www.diariocritico.com

ultraderecha

Por primera vez, el líder del PP, Pablo Casado se ha referido a Vox como ultraderecha, y lo ha hecho ante el Comité Ejecutivo Nacional y posteriormente ante los medios de comunicación. En un cambio de estrategia tras la debacle del 28-A, Casado ha emprendido la batalla contra Vox y Cs, a quienes reprocha que hayan sido adversarios del PP y no de Sánchez, y ha marcado las distancias con la extrema derecha, a la que hace cuatro días ofrecía entrar en su hipotético Gobierno. Sus palabras ya han encontrado respuesta del líder de Vox, Santiago Abascal que le ha comparado con "los progres que insultan a los votantes de Vox".

Al menos 49 personas han muerto y otras 41 han resultado heridas en un ataque terrorista contra dos mezquitas en la localidad de Christchurch, en la Isla Sur de Nueva Zelanda, según ha informado el jefe de la Policía neozelandesa, Mike Bush.

> PP y Cs se desmarcan de la presencia de "grupos ultras y antidemocráticos" como Falange, Hogar Social...

PP y Ciudadanos celebran este mediodía una concentración en la plaza de Colón de Madrid, a la que se ha sumado Vox, entre otras fuerzas ultras, en defensa de la unidad de España y contra la política del Gobierno de Pedro Sánchez, al que los manifestantes exigirán la convocatoria anticipada de elecciones. Eso, aunque las negociaciones con los partidos catalanes quedaron canceladas por orden del presidente.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez ha cargado contra el líder del PP, Pablo Casado por ser el "responsable del crecimiento de la ultraderecha" de Vox, a la que ha definido como "la bancarrota moral y política de la derecha". Sánchez ha llamado a la movilización ante el "cuestionamiento de derechos y libertades por parte de las tres derechas".

> Ambos mandatarios pugnan por hacerse con electorado xenófobo; viajan a Ceuta para hacerse la foto

Ha calado más el discurso del nuevo presidente del PP, Pablo Casado, pero el de Albert Rivera este fin de semana ha sido el mismo: no más inmigrantes africanos y basta de señales desde el Gobierno español para evitar un 'efecto llamada'. Un efecto que se ha demostrado que no ha aumentado, porque están viniendo prácticamente los mismos migrantes que otros veranos, aunque es un fenómeno creciente año tras año. Pero eso da igual: la lucha ahora es por hacerse con el discurso xenófobo y ganarse al electorado afín a esas ideas.

> La madrileña plaza de Colón recibió a ultraderechistas y neonazis con enseñas carlistas y falangistas
> Delegación del Gobierno sólo hablaba de 45.000 asistentes, pero PP y Cs hablan de unas 200.000

Para la izquierda está claro: "pinchazo" en el intento por llenar Madrid con personas protestando en la manifestación contra Pedro Sánchez. La Delegación del Gobierno en la capital cifró en 45.000 los asistentes a la concentración convocada por PP, Ciudadanos y Vox, que ha sido seguida por otras formaciones como UPyD y también partidos ultraderechistas y neonazis como Falange, España 2000, Democracia Nacional u Hogar Social Madrid, entre otros.