www.diariocritico.com
Crítica de la obra de teatro 'Golfa': Amanda manda y comanda

Crítica de la obra de teatro 'Golfa': Amanda manda y comanda

martes 24 de noviembre de 2020, 08:08h

José Padilla (Premio Max 2019 por Dados) ha escrito y él mismo dirige en el Teatro Galileo ‘Golfa’, una propuesta fundamentalmente dirigida al público adolescente y joven que, ya desde los institutos, comienzan a tener sus primeros escarceos sexuales. De carácter eminentemente pedagógico, la propuesta dramática aborda el tema de la sexualidad y del sexo entre jóvenes y adolescentes, hoy hipermediatizado por el fácil y nocivo acceso a la pornografía desde edades cada vez más tempranas y cuyos estereotipos dificultan notablemente las relaciones igualitarias en este terreno entre ellas y ellos.

La fábula aquí expuesta es, en efecto, más que verosímil. Una estudiante de instituto, Amanda (María Rivera), de unos 16 o 17 años, deja a su novio, un compañero de clase (Ninton Sánchez) y ese hecho le ocasiona un aluvión de insultos públicos y privados a través de las redes, así como en su entorno más próximo (puta, calientapollas, guarra, boyera…). La cuestión llega, incluso, a dar un salto cualitativo el día en que, frente a las puertas del instituto aparece una pintada, ‘Golfa’, subtitulada con la letra A, más a modo de señalamiento de hacia quien va dirigido el insulto que de firma del graffitero. A primera vista, el promotor de los insultos y la pintada es Fran, su ya exnovio y eso le cuesta a este una dura sanción en el instituto e, incluso, la posibilidad de su expulsión. Ese hecho hace que su madre, Vicky (Ana Varela) adopte una posición activa en el asunto y salga en defensa de su hijo. El tema llega a los tribunales y hace que la juez instructora del caso –siguiendo el ejemplo de Emilio Calatayud, el famoso, imaginativo y controvertido juez de menores de Granada-, adopte una resolución sui géneris para intentar arrojar luz sobre el asunto: organizar una sesión abierta y pública que va a ser retransmitida por la red, con un sexólogo (Fran Cantos).

En la acción dramática que funde lo teatral y lo audiovisual con gran eficacia narrativa, los espectadores asisten en primera fila a la sesión abierta entre Fran y Amanda, la madre de Fran y el sexólogo que conduce la sesión terapéutica abierta. Los cuatro personajes, bien perfilados e interpretados por cada uno de los actores, están en sus casas, comunicándose entre sí a cuatro bandas a través de Zoom. El público rodea el escenario tanto de frente como a ambos lados, y únicamente está ocupado por un aspa trazada sobre el suelo en cuyos extremos se hayan situadas cuatro sillas y otros tantos micros que van ocupando los personajes, cada uno situado en su habitación respectiva, y que se proyectan sobre una pantalla colocada al fondo del escenario. La escenografía es obra de Eduardo Moreno y Natalia Moreno, al tiempo que Pau Fullana proyecta sobre el escenario una contundente iluminación.

El espectador contempla embebido la sesión terapéutica, de poco más de una hora de duración, conoce razones del chico y de la chica, empatiza con la actitud de defensa de la madre, y entiende el papel neutral, equidistante y esclarecedor del sexólogo en esta extraña salida que, hipotéticamente, ha tenido una juez de menores para intentar recomponer las cosas entre los dos jóvenes, la comunidad escolar que los acoge, y la propia sociedad, tan dada a etiquetar urgentemente a los buenos y a los malos, no solo sobre el escenario o en el celuloide.

La obra se ha gestado dentro del programa de residencias artísticas (residencia de ensayo) del Teatro Galileo, que apuesta por la dramaturgia española contemporánea y por la creación joven. La deseable y necesaria irrupción de ‘Golfa’ en escenarios de todo tipo en los próximos meses -institutos y centros escolares incluidos-, promoverá un esclarecedor debate sobre sexo y sexualidad entre nuestros jóvenes, que tan necesitados están de saber que esos son conceptos más ligados a la piel y al cerebro que a los genitales y al porno. Muy interesante.

‘Golfa’

Dramaturgia y dirección: José Padilla

Reparto: Fran Cantos, María Rivera, Ana Varela y Ninton Sanchez

Ayudante de dirección: Irene Montes

Espacio escénico PRIAMO: Eduardo Moreno y Natalia Moreno

Iluminación: Pau Fullana

Vestuario: Anna Fajardo

Canción original: Efecto Pasillo

Coordinación técnica: David González

Comunicación: Aroha Díaz de Castro

Asesoramiento en salud sexual: Cristián Gallego, Fundación Sexpol

Producción ejecutiva: Alicia Álvarez y Carlos M. Carbonell

Producción: PRIMERA TOMA y CRÉMILO

Teatro Galileo, Madrid

Del 12 al 22 de noviembre de 2020

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios