www.diariocritico.com

Unidas Podemos

La posibilidad de que en el mes de julio el presidente en funciones, Pedro Sánchez, se someta a una investidura fallida hace cobrar relevancia a las encuestas. La última publicada en prensa, la de 'Sigma 2' para 'El Mundo', apunta a dos realidades: los votantes de Cs prefieren una abstención que facilitase la investidura y el bipartidismo sería el gran favorecido de un adelanto electoral.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez mantuvo un discreto encuentro este lunes con su socio preferente, el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias. En su tercera reunión tras las elecciones generales del 28 de abril, las posiciones siguen alejadas entre ambas formaciones de cara a la investidura de Sánchez. Y es que Iglesias sigue empeñado en entrar en el Gobierno, sea de cooperación o de coalición, mientras que los socialistas están dispuestos a intentar la investidura aunque no tengan amarrados los apoyos necesarios.

El PSOE ganaría hasta cinco puntos si hubiera una repetición electoral por el bloqueo de los pactos poselectorales. Así lo refleja el instituto Invimark en el barómetro de laSexta donde también se reflejan preferencias por la gobernabilidad distintas a las apuntadas por el CIS.

La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, ha invitado a Unidas Podemos a dar nombres de posibles políticos afines que entrasen en el ejecutivo de Pedro Sánchez como independientes.

Los españoles prefieren un giro a la izquierda en Moncloa. El pacto poselectoral preferido a nivel nacional pasa por la alianza PSOE y Unidas Podemos con la abstención de las formaciones independentistas, según se desprende del último barómetro del CIS.

> Hay un precedente que avala la rebaja del límite de la mayoría absoluta en el Congreso

La suspensión de los 4 independentistas presos allana el camino de Sánchez a la investidura abriendo la posibilidad a que salga elegido en primera vuelta. No obstante, más allá de lo que ocurra con el límite de la mayoría de la cámara que estudian los letrados del Congreso -y sobre el que existe un precedente-, el PSOE podría negociar con otros partidos los apoyos necesarios para garantizar la mayoría simple en la cámara e investir a Pedro Sánchez en segunda votación.

> Apela al apoyo de Unidas Podemos y a la abstención de Ciudadanos y PP

El presidente en funciones, Pedro Sánchez, ha apelado al resto de fuerzas parlamentarias para que no bloqueen su investidura en el mes de julio argumentando que el país necesita estabilidad. No obstate, si bien expresó esta preferencia como una necesidad de estado en ningún caso cerró la puerta tajante a que pudiera haber una 'repesca'.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez no ha querido desvelar la fecha que baraja para su investidura, ya que por el momento ni siquiera cuenta con los apoyos necesarios. Sin embargo, ha dejado clara su disposición a intentar la investidura y que sea en ese momento cuando los partidos muestren sus posiciones, y es que además de volver a pedir la abstención, casi imposible, de PP y Cs, ha instado a Unidas Podemos a aceptar su oferta para tener representación en la Administración, pero no en el Gobierno.

> Los socialistas han mantenido encuentros con todas las formaciones políticas, excepto Vox y EH Bildu

Con las reuniones con los independentistas catalanes, el PSOE pone fin a la primera tanda de encuentros de cara a la investidura de Pedro Sánchez, en la que se han entrevistado con todas las formaciones con representación parlamentaria, excepto Vox y EH Bildu. Los socialistas han tomado el pulso a los partidos en busca de apoyos, y aunque ninguna formación ha dicho todavía 'sí', parece que las cuentas terminarán saliendo.

> El líder de Podemos ha avanzado algunas propuestas que planteará a Sánchez en materia económica

Aunque dice que "la cuestión de los Ministerios es lo de menos", el líder de Podemos, Pablo Iglesias insiste en formar un "gobierno de coalición" con el PSOE para impulsar un programa de derechos sociales. Aunque reconoce su "modesta posición" tras el batacazo electoral, Iglesias reclama que "la voluntad de los ciudadanos se traduzca en un gobierno de coalición", que a su juicio, garantiza el cumplimiento de los acuerdos que alcance con el PSOE.

Aunque rechazan la idea del "gobierno de coalición", el PSOE abre la puerta a "incorporar" a miembros de Unidas Podemos en un Gobierno liderado por Pedro Sánchez. Esto supondría que estarían dispuestos a aceptar la propuesta de Pablo Iglesias para que al menos él tenga una 'cartera' en el Ejecutivo.

Mientras Pablo Iglesias insiste en formar un gobierno de coalición con el PSOE, su socio, Alberto Garzón considera que lo fundamental es pactar un acuerdo programático sin necesidad de entrar en el Ejecutivo de Pedro Sánchez. "No podemos empezar la casa por el tejado y decir desde el primer momento la fórmula de acuerdo, ya que lo único claro es que queremos la mejor fórmula para las demandas de las familias trabajadoras", ha manifestado el líder de IU.

Termina la campaña electoral de cara a las elecciones municipales, autonómicas y europeas, y como ocurrió ante la cita con las generales del 28-A, el conflicto catalán ha sido el protagonista de una contienda entre (e intra) bloques.