www.diariocritico.com

Juana Rivas

La Audiencia Provincial de Granada ha ratificado la condena a cinco años de prisión y seis años sin la patria potestad impuesta a Juana Rivas por la sustracción de sus dos hijos para no entregárselos al padre. Mientras Rivas insiste en que se marchó de Italia, donde residía con Francesco Arcuri, por los malos tratos que sufría, la Audiencia sostiene que Arcuri no ha sido condenado ni supone un peligro para los hijos.

¿Dejaría a sus hijos en manos de un maltratador? La misma Justicia que condenó a Francesco Arcuri por violencia doméstica castiga ahora a la víctima, Juana Rivas, por resistirse a que sus hijos queden en manos de él. Urge que los poderes públicos dejen de inhibirse e impidan que los niños puedan ser víctimas colaterales de la Violencia de Género.

La sentencia que condena a Juana Rivas a 5 años de prisión y 6 sin ejercer la patria potestad sobre sus dos hijos ha desatado la indignación en buena parte de la clase política, que carga contra la "justicia patriarcal". Mientras PP y C's guardan silencio sobre la condena a la madre granadina, el PSOE, Unidos Podemos y ERC critican la decisión del juez y recuerdan la necesidad de una formación de género en el ámbito judicial. El líder de IU, Alberto Garzón ha solicitado al Gobierno de Pedro Sánchez el indulto para Juana Rivas; y la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo se ha limitado a recordar que la sentencia es recurrible por lo que "confiamos en que no entre en prisión".

La lucha de Juana Rivas por no entregar a sus hijos a su exmarido Francesco Arcuri, condenado por maltrato, ha recibido otra bofetada de la justicia. Además, definitiva, porque con ella se agota esta vía judicial: la Audiencia de Granada ha anunciado este jueves que desestima el recurso de nulidad que presentó su abogado. Una decisión contra la que ni siquiera cabe recurso. Rivas sigue desaparecida con sus dos hijos

La condena a 5 años de prisión y 6 sin ejercer la patria potestad a Juana Rivas ha desatado la indignación en buena parte de clase política y judicial, así como en la sociedad. Cuando el juez dictó la polémica sentencia, el líder de IU, Alberto Garzón solicitó en seguida al Gobierno de Pedro Sánchez el indulto para Juana Rivas, y la petición se ha trasladado a 'change.org', donde más de 260.000 firmas reclaman que sea indultada.

Como se temía, se acabó el tiempo para Juana Rivas, a pesar de que tras casi un mes desaparecida, se presentara este pasado martes al Juzgado de Instrucción número 2 Granada que la reclamaba. Pero lo hizo sin sus dos hijos, por lo que ahora la juez la ha dejado sin salida respecto a los niños: deberá entregárselos a su marido Franceco Arcuri en la tade del próximo lunes 28.

Suma y sigue. La Justicia, desde luego con legalidad, vuelve a abofetear virtualmente a la nueva madre coraje española, Juana Rivas. Ahora ha sido el Tribunal Constitucional el que ha rechazado, ahora por "extemporáneo" y de manera definitiva, como se ha conocido en la tarde de este miércoles, el recurso judicial que presentó en su nombre su abogado en su lucha para no entregar a sus dos hijos a su padre, Francesco Arcuri, condenado por malos tratos. La lucha de Juana Rivas por no entregar a sus hijos a su exmarido Francesco Arcuri, condenado por maltrato, ha recibido otra bofetada de la justicia. Además, definitiva, porque con ella se agota esta vía judicial: la Audiencia de Granada ha anunciado este jueves que desestima el recurso de nulidad que presentó su abogado. Una decisión contra la que ni siquiera cabe recurso. Rivas sigue desaparecida con sus dos hijos

Juan Rivas tenía confianza en que la presentación hace diez días de este recurso -oficialmente denominado como incidente excepcional de nulidad- para tener un apoyo jurídico en que apoyarse para seguir negándose a entregar los niños a su exmarido Francesco Arcuri. Pero su abogado, Juan Ramón Montero, que afirma que ya se temía esta respuesta, ha recibido el jarro de agua fría de la respuesta de la Audiencia de Granada, que lo desestima y agota de manera definitiva la vía judicial.

Por tanto, continúa en vigor la orden de búsqueda, captura y detención del Jugado de Instrucción número 2 granadino que lleva su caso, al no haberse presentado a la cita que tenía el pasado martes. A l apar que atender la petición de Arcuri de que diera esa orden contra su exmujer, a la que los vecinos de Maracena -donde nació y reside ahora- con esos carteles de 'Juana está en mi casa' llevan apoyando y se supone que escondiendo.

Hay que recordar que el Tribunal Constitucional ya le denegó, el pasado 31 de julio, el recurso de amparo que presentó también su abogado con anteroridad. Con lo que la indefensión de Juana es ya totalmente definitiva ante la justicia, que, al margen de condicionamientos morales, se limita a cumplir con su obligación de aplicar las leyes vigentes. Todo ello a pesar de la condena que tuvo su exmarido en 2009 por violencia de género contra ella.

> No se presentó al juzgado en el que estaba citada por el presunto secuestro de los dos niños

Que Juana Rivas está dispuesta a ir hasta el final, con todas sus consecuencias, para no entregar a sus hijos a su exmarido Franceso Arcuri, condenado por malos tratos, es cada día más evidente. Tras no habese presentado este martes al Juzgado número 2 de Instrucción de Granada que le reclamaba por inclumplir la orden de dar sus hijos al padre, el juez ha firmado una orden de busca y detención por un delito de "retención ilegal de menores". Rivas huyó con ellos el pasado 26 de julio y está en paradero desconocido.