www.diariocritico.com
Comparecencia del Gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en la comisión de Economía
Ampliar
Comparecencia del Gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en la comisión de Economía (Foto: Congreso de los Diputados)

El Banco de España propone abaratar a la mitad el coste del despido e impulsar la 'mochila austriaca'

jueves 13 de mayo de 2021, 14:15h

El Banco de España ha publicado su informe anual y en él ha recomendado algunas recetas para minimizar los problemas del mercado laboral actual entre las que destacan su proposición de abaratar el coste del despido a la mitad.

La idea, planteada por la institución que dirije Pablo Hernández de Cos, anima a aplicar un sistema mixto que combine la rebaja del coste por despido junto con la creación de un fondo de capitalización individual de cada trabajador que lo nutrirían las empresas con ayuda del Estado, para lo que insta a cargar parte también a los Fondos Europeos.

La 'mochila austriaca' no es una idea nueva, pues ya en la reforma de 2010 se planteó el modelo, aunque ahora el Banco de España va más allá y en su último informe ha calculado el coste hipotético para su implantación, superior a los 9.000 millones de euros. En la memoria proponen que de esos 9.000 millones el Estado financie 8.000 millones con un porcentaje cargado a los citados fondos.

En el informe se recogen los desafíos de la economía debido a la actual crisis del coronavirus, y uno de los principales es corregir la brecha de la dualidad entre los temporales y los fijos. Indican que los trabajadores más vulnerables, como los jóvenes o personal sin formación, han sufrido de manera "desproporcionada" la pérdida de empleo de los últimos meses debido a que su despido es más barato, por ello plantean un contrato único con un coste creciente por despido.

Contrato único con coste creciente por despido

Este tipo de contrato lo consideran menos desigual, incentiva la movilidad y no genera problemas de liquidez a las empresas. Además, señalan que trasladaría el despido a motivos de productividad y eficiencia, no de coste.

Detallan que las empresas aportarían al fondo individual del trabajador 6 días por año trabajado y que dicho importe sería deducido de la indemnización a abonar en caso de despido.

El modelo diseñado por el Banco de España asume una reducción del 50% de los costes actuales por despido y finalización de contrato pero manteniendo los derechos de indemnización que los trabajadores hayan acumulado antes de la reforma, por lo que calculan un sobrecoste de 9.000 millones para su implantación en 4 años. Para cubrirlo, insta al Estado a financiar de forma decreciente las cotizaciones de las empresas.

Pero la entidad también reconoce que su idea plantea ciertas limitaciones, pues señalan que las empresas con más despidos podrían verse mucho más favorecidas y que muchas fuesen más propensas a despedir frente a un sistema de bonificaciones y penalizaciones en la Seguridad Social.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

3 comentarios