www.diariocritico.com

Teatro

  • “En la creación espacio escénica -como a mí me gusta llamar a la escenografía-, hay que renunciar a muchas cosas en favor del conjunto del espectáculo”
  • “Cada proyecto exige una metodología y un diseño únicos”

Son tantas, que Elisa Sanz no puede precisar muy bien el número de producciones en las que ha participado como escenógrafa en sus más de cinco lustros de profesión, pero asegura que “han sido bastantes más de cien”. Aún así, Elisa no pontifica cuando habla de su trabajo como escenógrafa. Lo hace de forma sencilla, directa, como quitándole importancia, y expresando sus opiniones sin ambages de ningún tipo, preñando, además, su discurso de frases sencillas, cotidianas, desprovistas de toda afectación, y de algún que otro taco, que suelta con la mayor naturalidad del mundo...

Lucía Miranda (Valladolid, 1982), se considera, sobre todo, directora de escena y, aunque le cueste aceptarlo, es también dramaturga (“nombrarme dramaturga, me da risa. O pudor. O un poco de todo”). Pero ahí están ¿Qué hacemos con la abuela? (2012), La zarzuela es joven y Cantando sin ton ni son (ambas en 2014), Las chicas no fuman igual y Nora, 1959 (2015) y, más recientemente, Fiesta, Fiesta, Fiesta (2016), estrenada en el Teatro Español de Madrid en abril de 2018 y con todas las entradas de la sala Margarita Xirgu vendidas antes del estreno. Una circunstancia nada habitual en el teatro madrileño de los últimos años. Acaso sea porque esta vallisoletana extrovertida, alegre y rigurosa a la vez, se ha mimetizado con la capital desde que reside en el corazón del Rastro madrileño, aunque su compañía, The Cross Border Project, y los múltiples compromisos y actuaciones, la tienen varios meses al año alejada de su casa. Esta temporada, sin ir más lejos, además de este montaje, ha dirigido la adaptación teatral de El Hijo de la Novia en el Teatro Sánchez Aguilar de Guayaquil (Ecuador) y ha colaborado con cuatro dramaturgos en País Clandestino, estrenada en el festival más importante de Argentina, el FIBA de Buenos Aires, un espectáculo que ha estado también en Santiago de Chile y en el MIT de Sao Paulo.

Actor y director teatral, Luis Bermejo (Madrid, 1969), ama profundamente su oficio, el teatro (El Rey, El Minuto del Payaso, Vania, Los mariachis…), pero sus incursiones en el cine y la televisión le han dado el reconocimiento unánime del público a su quehacer. Nominado a los Premios Goya en 2009 como actor revelación por su papel en la película Una palabra tuya y, en 2015, como mejor actor protagonista por Magical Girl, precandidata a los Oscar. Ha trabajado también en algunas de las principales series de ficción de estos tiempos (Compañeros, Hospital Central, Amar es para siempre…).

Tras sus repetidos éxitos en Madrid, pronto de gira española

Con dos extraordinarios actores: Nacho Guerreros, el Coque de 'La que se avecina', y Kike Guaza

Triunfadora por todos los escenarios madrileños y demás en que se ha subido, el último recientemente en el Teatro del Barrio, 'Juguetes rotos' va a continuar de gira próximamente por muchas localidades españolas. Una valentísima y magnífica obra, escrita por Carolina Román, de plena actualidad sobre las identidades sexuales y sus derechos, el 'buylling', y lo mucho que queda por avanzar socialmente. En la que Nacho Guerreros, el cómico Coque de 'La que se avecina', muestra su faceta de actor completísimo como Mario, acompañado por otro gran intérprete, Kike Guaza.

> “No se puede consentir que los actores acepten trabajar sin contrato, sin alta y sin cobrar”
> Mi labor consiste en ayudar a que las compañías trabajen, que se muevan y que se les pueda ver en todos lados

Tiene la ilusión de una adolescente aunque Carlota Guivernau lleva ya tras de sí bastantes años de teatro, y en diversas facetas. Comenzó como actriz, y así estuvo más de 15 años, pero luego derivó su pasión por la producción y la distribución, y ahí sigue. No en vano, es titulada superior en Producción y Gestión de Espectáculos en el CTE (Centro de Tecnología del Espectáculo), perteneciente al entonces Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

> "Se trata de crear un armazón donde se cuelgue y se realce el texto dramático"
> "En los autores noveles hay cierta contaminación de la narrativa"

'Guía para corregir textos dramáticos', de Susana Sierra Álvarez, es un libro tan inusual como necesario. En él se reflexiona por primera vez en español acerca de la corrección de estilo y ortotipográfica de los textos teatrales. Pero, aunque orientado inicialmente a profesionales del teatro y de la edición, su lectura está también indicada para lectores de textos teatrales porque resulta francamente amena puesto que, como se indica en el subtítulo del libro, se busca «cómo enfrentarse a un texto dramático sin que sea un drama».

El Diario Oficial de Castilla-La Mancha publicará el próximo viernes, día 20 de abril, las bases reguladoras de las subvenciones de producción de teatro, danza y circo, una línea plurianual que cuenta para este ejercicio presupuestario con una partida de 150.000 euros y que no se convocaba desde el año 2010.