www.diariocritico.com

Una iniciativa del Museo de arte contemporáneo de Casoria

La 'receta' italiana contra la crisis: ¿quemar obras de arte?

La 'receta' italiana contra la crisis: ¿quemar obras de arte?

jueves 19 de abril de 2012, 17:19h
El director del Museo de arte contemporáneo de Casoria, cerca de Nápoles, destruyó parte de su colección para repudiar los recortes de presupuesto ordenados por el Gobierno.
Comenzó esta semana. El fundador y director del museo, Antonio Manfredi, ya ha reducido a cenizas una obra de la artista francesa Severine Bourguignon, que había previamente dado su acuerdo. Movidos por el mismo sentimiento de impotencia, otros artistas a lo largo de Europa han apoyado a Manfredi, incluido el artista galés John Brown, que este pasado lunes incendió su obra Manifesto. 
 
"Las miles de obras que exponemos están de cualquier forma destinadas a la destrucción ante la indiferencia del Gobierno", explicó Manfredi.
 
Su intención es quemar tres obras por semana en el marco de una iniciativa titulada "Art war" (La Guerra del Arte). Desesperado por las amenazas de la mafia y la inactividad del Gobierno para proteger el patrimonio, Manfredi ya llegó el año pasado a escribir una carta a la canciller alemana Angela Merkel para pedirle asilo.
 
"Alemania es uno de los pocos países del mundo que no redujo su presupuesto para la cultura. Además destina mucho dinero a la investigación, y no como aquí", dijo Manfredi. Para no dejar dudas, colocó una bandera alemana a la entrada del museo. "Si el Gobierno deja que Pompeya entre en colapso, ¿qué esperanza tengo para mi museo?", se preguntó. Hacía así referencia a una serie de derrumbes en el sitio arqueológico que se atribuye a la falta de cuidado.
 
Manfredi abrió su museo en 2005, aunque algunas de las exposiciones provocaron problemas con la mafia, a la que acusa de haberse robado las cámaras de video y de haber tratado de invadir el edificio. El museo nunca recibió ninguna respuesta de Merkel, pero la casa de artes Tacheles, un verdadero emblema artístico de Berlín, le ofreció un "asilo artístico" en mayo de 2011 con obras consagradas a la mafia y a su infiltración en la sociedad.
 
El campo de la cultura es uno de los más afectados por los planes de austeridad adoptados en Italia. El ministerio de la Cultura anunció recientemente el tutelaje de Maxxi, museo de arte contemporáneo de Roma, a raíz de sus deudas. El Estado italiano consagra apenas 0,21% de su presupuesto a la cultura, a pesar de que la península abriga casi la mitad del patrimonio cultural mundial.

Vea también:
¡Arte y afición necesitan protección! 
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios