www.diariocritico.com
     5 de julio de 2022

ataque a periódico francés Charlie Hebdo

Al menos una persona ha fallecido y tres policías han resultado heridos en el ataque contra un café cultural de Copenhague durante una conferencia sobre el Islam a la que asistían el ilustrador Lars Vilks y el embajador francés en Dinamarca, François Zimeray, que han escapado ilesos, según han confirmado fuentes policiales al diario 'Berlingske'. Los agentes heridos, según el comunicado de la Policía Nacional danesa, se encuentran fuera de peligro y sus familias ya han sido informadas de su estado.

El primer ministro de Francia, Manuel Valls, ha presentado un plan de lucha contra el terrorismo de 425 millones de euros que contempla, además, la contratación de 2.680 personas para reforzar la seguridad de un país sacudido por la cadena de ataques registrados entre el 7 y el 9 de enero. Tras una reunión del Consejo de Ministros, Valls ha detallado públicamente unas directrices que tienen, como gran cifra, el desembolso de 425 millones para "créditos de inversión, de equipo y de funcionamiento en el curso de los tres próximos años". La cifra aumenta a 735 millones si se tiene en cuenta el gasto derivado del nuevo personal.

La ira por las nuevas caricaturas del profeta Mahoma, publicadas por el semanario satírico francés "Charlie Hebdo", creció hoy en muchos países musulmanes, donde se registraron protestas y disturbios tras el rezo del mediodía. Si el atentado que causó doce muertos en la sede de la revista francesa despertó la semana pasada la condena unánime de las autoridades de estos países, la reacción en contra de la última portada de "Charlie Hebdo" tampoco ha visto fisuras.

Las páginas web de medios franceses como 'L' Express', 'Le Parisien', '20 Minutes', la emisora 'France Inter', el portal informativo 'Mediapart' y la revista 'Marianne' se encuentran bloqueadas este viernes por un "incidente" relacionado con su servidor, según 'Le Figaro'. 

Las 'alarmas' ante posibles atentados terroristas sacudieron al continente europeo tras la tragedia vivida en París, donde el miedo comenzó con el ataque al semanario satírico 'Charlie Hebdo'. Desde ese momento, Europa centró su atención en la prevención de nuevos atentados, por lo que la policía federal de Bélgica comenzó una operación antiterrorista en la que fallecieron dos yihadistas y quedó desarticulada la red terrorista que tenía como objetivo matar a policías en la vía pública y en comisarias, según ha informado este viernes la fiscalía.

Al menos 12 personas han sido detenidas en la noche del jueves al viernes en varios puntos de la región de París por su supuesta relación con los atentados perpetrados la semana pasada por los hermanos Kuachi y Amédy Coulibaly, que acabaron con la vida de 17 personas en la capital gala, ha informado la cadena de televisión Itele.

- Bélgica: macro-operación policial que deja 2 terroristas muertos y otro herido

- Dos terroristas muertos y uno muy grave tras la macro operacón policial

Dos supuestos yihadistas han muerto este jueves en el marco de una gran operación antiterrorista lanzada por la Policía federal belga en Bruselas y otras localidades del país. La Fiscalía ha informado de que la operación se ha activado ante el riesgo "inminente" de un atentado. El operativo se ha lanzado simultáneamente en varias localidades belgas, con "una decena de redadas" en Bruselas, varios municipios próximos, como Zaventen y Vilvoorde, y en la localidad de Verviers, situada al este del país, cerca de la frontera con Alemania.

"Es verdad que no se puede reaccionar violentamente, pero si Gasbarri (el papa aludió a uno de sus colaboradores junto a él en el avión), gran amigo, dice una mala palabra de mi mamá, puede esperarse un puñetazo. ¡Es normal!", dice

El papa Francisco afirmó hoy que la libertad de expresión tiene sus límites y que no se puede provocar ni ofender a la religión, al referirse, aunque sin citarlo, al atentado contra el semanario satírico "Charlie Hebdo" en París. El pontífice dijo que tanto la libertad de expresión como la libertad religiosa "son derechos humanos fundamentales" y precisó: "Tenemos la obligación de hablar abiertamente, de tener esta libertad, pero sin ofender".

> Hasta 1.000 o 2.000 euros se ha llegado a ofrecer por un ejemplar original del semanario en francés

El precio del último número del semanario satírico francés "Charlie Hebdo", el primero desde el atentado que sufrió el pasado miércoles, se ha disparado este miércoles en la reventa en internet, donde algunos usuarios han llegado a pedir por él hasta 2.800 euros. En España se podrá encontrar ejemplares traducidos al castellano a partir de este sábado en lugares concretos, aunque sólo se prevé alrededor de 900 ejemplares. Además esta semana también se podrá consultar la traducción de forma gratuita en la web del semanario. 

El mismo día que ha salido a la calle el número especial del semanario satírica 'Charlie Hebdo' en la que los redactores proclaman que 'Todo está perdonado', la rama de Al Qaeda en la Península Arábiga (AQPA), con base en Yemen, ha asumido la autoría del atentado perpetrado hace una semana contra la revista francesa , que fue ordenado por el líder de la organización madre Ayman al Zawahiri.

Como era de esperar, la decisión del Supremo sobre el futuro carcelario de los etarras centró buena parte de las tertulias, aún centradas en Charlie Hebdo y su regreso a los quioscos tras la masacre de su redacción. Ambos temas relacionados y facetas del debate abierto entre seguridad y libertad para combatir el terrorismo, ahora con el apellido 'yihadista'. Rosa Aguilar, en La Linterna, justificaba el acuerdo "de Estado" del PSOE con el PP casi a ciegas: "Los acontecimientos y la propia realidad nos ha dicho que estamos ante una cuestión extraordinaria", sabedora del miedo del temor a que a alguien se la vaya la mano cuando se concrete hasta donde llegan los recortes a las libertades fundamentales de los ciudadanos

> La demanda es tal, que finalmente podría llegar a una tirada de 3 millones de ejemplares

El próximo número de 'Charlie Hebdo' de este miércoles 14, el primero tras el atentado perpetrado el día 7 contra la revista satírica francesa, podría alcanzar los 3 millones de ejemplares, según ha informado la empresa distribuidora.  "El millón ha desaparecido. Probablemente tomaremos la decisión de imprimir copias extra, dos millones si es necesario", ha dicho Michel Salion, portavoz de MPL, la empresa que se encarga de la distribución de 'Charlie Hebdo'. La portada ya se ha hecho pública: "Todo está perdonado", dicen con humor sarcástico.