www.diariocritico.com

La actriz triunfa con el monólogo 'Rendición'

Isabelle Stoffel: "Hay una gran necesidad entre la gente de hablar de sus experiencias sexuales"

lunes 02 de diciembre de 2013, 08:56h
La actriz suiza nacida en Basilea, y ya con amplia experiencia en nuestro país, Isabelle Stoffel, interpreta cada noche en la sala Muntaner de Barcelona la obra "Rendición", basada en la novela de la bailarina Toni Bentley, con la adaptación teatral de sus memorias eróticas. Y lo hace con un monólogo de calidad extraordinaria, y un dominio pleno de todos los registros posibles en una actriz. El público sale conmocionado, tras ver esta atrevida y amena obra. La dirige Sigfrid Monleón, que ya la tuvo como actriz en la película "El cónsul de Sodoma", basada en la novela de Jaime Gil de Biedma, donde Isabelle  interpretaba a la fotógrafa Colita. 
  • La actriz, en

    La actriz, en 'La rendición'
    David Ricondo

  • Un momento de

    Un momento de 'La rendición'
    David Ricondo

La actriz suiza es un ejemplo de vocación, desde los 17 años se dedica a  esta profesión. Además de un amplio currículum teatral a sus espaldas, con títulos como "Fin de partida" de Samuel Bekett, o "EL hermoso viaje de los osos pardos", sin olvidar "Pienso a menudo en tí", basado en las cartas de Josep Pla. Se encuentra muy a gusto viviendo en Madrid donde "se encuentra el epicentro de mi profesión"- indica, pero no para de viajar. Hasta el 15 de Diciembre la pueden ver cada noche en la sala Muntaner de Barcelona,  interpretando una polémica, atrevida y divertida obra: "Rendición".  
         
- ¿Cómo surgió la idea de hacer esta obra?

- Leí la novela de Toni Bentley, acerca de una bailarina que aspiraba a lo más alto. Era atea,y todas sus compañeras eran creyentes. Y ella, a través del baile busca en el escenario a una especie de Dios, y una trascendencia física y mística.Allí intenta encontrar todo a través de su cuerpo,  y experimenta una transformación física, superando el dolor. A ello contribuye la euforia del encuentro con el público, vive entre la inseguridad y el confiar en sí misma.

 -Y una relación con su amante muy peculiar...
   
-Sólo se relaciona con  él en la cama, en el lecho, de esta forma consigue mantener el deseo durante tres años, El sexo se convierte para ella en algo trascendente, en un camino para encontrar a Dios. Huye de la vulgaridad de la vida cotidiana, y el sexo le conduce al amor, que es eso en el fondo la obra: el encuentro del amor...

-Ella es una bailarina, ¿no?
        
-Sí, conoce en profundidad su cuerpo y todos sus músculos. Al ser un buen texto teatral, resulta fácil identificarse con el personaje, como ha sido mi caso. Ella se deja abandonar por el sexo.
         
-¿Le cuesta utilizar el crudo lenguaje en el escenario?
         
-Desde fuera puede parecer crudo, porque es muy explícito, pero tiene un aire poético y gran carga literaria. Sabe describir todas las escenas y situaciones sexuales sin prejuicios, pero con elegancia. No resulta vulgar ni de mal gusto.
        
-Desde la platea se escuchan- a veces- risas nerviosas junto a silencios elocuentes.

        
-Esas risas a las que se refiere son porque no están acostumbrados a oir según qué cosas, pero hay risas y sonrisas francas y sinceras.La risa no dejar de ser una descarga   En cuento a los silencios, me impresionan y significan que lo que cuento llega al público, lo que  supone un estímulo. Y la prueba de que están muy atentos.
        
-¿Cuánto tiempo lleva haciendo esta obra?
        
-Empezamos "Rendición" en Noviembre del 2.011, y hasta ahora. Estuvimos un tiempo en Madrid, en el Centro Dramático Nacional, luego hemos hecho gira por Edimburgo, Buenos Aires, etc. En Edimburgo lo hice en inglés, me tuve que reciclar (sonríe).
      
-La escenografía también resulta curiosa.
      
-Son dos pilas llenas de libros amontonados, porque la protagonista es una persona culta. Simboliza su viaje desde la infancia hasta que encuentra al hombre del que se enamora.
      
- Explique el título: "La rendición".
      
- La mujer aprende a rendirse, se establece una relación de poder mútua, que en un principio ella le cede a él, hasta el punto de poder llegar a hacer cualquier cosa, llegando a ser un peligro. Se entrega totalmente al hombre, y luego lo plasma en un diario donde explica sus vivencias, con el objeto de alargar  el proceso, de disfrutar más... 
      
-¿Porqué se vino a España?


- Yo empecé mi trayectoria teatral en Suiza, y me atrajo de ustedes su idioma. En Berlín hice mis pinitos teatrales,  e incluso una película "El orgullo del aro". Antes,  estuve a los 17 años en Guatemala. Sólo llegar a su país hice la película de Carlos Iglesias: "Un duro, cuatro pesetas", que  fue un espaldarazo. Trataba además-  curiósamente- , de los emigrantes españoles a Suiza. También participé en un famoso serial de TV-3: "El cor de la ciutat".
      
-Volviendo a la obra que representa en la sala Muntaner, aborda el tema de la sumisión, ¿desde qué perspectiva?

       
-Desde la ironía, llegar al sexo por la vía del autoconocimiento. El sexo está demasiado mitificado y encorsetado, creo que hay que tener cuidado a la hora de calificar actitudes como la sumisión .La adicción sexual parte del enamoramiento de un hombre, hasta el punto de llegar a depender de él, y eso significa una obsesión. En la obra se vive la experiencia de una mujer que explora sus límites hasta caerse, para luego levantarse.
     
-Suena a duro...
      
-Ella- la protagonista- se obsesiona por el hombre, anota sus vivencias, empieza a grabar los polvos. Y el espectador es invitado a reflexionar sobre el sexo.
     
-Todo envuelto en un monólogo, ¿es lo más difícil para un actor?
      
-Creo que sí, nadie te puede ayudar en la escena. Te puedes llegar a quedar en blanco, a mí sólo me pasó una vez, ¡ y salí airósamente del compromiso!.Ahora ha llegado un momento en que me resulta fácil representar el monólogo, exige mucha concentración, pero es a la vez muy gratificante. Nunca había sentido una relación tan intensa con el público. Si la sala  es pequeña, se percibe más ese interés.
     
-¿Cómo se prepara?
      
-Llego 3 horas antes al teatro, me voy metiendo en el personaje, necesitas tiempo, pensar mucho... Tienes que preparar la voz, lo de menos es aprenderte el texto de memoria.
     
-El leiv motiv de la obra de Bentley es el sexo anal, ¿un tema tabú?
     
-Al menos en el escenario sí, sólo se ha retratado en la literatura o la pintura. Escribieron de él Henry Miller o Annais Nin. En las  películas se ha hablado de él como un elemento de brutalidad...
      
-El lenguaje está muy cuidado
       
-Sí, es rico y poético, hay metáforas y referencias literarias. Ella escribe sus vivencias en forma de diario. 
     
-¿Tiene proyecto de llevar este monólogo a otras ciudades?
     
 -De momento, tenemos previsto ir a Valencia a finales de Diciembre; y asimismo a Vigo y Bilbao. Luego, me gustaría adaptar otro libro al teatro, tengo también un proyecto con Sigfrid Monleón  sobre Juana de Arco , también en un escenario.
      
-Isabelle Stoffel  interviene en la película de Jonas Trueba ( hijo de Fernando Trueba) "Los ilusos", actualmente en cartel.:"es una película underground, hecha por un grupo de amigos"- señala.
    
        
         

         
         
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.