www.diariocritico.com

El espejo donde nos vemos reflejados

Emocionante estreno de 'L'omissió de la familia Coleman' (traducida al catalán)

Emocionante estreno de 'L'omissió de la familia Coleman' (traducida al catalán)

viernes 02 de noviembre de 2018, 18:16h
Cierto que es una obra ya conocida, pues ha sido representada en más de 22 países, siendo vista por un cuarto de millón de espectadores. Pero el prestigioso dramaturgo y guionista Jordi Galcerán (suyos son éxitos como “El método Grohnholm“ o “El crédito”) , ha querido trasladar al catalán este reconocido texto, y con que habla de las cosas de aquí, pero sin que los actores y el espíritu del espectáculo perdieran su di identidad. Galcerán, junto al director argentino ClaudoTolcachir, han creado una obra espectacular, centrada en la crítica y caracturización de una familia desestructurada, en la que nos vemos reflejados como en un espejo…Y pone énfasis en la “omisión”, palabra fundamental que significa ignorar el dolor del otro por egoísmo, negligencia o desconocimiento.

La obra tiene que estar perfectamente sincronizada, y exige un esfuerzo al espectador, pues están en el escenario (de forma continuada o a intervalos), nada menos que ¡nueve personajes!. Como eje central de una familia que no ha “tirado adelante”, tiene como eje vertebrador la abuela (que interpreta magistralmente Francesca Piñón). En la primera media hora se intuye risa fácil y alguna carcajada, porque se nos presenta a los personajes.

La madre inmadura (Roser Batalla); una hija adolescente (meritoria Bruna Cusí); un hijo que desconcierta (a veces terco y otras clarividente: Sergio Torrecilla), otro que intenta ganarse los méritos de la benjamina de la familia; y la hermana mayor, quien tiene más amueblada la cabeza pero que a la postre, es objeto del desastre familiar que se respira en su antigua casa, que más parece un manicomio de los antíguos…

Cuando la abuela cae enferma – luego se verá que gravemente- y es llevada al hospital, el argumento adquiere su punto álgido: aparece un actor que lo borda, el veterano Josep Julién, que caricaturiza e interpreta de forma extraordinaria todos los tics, forma de andar, preguntar y escribir de los galenos, que no dejan ser- como lo somos todos- también “actores”, que interpretan un papel…

Dolor.

Las escenas que se desarrollan en el hospital, con su burocracia y situaciones repetidas, a mucha gente que haya estado ingresada le recordarán esos lugares. Pero lo importante es que se refleja la personalidad de unos seres humanos algo “distintos”, que no se meten en la piel del otro, de ahí lo de la omisión, y no comprenden (o no quieren hacerlo) el dolor del sujeto de al lado.

Un sentimiento que aparece en casi todos los personajes, incluso el de la hermana mayor, que trabaja en el hospital donde está ingresada la enfermera. A vece se entrecruzan dos o tres conversaciones, y brilla el “guirigay colectivo”; otras, surge el silencio, como cuando la abuela está a punto de fallecer, y nadie sabe cómo reaccionar, en qué medida prestar ayuda…

L¨OMISSIÓ DE LA FAMILIA COLEMAN”.
-AUTOR: ClaudioTocalchir.
-TRADUCCIÓN: Jordi Galcerán
-INTÉRPRETES: Roser Batalla, Francesca Piñón, Bruna Cusí, Vanesa Segura, Josep Julién,
Biel Durán, IreneuTranis, Sergi Torrecilla, y Marc Rodríguez.
-Lugar: TEATRO ROMEA de Barcelona.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.