www.diariocritico.com

adelanto electoral

A falta de medio año para que el Gobierno de Susana Díaz agote la legislatura en Andalucía, el 'fantasma' del adelanto electoral sobrevuela la Junta después de que Ciudadanos haya planteado la ruptura del acuerdo con el PSOE. El portavoz de C's en Andalucía, Juan Marín ha elevado esta propuesta al Comité Ejecutivo Nacional del partido, "ante el incumplimiento del PSOE de los acuerdos firmados en el pacto de investidura en 2015". Marín asegura que no trasladará esta decisión a Susana Díaz, ya que considera que debe ser ella quién dé explicaciones sobre los incumplimientos y la "falta de voluntad de diálogo".

> El PSOE descarta el adelanto electoral incluso si el Gobierno Sánchez no logra aprobar los Presupuestos

La presidenta del PSOE, Cristina Narbona ha descartado el adelanto electoral, como ya hizo el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a pesar del minoritario respaldo en el Parlamento. Pero Narbona ha ido más allá y ha asegurado que incluso si no logran aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2019, mantendrán los PGE de 2018 elaborados por el Ejecutivo de Mariano Rajoy. Así se ha pronunciado en una entrevista en 'El Economista', en la que ha aprovechado para pedir "discreción y menos ansias de protagonismo" a sus 'socios' de Podemos, aunque según ha dicho, "esas cualidades no las tiene precisamente Pablo Iglesias".

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo ha salido al paso de las insinuaciones de adelanto electoral ante la previsible inestabilidad parlamentaria, y ha negado ese extremo asegurando que "lo que va a haber son Presupuestos Generales del Estado para gobernar con los criterios con los que hemos llegado al Gobierno". Además de reiterar la voluntad del presidente Pedro Sánchez de agotar la legislatura, Calvo ha apostado por elaborar unas cuentas públicas "que reflejen la justicia social y el progreso, sin asfixiar constantemente a los ciudadanos".

> Díaz quiere aprovechar el tirón de la 'era Sánchez'
> Se temen los efectos del 'caso de los ERE'

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha sacado ya el calendario electoral para aprovechar la 'ola Sánchez' de cara a un adelanto electoral. Se barajan elecciones en noviembre, lo que posibilitaría a los socialistas escapar del efecto sentencia de los ERE prevista para principios de 2019.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, habría abierto la puerta a negociar con otras formaciones la fecha del adelanto electoral que le reclama Ciudadanos, sin embargo, no será antes de la votación de la moción de censura.

El secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha anunciado que la moción de censura planteada por el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, no será apoyada por su formación. No obstante, el partido naraja considera que Mariano Rajoy debería convocar un adelanto electoral y si no lo hiciera, no descarta llegar a promover su propia 'moción de censura instrumental'.

La CUP -formación que sostiene al gobierno de Junts Pel Sí en Cataluña- ha confirmado que el Govern de Carles Puigdemont sopesa la vía de un adelanto electoral. Algo que su formación rechazaría de plano y que divide al Gobierno del PP y al PSOE en cuanto a la aplicación final del artículo 155.

El presidente catalán Quim Torra insinuó que dimitiría si no consigue aprobar los Presupuestos de la Generalitat, pero este posible adelanto electoral no lo contempla su socio de gobierno, Esquerra Republicana. Para la formación liderada por Oriol Junqueras, "las elecciones en otoño no son un escenario plausible ni que convenga", según ha manifestado su portavoz, Marta Vilalta.

> "Nadie va a resistir más allá de lo razonable", explica la portavoz del Ejecutivo, Isabel Celaá

La ministra de Educación y portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, admite en público lo que ya es más que una simple reflexión sobre el futuro: quizás Pedro Sánchez no pueda ni acabar la legislatura ante la dificultad de entenderse con algunos de los partidos que son necesarios para mantener la mayoría parlamentaria, especialmente el PDeCAT, ahora en manos de Carles Puigdemont.

La Mesa del Congreso abordará este lunes la moción de censura presentada por el PSOE. Una iniciativa que ya pende de un hilo ya que sólo podría salir adelante si Pedro Sánchez contara con el apoyo de Ciudadanos -que reclama elecciones inmediatas- o con los nacionalistas, incluido el PNV, quien acaba de exigir precisamente lo contrario: estabilidad sin adelanto electoral.