www.diariocritico.com
La columna de G.Lendoiro: 'Diferencias entre Cáritas y CCOO'

La columna de G.Lendoiro: 'Diferencias entre Cáritas y CCOO'

viernes 02 de noviembre de 2012, 10:12h

Mucha de la culpa de que numerosa población llegase a odiar a la Iglesia la tuvo la propia institución. No es un secreto que hasta hace bien poco mandaba mucho, decía cosas terribles relacionadas con el infierno y pobre del que se apartase de su camino porque podía tener hasta problemas penales.

Pero todas esas cosas murieron, afortunadamente, con la llegada de la Transición. Poco a poco, de la misma manera que fuimos adquiriendo nuevas libertades también empezamos a saber que no pasaba nada por no ir a misa, ni por vivir en pecado, ni siquiera pasaba nada por decir lo malos malísimos que eran los curas o incluso ridiculizarlos. Hemos aceptado, creyentes o no, que la libertad de expresión tiene eso. Que en su nombre se insulta y aquí paz y después, gloria. Y ojo, eso sólo sirve para la iglesia porque pobre del que ose hacer cachondeo con colectivos más sensibles que ya sabemos de qué puede ser acusado. Las normas no son igual para todo el mundo. Y bien que se encargan algunos de recordarlo. Total, como la Iglesia tuvo a la Inquisición (hace muchos años de eso, ya, pero ahí siguen recordándolo)

Pero no quiero yo defender a la Iglesia que tiene sus cosas buenas y también las malas. Quiero hablar de la intolerancia e incoherencia de algunos con respecto a las buenas acciones de los demás. Que Cáritas hace una labor encomiable con sus comedores no es algo que nadie pueda discutir. Quién haya estado en alguno (y yo he estado) sabrá que a nadie se le pide carné. De nada. Ni siquiera de pobre. Se da por hecho que quién va a comer ahí es porque no tiene dinero. No se solicita la declaración de la renta, mucho menos se solicita carné de creyente. Carné, por otra parte, que no existe. 

La caridad es una de las virtudes teologales cristianas. Es cierto. Pero no hace falta ser cristiano para ser caritativo con los demás. También la bondad se le supone a un cristiano y de gente atea y buena está plagada el mundo afortunadamente. Uno ejerce la caridad como puede y quiere. Aquí en España cualquiera que haga la declaración de la renta tiene a su disposición dos casillas, una para la iglesia y otra para ONG. ¿Me puede explicar alguien la diferencia entre ambas actitudes caritativas? Porque si se denosta la primera, habrá que hacer lo mismo con la segunda. De lo contrario es un solemne estupidez cargada de odio criticar una sin hacerlo con la otra.

CCOO es un sindicato que vive gracias a las desgracias de los demás. Principalmente las que tienen que ver con el trabajo, su falta o el hambre. Sin los pobres trabajadores explotados su razón de ser, desaparecería. Por eso conviene cuidar a sus clientes. Y la mejor manera de hacerlo es permitiendo que existan. Y cuantos más, mejor. Yo tuve mi propia experiencia con ellos hace unos años y todo menos ayudarme fue lo que hicieron. Eso sí, me recitaron por activa y por pasiva toda su parafernalia a favor de los más desfavorecidos (yo era eso en el caso de aquél conflicto con la empresa). Al final tuve que contratar un abogado por mi cuenta. Pero esa es otra historia. Su cinismo es comparable a la del obispo que habla de pobreza desde un palacio lleno de oros. Son las mismas caras de una misma moneda.

A CCOO le molesta sobremanera que la Iglesia intervenga dando de comer. Es una competencia desleal para ellos. Los parias de la tierra son de su propiedad. Ellos son los que tienen que alimentarlos aunque sea a base de dos carritos de Mercadona robados y una vez cada 50 años. La labor de Cáritas día a día, infatigable e incansable no cuenta. Y no cuenta porque detrás de ella esta su tan odiada iglesia.

Es por eso que salen con estupideces tipo comparar a Cáritas con la mafia siciliana. La gente que de verdad pasa hambre les importa tres cojones. Así de simple y claro. Ellos sólo van a lo suyo que es, ni más ni menos que mantener en pie su chiringuito. Ni más ni menos que lo que hizo la Iglesia durante tantos siglos. Esa a la que tanto critican y a la que tanto se parecen...pero en lo malo. Al menos la iglesia es caritativa. Ellos, ni eso.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

12 comentarios