www.diariocritico.com

El Gobierno prevé ingresar 2.734 millones de euros adicionales por esta vía

El Gobierno incumple de nuevo su promesa y crea siete nuevos impuestos para el déficit tarifario

El Gobierno incumple de nuevo su promesa y crea siete nuevos impuestos para el déficit tarifario

viernes 14 de septiembre de 2012, 15:07h
El Gobierno lo ha vuelto a hacer. Los ciudadanos, junto con las empresas del sector, deberemos asumir el coste del défict tarifario, que según cifras del 2011 asciende a 24.000 millones de euros. Y una vez más, se justifican diciéndonos que es una medida necesaria y difícil, pero de no aplicarse, habría dado origen a un aumento de la deuda de los consumidores con el sector de 5.000 millones de euros al año.
El consejo de ministros del Gobierno español ha aprobado este viernes un proyecto de ley para reformar el sector energético cuyo objetivo principal es abordar el desfase de 24.000 millones de euros en términos acumulados provocado por el denominado déficit de la tarifa eléctrica, esto es, el desfase entre el coste de la energía y el precio al que se vende.

En 2011, el déficit de tarifa se situó en 24.000 millones, de los que unos 7.000 faltan por cubrir, a esta cantidad hay que sumarle los intereses que genera la deuda, que supone un coste adicional de unos 2.150 millones al año. Según el ministro de Industria, de no tomarse medidas tributarias para frenarlo, en 2013 sumaría otros 5.200 millones.

En conferencias de prensa posterior al consejo de ministros el ministro de Industria, José Manuel Soria, ha detallado el anteproyecto de ley para acabar con el déficit de tarifa y recuadar 2.734 millones, en el que se recogen impuestos a la nuclear, un canon a la hidráulica, un nuevo gravamen del 6% a la producción de energía para todas las tecnologías y céntimos verdes para el gas, el carbón y el fuel oil.

El objetivo del Gobierno para este año es que el déficit de tarifa no supere los 1.500 millones de euros, el objetivo pactado por real decreto en 2010 pero que se había incumplido sistemáticamente.

Para conseguirlo, Indutria ya había adoptado una serie de medidas, incluidas una subida tarifaria y diversas iniciativas que han elevado los costes para las empresas, incrementando su costes de producción o distribución de la energía.

Las medidas vendrán acompañadas de posteriores iniciativas liberalizadoras, como la reducción del número de consumidores con derecho a tarifa regulada, anunció el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, tras la reunión del Consejo de Ministros de este viernes.

El nuevo gravamen nuclear tiene dos partes, que son un impuesto a la producción de residuos, que procurará ingresos de 269 millones entre 2013, 2014 y 2015, así como un impuesto al almacenamiento de residuos que reordenará las distintas fórmulas ya existentes. En el caso del canon hidráulico, el valor económico de la nueva figura es de 304 millones entre 2013 y 2015, de modo que las nuevas imposiciones para nuclear e hidráulica ascienden a 574 millones.

Además, el Gobierno ha creado los céntimos verdes para el gas natural (804 millones), para la generación eléctrica con carbón (268 millones) y para el fuel oil (38 millones de euros). Habrá ingresos procedentes por la venta de derechos de emisión de CO2 por 450 millones. El impuesto a la venta de electricidad del 6%, de carácter estatal, permitirá ingresar 571,7 millones y se aplicará a todas las tecnologías, incluidas las renovables.

"Se ha aprobado una reforma importante para abordar lo que se ha llamado el déficit tarifario, que es la diferencia entre lo que cuesta producir la electricidad y lo que se obtiene por su venta", dijo la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría en la rueda de prensa posterior al consejo y antes de la comparecencia de Soria.

"Era una medida necesaria para cumplir nuestros objetivos en materia de déficit en general y también en déficit tarifario y construir un sistema energético solvente y sostenido", añadió.

Impuesto sobre Venta de Energía Eléctrica.

Con este impuesto el Gobierno pretende gravar, por una parte, las fuentes de energía del Régimen General (Nuclear, Hidroeléctrica, Ciclos Combinados)  a partir de una fórmula vinculada a la potencia de megavatios con un tipo fijo del 6%. Este instrumento prevé recaudar 571,7 millones de euros.

Y además, se aplicará también sobre las tecnologías de generación del Régimen General (biomasa, termosolar, hidraúlica, fotovoltaica, eólica). El gravamen sobre ese régimen se estima genere 688 millones de euros.

Al diseñar la norma, afirmó, el Gobierno se ha puesto el "objetivo de no trasladar al consumidor el tarifazo eléctrico", lo que, de haberse hecho, "habría supuesto una subida del recibo del 43% de media".

"La reforma del sistema eléctrico es una de las reformas más necesarias, ya que el agujero de deuda de anteriores ejecutivos asciende a 24.000 millones de euros, y si no se frenaba cada año podría incrementarse en más de 5.000 millones", añadió Sáenz de Santamaría.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
2 comentarios