www.diariocritico.com
Crítica de la obra de teatro 'Finados y confinados'
(Foto: Pablo Lorente)

Crítica de la obra de teatro 'Finados y confinados': dolor familiar en plena pandemia covid

viernes 05 de noviembre de 2021, 09:47h

Cine y teatro, largometraje documental y teatro documento se funden en ‘Finados y confinados’, una propuesta escénica que se ofrece en la madrileña Sala Negra de Teatros del Canal con dramaturgia y dirección de Nieve de Medina a partir de la experiencia personal de la pérdida de dos de sus hermanos (Juan Manuel y José), durante la pandemia. Puede verse hasta el próximo domingo.

Cuatro personajes cuentan sobre el escenario el proceso de la enfermedad, su aceptación familiar, la consternación, el recuerdo y el homenaje al que se invita a participar a los espectadores asistentes. Lo protagonizan Elena Zarzosa (Elena, novia de José, hermano de Nieve), Nieve de Medina (Nieve), Eugenio Gómez (Eugenio) y Pablo de Medina Bellido (Pablo, sobrino de Nieve). Hay, además, un quinto protagonista, aunque solo interviene a través de las imágenes, Pablo, en realidad Pablo de Medina, tío del anterior y hermano de Nieve, que padece esquizofrenia paranoide y aún sigue habitando la casa familiar en la que vivía con sus dos hermanos finados, que se encargaban de cuidarlo.

Sobre un escenario totalmente blanco –diseñado también por Nieve de Medina-, y con los personajes vestidos de este mismo color –diseño de Silvia García-Bravo-, hay únicamente algunas sillas que los propios protagonistas mueven a lo largo de la casi hora y media de duración del montaje, y, al fondo, nueve puertas suspendidas, colgadas de tres en tres y de arriba abajo, sobre las que se proyectan las que parecen imágenes tomadas con cámara de móvil. Miguel Ángel Camacho ilumina todo el entorno.

Esas puertas / pantallas son la conexión interior de la casa familiar y los extraños restos de vida que nos trajo el covid: suburbano y calles asombrosamente vacías por las restricciones gubernamentales a la movilidad de los ciudadanos; la resignación y paralización generalizadas; angustia, miedo al contagio, rabia e impotencia anidando en los corazones de todos («Nos domesticaron. Gota a gota. Palabra a palabra… Nos han arrancado la dignidad… Sin protestar»).

En el seno de la familia De Medina había que proceder a reciclar los objetos acumulados en toda una vida de los dos finados (ropa y mil cachivaches y utensilios varios –incluidos cascos de moto y aparatajes deportivos de pesca submarina…-). Toda una revolución interior y exterior a la que no había más remedio que hacer frente para adaptarse con todo el dolor del mundo a la nueva situación.

Todo el público se siente rápidamente identificado con ese duelo familiar transformado en teatro documental que, posiblemente y aunque de modo distinto, ha podido vivir también muy de cerca.

Había que pasar página y abrir otra en blanco para poder seguir viviendo. Ese es el camino que, con desigual fortuna desde el punto de vista dramatúrgico, ha abierto Nieve de Medina, como también han tenido que abrir todos los familiares y amigos de los miles y miles de muertos que se ha llevado esta maldita pandemia.

‘Finados y confinados’

Dramaturgia, espacio escénico y dirección: Nieve de Medina

Reparto: Elena Zarzosa, Nieve de Medina, Eugenio Gómez, Pablo de Medina Bellido y Pablo de Medina

Producción ejecutiva: Belén Bernuy

Iluminación: Miguel Ángel Camacho

Espacio sonoro: Álvaro Gómez

Coordinación técnica: Álvaro Gómez

Edición de audiovisuales: Clara Martínez Malagelada

Diseño de vestuario: Silvia García-Bravo

Ayudante de dirección: Paz Buelta

Ayudante iluminación: Paloma Cavilla

Asistente vestuario: Cristina Montero

Coproducción: Teatros del Canal

Teatros del Canal, Madrid

Hasta el 7 de noviembre de 2021

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios