www.diariocritico.com

Juegos en la nube, ¿el futuro del mundo gamer?

Juegos en la nube, ¿el futuro del mundo gamer?
(Foto: Pixabay)
sábado 22 de enero de 2022, 13:27h

La posibilidad de jugar en la nube es un hecho bastante reciente en el mundo de los videojuegos. Aunque su comienzo ha sido un poco tímido, cada vez está pisando más firme. Como si de un servicio de streaming se tratase, los juegos en la nube están en una plataforma listos para ser jugados. Sólo necesitas, según el caso, suscribirte para poder comenzar a jugar.

Ahora bien, ¿cómo funciona esto realmente?, ¿cuáles son los beneficios y cuáles las desventajas de jugar en la nube?, ¿ha llegado para quedarse este sistema de juego?, ¿logrará reemplazar a las consolas en algún futuro? Vamos a intentar aclarar todas estas dudas aquí.

Juegos en la nube... ¿cómo surgió esta idea?

En un intento de aproximarse al público de una manera distinta, hay diversas compañías que están tratando de diversificar la oferta de videojuegos. Esta diversificación ha significado poder llegar a los jugadores a través de otros medios que no sean exclusivamente la consola (y el respectivo videojuego físico). Entre las opciones están jugar desde una PC, un smartphone, algunas consolas o incluso una smartTV.

Así, están apareciendo plataformas que incluyen un listado de juegos a una suscripción de distancia de poder disfrutarse. Tal cual como ocurre con la música en Spotify o con las películas y series en Netflix, se trata de título que puedes jugar sin nunca descargarlos realmente. Te suscribes, accedes al catálogo en la nube, juegas, y todo sin descargar actualizaciones ni nada.

Son varias las compañías que están incursionando en este mundo, algunas de ellas ni siquiera están exclusivamente relacionadas al desarrollo de videojuegos. Destacan entre estas: Google Stadia, xCloud, GeForce NOW, PlayStation Now, Xbox Game Pass, Playkey, Vortex, Parsec, Loudplay, Liquid Sky Cloud Gaming, Shadow Cloud y Paperspace Cloud.

Juegos en la nube... ¿Cómo funcionan?

Como ya lo hemos mencionado, las plataformas son diversas y la única forma de acceder a ellas es mediante subscripción. Cada una con promociones distintas, pero todas pagas, con precios que van desde los 0,5 o 1 dólar la hora hasta pagos mensuales de 35 dólares, cancelables en cualquier momento.

Las únicas excepciones son Playkey, que ofrece jugar gratis los primeros 20 minutos tras iniciar sesión. También está el caso de PlayStation Now, que ofrece 7 días gratis, pero es necesario un mando o control y una consola de PS4 para poder jugar. Por su parte, GeForce NOW ofrece la posibilidad de jugar gratuitamente mientras dure la versión Beta.

Ventajas y desventajas de los Juegos en la nube

Como todas las innovaciones en este campo (y en cualquier otro), jugar desde la nube tiene sus pros y sus contras. Hay varias particularidades que se deben tener muy presentes para poder disfrutar plenamente la experiencia de jugar en esta nueva modalidad. Veamos un poco de qué van:

Ventajas

  • La principal ventaja es que, si jugamos desde una computadora o un dispositivo Android, no debemos preocuparnos por cuánta memoria está ocupando el juego. Al no descargar nada, eso no afecta el rendimiento del OS.
  • De acuerdo a la plataforma a la que te suscribas, con un solo pago mensual puedes tener acceso libre más de 400 juegos. Esto es definitivamente mejor que pagar por cada juego físico.
  • Si accedes a las plataformas que trabajan para Android, puedes jugar desde cualquier parte. Sólo necesitas tener a mano tu smartphone.
  • Si te parece caro comprar una consola para tener alguna colección de juegos, tienes la opción de jugar desde tu SmartTV si te suscribes a xCloud. También podrás jugar desde ChromeCast o bien el navegador de Google con Google Stadia. Esta última también puede jugarse desde la SmartTV.

Desventajas

  • Si no mantienes el pago de la suscripción al día, perderás instantáneamente el acceso a los juegos.
  • Los juegos más actuales (los lanzamientos del año) estarán primero disponibles en su entrega física y no podrán jugarse en streaming hasta que las compañías desarrolladoras y distribuidoras lo consideren conveniente.
  • La consola y sus juegos siempre van a estar ahí. Es una inversión que harás una sola vez.
  • Aunque no necesites de una computadora o un smartphone potente, sí vas a necesitar de una buena conexión a internet. Esto desde luego que va a depender del tipo de juego que juegues. Si es un juego de acción, de carreras o un shooter, el lag puede hacer que te mate el enemigo, pierdas la carrera o cualquier partida. Es algo muy importante que debes tener en cuenta.
  • La opción de grabar una partida mediante un capturador de pantalla es mucho más complicada, incluso imposible, dependiendo de qué dispositivo estés usando para jugar (consola, smartTV, PC). Así, desde la computadora o una consola, es un poco más sencillo si cuentas con los elementos necesarios, pero en una SmartTV no siempre es posible.

¿Los juegos en la nube llegaron para quedarse?

Al igual que ocurrió cuando llegó Netflix como un servicio de streaming, creemos, sin duda, que los juegos en la nube han llegado para quedarse. Si bien la demanda de juegos disponibles en la nube aún es tímida, todo indica que irá aumentando con el paso del tiempo.

¿Adiós a las consolas?

Es cierto que el mercado de los juegos disponibles en la nube está comenzando con buen pie, y va a seguir creciendo. No obstante, creemos asimismo que este nicho no logrará destronar a las consolas y ese reinado que significa comprar un juego físico y completarlo por primera vez. Es casi una tradición.

Podemos hacer un paralelismo con otros medios, como, por ejemplo, el cine o la literatura. Si bien Netflix es un gigante imparable del streaming (películas en una nube), nada iguala la experiencia de ver una película en la pantalla grande. Incluso Netflix suele estrenar primero algunas de sus producciones originales en los cines y luego los ofrece por la plataforma.

Así ocurre también con los libros. Aunque podamos tener cientos, miles de libros a disposición en un Kindle. Nada puede igualar la grata experiencia que es leer un libro impreso.

Aunque al final es el jugador quien decide, podemos afirmar que seguirán existiendo los juegos físicos y las consolas. Incluso puede que se sigan creando consolas nuevas, pero eso es otra discusión.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios