www.diariocritico.com
'Eunucos por el reino de los cielos. Iglesia católica y sexualidad', de Uta Ranke-Heinemann

'Eunucos por el reino de los cielos. Iglesia católica y sexualidad', de Uta Ranke-Heinemann. Edit. Trotta

martes 21 de agosto de 2018, 10:10h

Ante los escándalos que han salido a la luz sobre los abusos por sacerdotes de miles de niños y de adolescentes, a lo largo de los siglos y que hoy salen a la luz gracias a la nueva política del Papa Francisco. Y ante el ingente número de testimonios desvelados y denunciados en las diócesis de Boston, Pensilvania y otras de EEUU, así como en Irlanda, Chile y otros muchos países que se tenían por católicos a ultranza, el Papa Francisco no ha podido soportar más las presiones de la Curia sobre cardenales, obispos y sacerdotes, tanto diocesanos como de órdenes religiosas, en ese criminal silencio. El Papa ha querido que se denuncien y que los miles de expedientes que se ocultan en las diócesis y en los archivos del Vaticano, nada menos que en la Congregación para la defensa de la Fe que regentaron cardenales inmisericordes y terribles por sus condenas de cristianos seglares y de sacerdotes, religiosos y miembros de Instituciones seculares salgan a la luz -recuerden al fundador de Los legionarios de Cristo- y actúe sobre los culpables depravados cuya responsabilidad no haya prescrito.

Es tanto lo que se ha ocultado sobre conductas impropias de sus funciones en la Iglesia, que debemos orientarnos por autores de criterio contrastado y a muchos de los cuales se había silenciado y castigado desde esa nueva Inquisición, que yo me permito sugeriros la lectura de un libro valiente, documentado, con datos irrefutables y citas apabullantes, sobre todo desde que se impuso en la Iglesia romana el celibato a los sacerdotes mientras que, hasta nuestros días, siguen en plena ortodoxia los sacerdotes casados del Patriarcado ruso, de las Confesiones protestantes, tan cristianas como el catolicismo pero sin esa obsesión por el celibato que no se impuso en los primeros siglos del cristianismo porque muchos apóstoles estaban casados y obispos y sacerdotes durante siglos. El mismo apóstol Pablo escribe“contra los embaucadores que prohíben casarse” en su carta Iª a Timoteo 3: “Palabra de verdad: Si alguno desea el episcopado, buena obra desea: pero es preciso que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, morigerado, hospitalario, capaz de enseñar; no dado al vino ni pendenciero sino ecuánime, pacífico, no codicioso; que sepa gobernar bien su propia casa, que tenga los hijos en sujeción, con toda honestidad; pues quien no sabe gobernar su casa, ¿cómo gobernará la Casa de Dios?”.

Y así se hizo durante siglos, a pesar de las interferencias gnósticas y estoicas que confundieron a algunos. Pero la gran obsesión que aún sigue dominando entre la jerarquía católica es el odio al placer sexual ¡aún en el matrimonio! Y no lo olvidemos, el tema económico que se planteaba cuando moría el cura pues sus “sobrinos” no podían heredarle. Por eso, la sabiduría popular lo resume así: “Todos llaman al cura “padre”, menos sus hijos que son sus “sobrinos”. El tema económico ha sido muy importante pero la obsesión contra el sexo ha sido una lacra y una obsesión enfermiza que ha explotado ya hace mucho, pero que se mantenía en secreto. Y sería un error reducir todo el problema a la homosexualidad de algunos pues queda bien claro que muchos se aprovecharon de los más pequeños y débiles para desahogar su locura. Como es un tema que hay que afrontar antes de que a este Papa también le den el té de la noche como a Juan Pablo I. Y él lo sabe y lo teme como ha confesado a sus íntimos que muchos de su entorno harían lo que fuese por “regresar a un pasado” que ya nunca jamás deberá volver, como sucedió con el mismo Rabí Jesús en su relación con las mujeres: Samaritana, adúltera, Magdalena y las demás que le acompañaban. Por todo esto, me permito sugerir la lectura de este gran libro escrito por una mujer docta en teología y que muestra con citas, datos y señales lo que fue la doctrina de la Iglesia católica desde el comienzo de la Era cristiana y los avatares por los que hizo pasar a los seguidores de Jesús y cómo se llegó a esta aberración que ahora se “muestra” con datos y rigor académicos. Y a la que nunca pudieron excomulgar en su cátedra de la universidad.

Uta Ranke se enfrenta a los problemas que han atormentado la conciencia de muchos católicos desde hace varios siglos: anticoncepción y planificación familiar, aborto, masturbación, incesto, homosexualidad, celibato de clérigos, sacerdocio de la mujer, el divorcio.

Un recorrido riguroso y sin concesiones a lo largo de la historia de la moral sexual católica. Una historia presidida por varones célibes que no pueden ocultar su animadversión por el gozo del placer, la sexualidad y las mujeres, y que han conseguido imponer su pesimismo sexual.

La autora, Uta Ranke-Heinemann, madre de familia numerosa estudió teología en Oxford, Bonn, Basilea y Montpellier. De familia protestante, e hija del que fuera presidente de Alemania de 1969 a 1974, Gustav Heinemann, que ocupó también altos cargos en la iglesia protestante alemana, se convirtió al catolicismo en 1953. En 1970, consigue la cátedra de Nuevo Testamento e Historia de la Iglesia en la universidad de Essen. Fue la primera mujer que accedió a una cátedra de teología católica; pero también la primera mujer que fue retirada de su cátedra por su interpretación de la virginidad de María como una realidad no biológica. Sus razonamientos son tan humanos, evidentes y santos que uno se pasma de que haya podido durar hasta nuestros días.

En este libro, muy fácil de leer, aún en estos temas, e informativo para cualquier lector, alternando erudición e ironía, su autora formula una denuncia directa e inteligente contra las imposiciones de una moral sexual que arranca casi del comienzo del cristianismo y que se prolonga hasta nuestros días.

Un libro que asustará a algunos, pero que ayudará a muchos a entender y valorar el desarrollo de la moral sexual católica y dar respuesta a sus conflictos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.