’: geopolítica en torno al fogón

martes 06 de diciembre de 2016, 11:11h
El Centro Dramático Nacional en colaboración con Barco Pirata, ha producido ‘La cocina’, un montaje dirigido y versionado por Sergio Peris-Mencheta, partiendo del texto de Arnold Wesker-por cierto, su primera obra teatral, basada en su propiaexperienciacomo cocinero en el Bell Hotel de Norwich-, que falleció en abril de este mismo año. Es la producción más grande-que recordemos- de los últimos tiempos del teatro español ya que cuesta 390.000 euros más IVA y hay 26 actores sobre las tablas. Aunque el proyecto se gestó hace ya dos años, los ensayos comenzaron en abril pasado y en estos cinco meses de trabajo sus sueldos suman 200.000 euros y todos han accedido a modificar sus cachés para cobrar exactamente lo mismo.
Peris-Mencheta ha echado mano de Chevy Muraday en la parte de movimiento escénico y al clown Néstor Muzo, aunque los actores también se han implicado concienzudamente en la preparación de sus personajes ya que muchos de ellos han pasado mucho tiempo en obradores, panaderías y cocinas de restaurantes e, incluso, alguna de las actrices ha trabajado como camarera.
La representación de una gran cocina de hotel, con veintiocho personajes, representados por veintiséis actores en escena, que entran y salen de la misma con total verosimilitud y con una sincronización propia de un reloj suizo, es un ejercicio magnífico de verdad, de realismo en torno a un oficio del que puede dar testimonio cualquiera que lo conozca por dentro. Los actores, en un trabajo grupal más que encomiable, funcionan como auténticas piezas de mecano, con cuya intervención han construido una representación excelente de un texto que presenta las graves dificultades, no ya de convivencia, sino de pura coexistencia de personajes que provienen de siete nacionalidades europeas distintas (griegos, alemanes, ingleses, franceses, italianos, chipriotas y polacos), todas ellas implicadas en la aún muy presente II Guerra Mundial, ya que los hechos suceden en el Londres de 1953, en un gran hotel de la capital británica.

No por extenso, debe obviarse el estupendo trabajo del elenco que llena el escenario, a lo largo de poco más de dos horas, de palabras en distintas lenguas, de acentos y caracteres diversos: Silvia Abascal, Roberto Álvarez, Fátima Baeza, Aitor Beltrán, Almudena Cid, Víctor Duplá, Patxi Freytez, Javivi Gil Valle, José Emilio Gimeno, Ricardo Gómez, Pepe Lorente, Óscar Martínez, Natalia Mateo, Xabier Murua, Diana Palazón, Paloma Porcel, Ignacio Rengel Lucena, Xenia Reguant, Nacho Rubio, Alejo Sauras, Marta Solaz, Romans Suárez-Pazos, Mario Tardón, Javier Tolosa, Carmen del Valle y Luis Zahera.

La escenografía de Curt Allen Wilmer-¡soberbia, espectacular!- presenta una gran cocina situada en el centro del Teatro Valle-Inclán, flanqueada por cuatro gradas situadas a su alrededor, de modo que los espectadores pueden estar al tanto permanentemente de todo lo que ocurre en escena. En el montaje, obviamente, no hay protagonistas singulares, sino que es el colectivo entero quien gira en torno a ‘La cocina’, el centro de trabajo (perfectamente podría haber sido otro cualquiera, una oficina, una fábrica, un taller…), que es quien acapara finalmente la centralidad de la acción.

Tensiones

El enfrentamiento inicial, que incluso llega a las manos, entre un griego y un alemán es el punto de partida de una situación en la que los 26 trabajadores del restaurante Marango’sse ven envueltos y, tras el cual, van a ir posicionándose en función de su status profesional y económico, en uno u otro bando: “Hay dos tipos de homínidos, los que tienen más dinero que hambre, y los que tienen más hambre que dinero”. Y toda la acción sucede con un grado de realismo impresionante, a pesar de que ninguno de los actores manipula alimentos, aunque sí hay olores diversos que llegan al espectador, a lo largo de las diversas escenasdel montaje, que sufren un parón en el que todo lo que sucede en torno a la cocina del establecimiento hostelero queda, de pronto, paralizado, congelado, y envuelto en una luz de ensueño (la iluminación corre a cargo de Valentín Álvarez). Es un nuevo punto de partida -tanto para espectadores como para personajes- para analizar lo cotidiano, ese devenir imparable que ahoga cualquier tipo de análisis.

Aún así, no hay una trama concreta en este texto de Arnold Wesker, sino un manojo de tramas que se entrecruzan, desaparecen, vuelven a surgir, pero no tienen un final concreto. Lo mismo sucede en la vida de todos y cada uno de nosotros que, en nuestras vidas de infancia, de estudiantes, de trabajadores, participamos del día a día de decenas, de centenares de compañeros de viaje, sin tener por ello que tener conciencia total y permanente de sus periplos vitales.

Las tensiones sociales y políticas que subyacen en la sociedad de posguerra, el machismo, el racismo, el compañerismo o su falta, la explotación económica, los bajos salarios, la falta de perspectivas personales y sociales son solo algunos de los muchos temas que se ponen sobre el fogón de este restaurante de lujo de un hotel en el que todos los clientes de postín que gozan de los manjares allí cocinados, seguramente, permanecen ajenos a todos ellos, preocupados únicamente por seguir engrosando las cuentas de resultados de las diversas empresas que gestionan o de las que forman parte de sus consejos de administración. La realidad es compleja, diversa y no siempre expresa, como se muestra en esta gran producción del CDN que ya tiene agotadas sus localidades hasta el final de sus representaciones.



‘La cocina’
Autor: Arnold Wesker
Versión y dirección: Sergio Peris-Mencheta
Intérpretes:Silvia Abascal, Roberto Álvarez, Fátima Baeza, Aitor Beltrán, Almudena Cid, Víctor Duplá, Patxi Freytez, Javivi Gil Valle, José Emilio Gimeno, Ricardo Gómez, Pepe Lorente, Óscar Martínez, Natalia Mateo, Xabier Murua, Diana Palazón, Paloma Porcel, Ignacio Rengel Lucena, Xenia Reguant, Nacho Rubio, Alejo Sauras, Marta Solaz, Romans Suárez-Pazos, Mario Tardón, Javier Tolosa, Carmen del Valle y Luis Zahera
Vestuario: Elda Noriega
Espacio Sonoro: Pablo Martín Jones y Héctor García
Ayudante de dirección: Víctor Pedreira
Diseño de cartel: ByG / Isidro Ferrer
Fotos:marcosGpunto
Teatro Valle-Inclán, Madrid
Hasta el 30 de diciembre


Teaser:
http://cdn.mcu.es/espectaculo/la-cocina/
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios