www.diariocritico.com
Las 20 mejores películas de los años 2000 (del 20 al 11)
Ampliar

Las 20 mejores películas de los años 2000 (del 20 al 11)

jueves 11 de noviembre de 2021, 10:58h

Tras repasar las décadas de los 50, los 60, los 70, los 80 y los 90, llega el turno de echar una ojeada a las mejores películas de la primera década del Siglo XXI, un periodo en el que la división entre cine comercial y cine independiente se hizo todavía mucho más pronunciada, siendo el momento en el que las películas que triunfan en taquilla pasan a estar empaquetadas en interminables sagas, un fenómeno que empezó en 1999 con el estreno de la primera película de las precuelas de 'Star Wars' y que se consolidaría con la saga de 'El Señor de los Anillos', la de Harry Potter o el estreno de 2008 de 'Iron Man' que, junto a los Batman de Nolan, iniciarían el periodo en el que ningún estudio apostaría una gran cantidad por una película que no se pudiera extender hasta el infinito y estuviera protagonizada por alguien con máscara, capa o mallas... Aun así en estos años también pudimos disfrutar de la magia de Wong Kar Wai, el clasicismo de Clint Eastwood o el auge definitivo de la animación, con Pixar y Miyazaki entregando varias obras maestras. (Vea también: Del 10 al 1)

20. Brokeback Mountain (En terreno vedado) (2005)



'Brokeback Mountain' fue definida, en un principio, como un 'western' gay, algo tan estúpido como calificar 'Lo que el viento se llevó' como una película sobre la Guerra Civil americana hetero. No, la película de Ang Lee era mucho más que eso, se trataba de una de las historias de amor más románticas y mejor contadas de los últimos diez años. Heath Ledger y Jake Gyllenhaal se confirmaban como dos de los mejores actores de su tiempo y lograban transmitir toda la sinceridad y la culpa de dos amantes con todo en su contra.

19. Amores Perros (2000)



En su día 'Amores Perros' fue calificada como el 'Pulp Fiction' mexicano pero, a pesar de la influencia de Tarantino, el debut de Alejandro González de Iñarritu en la dirección va más allá de esas comparaciones. Esta película funciona como un perfecto 'collage' sobre esa jungla urbana que es México D.F. en el que varias historias separadas se entretejen formando un complejo lienzo sobre la sociedad de su época.

18. Lost in Translation (2003)



La segunda película como directora de Sofia Coppola tenía una apariencia sencilla pero era pura emoción. Dos almas gemelas perdidas en la jungla urbana de Tokio se encuentran y logran una conexión profunda que les iba a sacar de su letargo existencial. Scarlett Johansson se convertía en la estrella de la década gracias a una peluca rosa y Bill Murray no interpretaba, sencillamente era.

17. Hijos de los hombres (2006)



Una de las mejores películas de ciencia ficción de la década, el mexicano Alfonso Cuarón demostraba su increíble poderío visual contando esta historia. Theo (Clive Owen) es un hombre desencantado que vive en una tierra donde las mujeres han dejado de tener hijos, una misión, encargada por su ex mujer (Julianne Moore) le dará la oportunidad de recuperar su antiguo humanismo. Cuarón dibuja un futuro que no parece tan lejano y Michael Caine regala uno de esos secundarios que enamoran.

16. Infiltrados (2006)



Pocas personas conocen tan bien el submundo de las 'malas calles' como Martin Scorsese, por supuesto nadie puede rodar una película sobre el tema mejor que él. El director de 'Uno de los nuestros', nuestra segunda película favorita de los años 90, hace un remake del thriller hongkonés 'Infernal affairs' y se la lleva a su terreno, a lo que mejor conoce, a los ambientes turbios y violentos del hampa, en este caso la mafía irlandesa en Boston. El resultado fue la mejor película del genio ítaloamericano desde 'Casino'.

15. El señor de los anillos (Trilogía) (2001/2002/2003)



Primero podríamos hablar de su triunfo como adaptación, difícil se nos hace pensar en otra Tierra Media que no sea la que nos enseña Peter Jackson, del acierto a la hora de elegir el reparto o de su brillante apartado técnico, pero sería quedarnos en la superficie. El gran logro del director neocelandés fue insuflar de vida esta superproducción cuidada hasta el último detalle. El compromiso del director con la obra de Tolkien es tal que su adaptación tiene alma propia.

14. El pianista (2002)



Roman Polanski volvía al gueto judío de Varsovia con 'El pianista', una obra con la que recupera el pulso de su mejor época, la de 'La semilla del diablo' y 'Chinatown'. Claro que el tema le tocaba de lleno, había perdido a su madre en Auschwitz. Esa emoción se traspasa a una película sincera, conmovedora y hermosa sobre uno de los episodios más espantosos en la historia de la humanidad, donde no hay falsos heroísmos, ni terreno para la sensiblería.

13. Los Tenenbaums. Una familia de genios (2001)



Bienvenidos a la película que marcó en piedra el universo Wes Anderson. El director nos presenta la familia más excéntrica de la década con una mezcla de melancolía, humor y surrealismo. Gene Hackman se lleva la palma dando vida al patriarca Tenenbaum, un personaje amoral, cínico y mentiroso que luchará por volver a encontrar el cariño de su disfuncional familia. El cine descubrió a uno de sus autores más originales y personales de las últimas décadas.

12. Ratatouille (2007)

La mejor película de Pixar y una de las mejores, en general, de la década, es increíble que desde la animación alguien pudiera escribir una historia como esta. Una rata encandilada de la alta cocina nos emociona como pocos personajes de carne y hueso. Se lo dice alguien que no aprecia mucho ni a las ratas ni a la alta cocina. Mención especial para el final en el que la ratatouille que prepara Remy se convierte en la madalena de Proust que hace desencadenar todo tipo de memorias en la mente del tipo que había actuado como villano durante el resto de la película.

11. Zodiac (2007)



David Fincher da una lección de cine apartándose de la ampulosidad que había rodeado antiguos trabajos suyos. “Zodiac” desplega una austeridad de recursos que juega a su favor. Para entendernos, esta película es todo lo contrario a un episodio de CSI, donde todo se resuelve en 20 minutos (más otros 20 de montajes musicales sobre primeros planos de telescopios y huellas dactilares) y al final el asesino termina contándolo todo. Una perfecta reinvención del tema de los asesinos en serie con un reparto verdaderamente espectacular (Gyllenhaal, Downey Jr y Ruffalo).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios